SEGUNDA JORNADA DE TRABAJO EN CUBA

Sánchez ve "impulso reformista" en Cuba y se ofrece a las empresas tras años de "dejadez"

El presidente señala que ahora es la oportunidad de intentar recuperar el terreno perdido tras un tiempo de mayor alejamiento con La Habana. Pide a Díaz-Canel que agilice los impagos

Foto: Pedro Sánchez y la ministra Reyes Maroto, con el nuevo jefe de la CEOE, Antonio Garamendi (d), y el presidente de la Cámara de Comercio, José Luis Bonet, este viernes en La Habana. (EFE)
Pedro Sánchez y la ministra Reyes Maroto, con el nuevo jefe de la CEOE, Antonio Garamendi (d), y el presidente de la Cámara de Comercio, José Luis Bonet, este viernes en La Habana. (EFE)

Que sea el presidente del Gobierno español quien viaje hasta Cuba y ayude a deshacer dificultades y desbloquear algunos proyectos es, para el Ejecutivo, un salto cualitativo. Y también lo perciben así las firmas instaladas en la isla, ahogadas algunas de ellas por las deudas del Ejecutivo de La Habana. Pedro Sánchez está convencido de que el impulso institucional al máximo nivel, en contraste con la "dejadez" de años anteriores —por la política de mayor frialdad de las Administraciones del PP—, puede facilitar que las compañías españolas recuperen algo del terreno perdido en los últimos años. Ahora es el momento de aprovechar los cambios, defiende el presidente.

Este 23 de noviembre Sánchez arrancó la segunda parte de su viaje histórico a Cuba. Desayuno con empresarios españoles primero —24 de ellos le acompañaron en el Airbus que despegó desde Madrid— y foro hispano-cubano después. El jefe del Ejecutivo aseguró, en la primera de sus citas del día, y ante un centenar de directivos de compañías de nuestro país, que durante su reunión, el jueves por la tarde, con el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, sí apreció un "impulso reformista". Es más, ahora que está en marcha el debate de la reforma constitucional, España confía en que se "clarifiquen algunas cuestiones" económicas. "Estamos expectantes", dijo.

Sánchez ve "impulso reformista" en Cuba y se ofrece a las empresas tras años de "dejadez"

"Creo que hay realmente una voluntad de estrechar lazos con la sociedad española". En distintas vertientes: en el plano industrial, cultural, educativo, infrestructuras... "Y planteé que España estuviera presente en algún gran proyecto que esté previsto en Cuba". En concreto, Sánchez citó las energías renovables, en las que España es un país puntero en todo el mundo, pero también es referente planetario en construcción de ferrocarril, o en turismo, igual que hay grandes oportunidades de crecimiento en gestión aeroportuaria y en la industria agroalimentaria.

El Ejecutivo quiere "acompañar al empresariado español, dentro de las circunstancias difíciles" de la isla. La "guinda", el viaje de los Reyes en 2019


El presidente señaló que "siempre que un presidente del Gobierno" viaja a Cuba se genera máxima expectación en los medios, lo que demuestra, a su juicio, que que la sociedad española está interesada. Y es que estas "relaciones políticas e institucionales asiduas, normales", como las que él ha ido persiguiendo con este desplazamiento a la isla, es en realidad "el fiel reflejo de lo que ocurre" en el mundo de la empresa, que lleva muy presente en el país caribeño desde hace año. "Queremos acompañar al empresariado español, dentro de las circunstancias difíciles y complejas" que atraviesa la isla, por lo que confía en que este viaje sea el primero de otras muchas reuniones a distintos niveles que tendrán su culminación, la "guinda" o la "visualización" más contundente de todo aquello que representa Cuba para España en el casi seguro viaje de los Reyes a La Habana en 2019, aprovechando el quinto centenario de su fundación.

"Voluntad y reconocimiento"

Una de las fuentes de inquietud para el tejido empresarial español en el país caribeño son los impagos. El exsecretario de Estado con el PP Jaime García-Legaz, presidente del Comité Bilateral Hispano-Cubano, ofreció una cifra elocuente: los en torno a 900 millones de euros de exportación anuales se sustentan no solo en grandes compañías españolas, sino también en pymes que venden cantidades "modestas" y que lo están "pasando regular" por las deudas del Estado cubano.

García-Legaz pide que se realice un "esfuerzo mayor" para paliar las angustias de las compañías por los impagos, de 300 millones de euros

El importe de los impagos a las firmas españolas que operan en la isla es de unos 300 millones de euros. España está cerca de convertirse en el segundo socio comercial y necesita un mayor empujón. Legaz agradeció y reconoció el valor de los mecanismos ya existentes para ayudar a los empresarios instalados en Cuba, como el fondo de contravalor, los créditos Cesce y la línea crediticia del Banco Sabadell, y ya se están viendo "los frutos". Pero a continuación demandó al Gobierno que se realice un "esfuerzo mayor" para paliar las angustias de las compañías y se "apuren otros instrumentos similares" al del Sabadell para "intentar hacer frente a ese volumen" de impagos.

Sánchez ve "impulso reformista" en Cuba y se ofrece a las empresas tras años de "dejadez"

Sánchez recordó que había hablado de esta cuestión en el 'tête-à-tête' que mantuvo primero con Díaz-Canel este jueves, y también en la reunión ampliada en la que participaron las dos delegaciones, y le trasladó la necesidad de agilizar ese pago de las deudas a las pymes. "Si encontré voluntad y reconocimiento. El presidente lo subrayó en varias ocasiones. Es consciente del compromiso del empresariado español con Cuba... y de la paciencia".

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios