Es noticia
Menú
Llega una DANA provocada por un chorro polar: "La primera embestida del invierno"
  1. España
¿A qué zonas afectará?

Llega una DANA provocada por un chorro polar: "La primera embestida del invierno"

La borrasca fría que se avecina puede producir precipitaciones y una bajada significativa de las temperaturas a partir de este fin de semana. Incluso, no se descartan nevadas en zonas bajas

Foto: Nevadas en pamplona en 2020. (EFE/Jesús Diges)
Nevadas en pamplona en 2020. (EFE/Jesús Diges)

España se despedirá pronto del buen tiempo. Si todo va según lo esperado, este fin de semana se intensificará un chorro polar, término con el que la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) hace referencia a una corriente atmosférica de aire frío que gira desde Norteamérica hacia Europa. Si estas corrientes se ondulan y llegan a las latitudes en las que se sitúa nuestro país, pueden dar lugar una depresión aislada en niveles altos (DANA), que dejaría un temporal de frío, lluvia y las primeras nevadas notables en la Península y Baleares, con importantes acumulaciones en el Pirineo, la Cordillera Cantábrica y Picos de Europa, según explica el meteorólogo Francisco Martín, de Meteored.

Este viernes ya estarán en alerta cinco provincias y las dos ciudades autónomas por olas que podrán alcanzar los 5 metros de altura, rachas de hasta 80 kilómetros por hora y precipitaciones con acumulados de hasta 20 litros por metro cuadrado en una hora. Concretamente, el estrecho en Cádiz, la costa de Granada, Axarquía, Sol y Guadalhorce en Málaga, Poniente Almeriense y Almería capital, tendrán aviso de riesgo importante (naranja) por fenómenos costeros provocados por viento del este con intervalos de fuerza 7 a 8 que producirá olas de 4 a 5 metros, y viento de levante con intervalos de fuerza 8 en el oeste del estrecho y mar adentro de este en el sur de Trafalgar.

Además, la costa andaluza tendrá también aviso de riesgo (amarillo) por viento de levante con rachas máximas de 70 kilómetros por hora en Axarquía, Sol y Guadalhorce y Ronda en Málaga; el litoral, la Campiña, Grazalema y el Estrecho de Cádiz, donde en este último se podrán alcanzar rachas máximas de 80 kilómetros por hora. Las ciudades de Ceuta y Melilla tendrán activo el aviso amarillo por fenómenos costeros debido al viento de levante con intervalos de fuerza 7 que provocará mar combinada con olas de 3 a 4 metros e incluso 5 metros mar adentro en Ceuta, y viento del este y del nordeste con intervalos de fuerza 7 que provocará olas de 3 metros en Melilla. Asimismo, la AEMET alerta del riesgo por lluvias en el litoral norte y sur de Valencia donde se podrán acumular hasta 20 litros por metro cuadrado en una hora.

Para hoy, se prevén cielos nubosos o con intervalos nubosos en el sur de Baleares, en el sudeste peninsular y el área del Estrecho, con probabilidad de precipitaciones más abundantes en el Estrecho, que se intensificarán en el sudeste peninsular. Irán acompañadas de tormenta en la mitad de la jornada del viernes, y se extenderán por el golfo de Cádiz, el Estrecho y Alborán. Es probable que sean localmente más fuertes en el litoral valenciano. En el resto del territorio peninsular, se esperan cielos poco nubosos o despejados con intervalos de nubes matinales en el Cantábrico y en zonas de la Meseta e intervalos de nubes medias y altas en la mitad sur durante el final del día; y no se descartan chubascos aislados en Extremadura o en el sistema central. En Canarias, habrá predominio de cielos nubosos en las islas de mayor relieve, con claros de madrugada y a últimas horas

A lo largo de los próximos días, el anticiclón atlántico irá acercándose al suroeste de Europa, al tiempo que la borrasca Blas, la primera que bautizó esta temporada la Aemet, desaparece definitivamente. "Esto garantiza tiempo seco en la mayor parte de España, aunque con vientos del este, procedentes del Mediterráneo y, por tanto, cargados de humedad, que todavía darán lugar a lluvias en el Mediterráneo y el área del Estrecho, donde el Levante soplará con intensidad", explica el portavoz de la Aemet, Rubén Del Campo. Ya de cara al fin de semana, una borrasca atlántica podría generar más lluvias en el sur de la península y Baleares, mientras que a comienzo de la próxima semana, coincidiendo con la llegada de una borrasca fría a nuestro territorio, podrían producirse precipitaciones y una bajada significativa de las temperaturas, por lo que no son descartables las nevadas en zonas bajas, no solo en las montañas. "No obstante, cabe señalar, que nos encontramos ante una situación poco predecible a partir del lunes, es decir, la incertidumbre es muy alta", matiza el meteorólogo de la Aemet.

Francisco Martín coincide en que a partir del domingo es probable que se enfríe el ambiente en el país debido a la entrada del viento del norte causado por la formación de una "dorsal atlántica de bloqueo", junto con un ramal descendente de norte a sur orientado al territorio peninsular. De este modo, la DANA resultante desencadenaría en el país un episodio de "lluvias abundantes" en el tercio norte peninsular, Baleares y zonas levantinas. También se prevén precipitaciones en Canarias, aunque su origen es fruto de otros sistemas nubosos.

Su predicción también apunta que las nevadas podrían afectar a "muchas" zonas altas peninsulares y de la Meseta Norte. En palabras de Martín, "esta invasión parece estar prácticamente asegurada" y añade que, junto con el viento, la sensación de frío se verá "intensificada". De hecho, desde 'eltiempo.es' señalan que la semana que viene en algunas zonas podrían registrarse temperaturas máximas de solo un dígito, especialmente en la mitad norte peninsular. Por todo ello, Martín pronostica un "cambio de tiempo" para la próxima semana que, de confirmarse, sería "la primera embestida del invierno" aunque ha descartado que se vaya a producir "la llegada de una nueva Filomena porque la dinámica y la génesis de la situación no es igual". No obstante, ha alertado de que "habrá que estar atento" a la predicción.

Un 1% de probabilidad de otra Filomena

De hecho, la probabilidad de que se repita una borrasca de la magnitud de Filomena es "muy baja, de alrededor del 1%", según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) que recuerda que estos fenómenos extremos se producen "cada mucho tiempo y de manera extraordinaria". "Aunque es imposible predecir a largo plazo un episodio extremo como Filomena, las borrascas de esas características son muy poco probables y se calcula que su período de retorno es de aproximadamente unos 100 años", ha indicado el portavoz de la Aemet, Rubén del Campo.

La probabilidad de que Filomena se repita es muy baja, puesto que este tipo de fenómenos extremos se producen cada mucho tiempo

Por ahora no se puede descartar con rotundidad que España esté a salvo de una nueva Filomena en lo que queda de otoño y durante el próximo invierno, pero Del Campo ha insistido en que se trata de un fenómeno meteorológico "sin precedentes en el último siglo", al menos en la zona centro de España. En cuanto a la previsión estacional, hasta finales de enero de 2022 la Aemet pronostica que las temperaturas sean más altas de lo normal en la mayor parte de España, en especial en la vertiente mediterránea, sin que por ahora se pueda precisar si los próximos meses "serán más secos o más lluviosos de lo normal" en esta época.

Frío y lluvia en el puente de la Constitución

De cara al puente de la Constitución, que se celebra del 6 al 8 de diciembre, 'eltiempo.es' ha avanzado que los modelos revelan que suele ser frío y lluvioso según un análisis realizado con datos comprendidos entre el periodo que va de 1981 a 2010, cuando se constata que la lluvia hace acto de presencia en más de la mitad de las ocasiones en todo el territorio, incluyendo los archipiélagos. Sin embargo, la lluvia es más habitual en el oeste y noroeste, y menos en el sureste.

Así pues, la ciudad más lluviosa es Lugo, donde ha precipitado el 96% de los años, lloviendo además un 74% de los días. Castilla y León también destaca, con un 83% de los años y un 51% de los días con precipitación en Valladolid. En el suroeste, Cáceres presenta un 79% de los años húmedos, con un total del 53% de los días con algún tipo de precipitación. Por el contrario, las precipitaciones son menores en el sureste peninsular y el oriente de las islas Canarias. En San Javier (Murcia) llueve el 50% de los años, pero apenas lo ha hecho en un 21,8% de los días mientras que en Lanzarote ha llovido casi un 57% de los años pero apenas un 26,6% de los días. Esto quiere decir que si bien es normal que llueva, estas lluvias suelen ser escasas y concentrarse en uno o dos días.

Además, diciembre puede estar dominado por la estabilidad y las nieblas. Estas nieblas, en zonas como el valle del Duero o en Lleida, pueden ser muy persistentes y espesas y producir precipitaciones débiles, subiendo la cantidad de años y días en los que hay precipitaciones en los sitios donde afectan. También pueden darse nevadas, especialmente en zonas de las dos mesetas, por lo que no es raro ver nieve en capitales como Soria, Ávila o Teruel.

De acuerdo a la climatología, las temperaturas medias son bastante frías en casi todo el país. Las zonas más frías se localizan en las dos mesetas, con capitales como Soria, con 4,5ºC, y municipios como Molina de Aragón, con 3,8ºC. En general, en Castilla y León, Madrid y Castilla-La Mancha las temperaturas medias suelen situarse entre los 3ºC a 6ºC, lo cual indica un ambiente muy frío.

España se despedirá pronto del buen tiempo. Si todo va según lo esperado, este fin de semana se intensificará un chorro polar, término con el que la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) hace referencia a una corriente atmosférica de aire frío que gira desde Norteamérica hacia Europa. Si estas corrientes se ondulan y llegan a las latitudes en las que se sitúa nuestro país, pueden dar lugar una depresión aislada en niveles altos (DANA), que dejaría un temporal de frío, lluvia y las primeras nevadas notables en la Península y Baleares, con importantes acumulaciones en el Pirineo, la Cordillera Cantábrica y Picos de Europa, según explica el meteorólogo Francisco Martín, de Meteored.

Canarias Teruel
El redactor recomienda