Es noticia
Menú
Ackman sale de Netflix con un golpe de 430 M al "perder la confianza para predecir su futuro"
  1. Empresas
Reducirá precios e incluirá anuncios

Ackman sale de Netflix con un golpe de 430 M al "perder la confianza para predecir su futuro"

En la carta remitida a sus accionistas, el gestor señala que "los cambios en el crecimiento futuro del número de suscriptores puede tener un impacto enorme en nuestra estimación de su valor"

Foto: Bill Ackman, fundador de Pershing Square Capital. (Reuters/Mike Blake)
Bill Ackman, fundador de Pershing Square Capital. (Reuters/Mike Blake)

"Hemos perdido la confianza en nuestra capacidad para predecir las perspectivas de la empresa". Así de rotundo se mostraba uno de los gestores más reconocidos de Wall Street como es Bill Ackman, fundador de Pershing Square Holdings. Lo hacía en la carta que remitía a sus accionistas tras salir completamente de Netflix tras el varapalo bursátil que sufría la plataforma de streaming, que se desplomaba un 35,12% en bolsa y que le asestaba un golpe de unos 430 millones de dólares a la firma del inversor. Todo ello, debido a la caída en el primer trimestre del número de suscriptores (200.000) de la compañía estadounidense por primera vez desde 2011, como consecuencia de la guerra en Ucrania; y a anticipar la pérdida de más de dos millones en el segundo trimestre.

Ackman hacía las maletas de Netflix, puesto que "los cambios en el crecimiento futuro del número de suscriptores puede tener un impacto enorme en nuestra estimación de su valor intrínseco". Por tanto, el gestor recela de la idea de la compañía de reducir el precio de sus servicios con la entrada de anuncios de publicidad dentro de su plataforma, porque "estos cambios en el modelo comercial son sensatos, pero es extremadamente difícil predecir su impacto en el crecimiento de suscriptores, ingresos y márgenes operativos".

Con este cambio en su modelo de negocio, el gestor justificaba también la salida en que siempre invierten en compañías que tienen un alto grado de previsibilidad en su negocio y, aunque Netflix ha sido simple de entender en los últimos años, ahora no es así o, al menos, "no con un grado suficiente de certeza".

Foto: Imagen de archivo con el logo de Netflix. (Reuters/Blake)

El gestor americano, pese a la salida de Netflix, ha destacado la buena labor de su equipo directivo. "Tenemos un gran respeto por sus ejecutivos y la empresa tan notable que han construido" y, por tanto, "con base en su historial, no nos sorprendería ver que continúe siendo una empresa con un enorme éxito y una excelente inversión a precios actuales".

La salida de Netflix, a las primeras de cambio, se justifica en sus aprendizajes de errores en el pasado, por lo que uno de ellos ha sido "actuar con celeridad cuando descubrimos nueva información sobre una inversión que es inconsistente con nuestra tesis original. Por eso lo hicimos aquí".

La fuerte caída de Netflix suponía un varapalo para Ackman. La caída bursátil de la plataforma de streaming provocó una caída de hasta cuatro puntos porcentuales en la evolución de los fondos de Pershing Square, lo que hizo que sus productos financieros entraran en terreno negativo en lo que llevamos de año y con una caída del 2% en 2022.

La liquidez con la desinversión en Netflix se pondrá pronto a trabajar. "Estamos en un entorno rico en oportunidades debido al cambio en la política de la Fed, el entorno inflacionario, la incertidumbre geopolítica y la alta volatilidad en los mercados. Por tanto, esperemos encontrar un buen uso para este importe", concluye Akman en su misiva a sus accionistas.

"Hemos perdido la confianza en nuestra capacidad para predecir las perspectivas de la empresa". Así de rotundo se mostraba uno de los gestores más reconocidos de Wall Street como es Bill Ackman, fundador de Pershing Square Holdings. Lo hacía en la carta que remitía a sus accionistas tras salir completamente de Netflix tras el varapalo bursátil que sufría la plataforma de streaming, que se desplomaba un 35,12% en bolsa y que le asestaba un golpe de unos 430 millones de dólares a la firma del inversor. Todo ello, debido a la caída en el primer trimestre del número de suscriptores (200.000) de la compañía estadounidense por primera vez desde 2011, como consecuencia de la guerra en Ucrania; y a anticipar la pérdida de más de dos millones en el segundo trimestre.

Wall Street Streaming
El redactor recomienda