EL SUPREMO TRABAJA POR TENERLA LISTA CUANTO ANTES

La sentencia sobre Urdangarin se conocerá en pleno puente de mayo

La Audiencia de Palma le condenó hace un año a seis años y tres meses de prisión, y en la vista de revisión, la Fiscalía reclamó un incremento de la pena hasta los 10 años

Foto: Iñaki Urdangarin, exduque de Palma. (EFE)
Iñaki Urdangarin, exduque de Palma. (EFE)

El Tribunal Supremo ultima la sentencia del caso Nóos y baraja tenerla lista para la primera semana de mayo. El calendario previsto para la deliberación y redacción de la resolución, a cargo del ponente Antonio del Moral, se ha alargado unos días más de lo previsto, aunque la sala trabaja para tenerla lista en el menor plazo posible, informan a El Confidencial fuentes jurídicas.

Del resultado del criterio de la sala integrada por cinco magistrados depende el futuro del exduque de Palma, que apura sus últimos días antes de conocer si ingresará en prisión. La Audiencia de Palma le condenó hace un año a seis años y tres meses de prisión y, en la vista de revisión en casación de este fallo, la Fiscalía reclamó un incremento de la pena hasta los 10 años. Salvo sorpresa, es previsible que la condena firme fijada represente un ingreso en prisión del cuñado del Rey, ya sea porque confirme la de primera instancia o porque eleve la pena al admitir alguno de los argumentos de la Fiscalía.

La complejidad de la cuestión es evidente. Las tres magistradas de Palma que condenaron en primera instancia necesitaron 744 páginas para desarrollar su sentencia y en la vista comparecieron una decena de partes. La Fiscalía recurrió en un escrito de 100 páginas. El número de partes —acusaciones y defensas— obligó hace unas semanas a alargar la vista durante cuatro horas.

Además de la Fiscalía, también la Abogacía del Estado pide aumento de penas. Tanto el Ministerio Público como los letrados estatales sitúan al marido de la infanta Cristina en el centro de la trama. Junto a su socio, Diego Torres, fue "el motor" del comportamiento delictivo que se extendió a otros condenados, entre ellos el expresidente balear Jaume Matas. Ambos obtuvieron beneficios ilícitos millonarios gracias a la actividad de la mercantil de consultoría "sin ánimo de lucro" Nóos, que disfrutó de distintos contratos adjudicados de forma irregular y cuya atribución se obtuvo en atención a la evidente influencia que ostentaba el esposo de la hija del Rey.

Dentro de poco acabará la etapa que ha mantenido a la pareja en Suiza, donde ambos se desplazaron para escapar del foco durante esta fase intermedia

El desenlace de esta historia, que arrancó hace ocho años y que se originó como pieza separada del caso Palma Arena, está cercano. La infanta Cristina, ahora fuera del procedimiento, fue acusada durante la vista oral, ya que figuraba como titular junto a su esposo en una de las empresas que percibieron pagos, la inmobiliaria Aizoon. En su escrito ante el Supremo, la defensa de Urdangarin insistió en su inocencia y se agarró a su desconocimiento. Alegó su escaso manejo de asuntos contables, financieros y fiscales. "No se puede demandar al olmo por no dar peras", llegó a asegurar en uno de sus escritos.

Acabará así la etapa que ha mantenido a la pareja en Suiza, donde ambos se desplazaron para escapar del foco durante esta fase intermedia. En estos últimos meses, la Infanta ha desarrollado allí su trabajo para La Caixa mientras su marido debía cumplir medidas cautelares y presentarse de forma periódica ante los tribunales para evitar una huida. Un ingreso en prisión del exduque de Palma conducirá a la familia a regresar a España.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
29 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios