debate de investidura

Iglesias dicta su "epílogo" a Rajoy y describe la "nueva España" en la que ganará Podemos

"Tarde o temprano vamos a ganar y aspiramos a ser un instrumento político para eso, por ello estaremos preparados para gobernar la servicio de esa nueva España", aseguró el líder de Podemos

Foto: El líder de Podemos, Pablo Iglesias durante su intervención en el debate de investidura en el Congreso. (EFE)
El líder de Podemos, Pablo Iglesias durante su intervención en el debate de investidura en el Congreso. (EFE)

El líder de Unidos Podemos, Pablo Iglesias, ha resumido la sesión de investidura en un tono más comedido y sosegado que en la segunda jornada del pleno de investidura, de la que saldrá presidente Mariano Rajoy como el "epílogo" al Gobierno del PP y a un país que está en proceso de cambio. Una "nueva España", dijo, que acabará llevando a su partido a ganar y acabar gobernando. "Tarde o temprano vamos a ganar y aspiramos a ser un instrumento político para eso, por ello estaremos preparados para gobernar al servicio de esa nueva España".

Con un mensaje optimista, y esta vez sí, diagnosticando los problemas sociales y políticos más acuciantes para el país con los que pretende acabar, el secretario general de Podemos ha subrayado que "lo importante es que España ha cambiado en una dirección diferente a la de ustedes. Hay un nuevo país, una nueva España, joven, moderna y sin miedo".

El concepto de la "nueva Epaña" que está por venir ha atravesado el discurso de Iglesias argumentando que no toleran la corrupción, los desahucios o la desigualdad social y que tienen una "manera crítica de ver las cosas". Por todo ello, vaticinó, "quieren que nuestro país se respete, defender los derechos sociales, los servicios públicos y la dignidad soberana de nuestro país frente a los poderes extranjeros", concluyó. Unas demandas compartidas por Unidos Podemos y que acabarán por llevar a cabo porque se mostró convencido de su victoria electoral en un futuro cercano.

La primera parte de su intervención se centró en argumentar lo que considera el adelantado epílogo del Gobierno del PP. "Se tuvo que articular una operación para desenmascarar a Ciudadanos como fuerza rengeneradora, destrozar por dentro al PSOE y finalmente humillarnos", explicó en referencia a la decisión de los socialistas de abstenerse para permitir un Ejecutivo liderado por Rajoy. En todavía presidente el funciones, dijo Iglesias, actuó durante este proceso como un "convidado de piedra, dejó que las élites y sus aparatos se encargasen".

Pablo Iglesias: "Lo importante es que España ha cambiado en una dirección diferente a la de ustedes"

Por sus resistencia, añadió el líder de Unidos Podemos, demostró ser un bueno político, pero lo calificó como desleal "al sistema político de nuestro país porque lo dejó herido de muerte, acabando con el turnismo" en el que se sostenía el bipartidismo. Una acción por la que, indirectamente, aseguró Iglesias, "puso las bases para que tarde o temprano nosotros le ganemos las elecciones". 

El 'enfant terrible' que Pablo Iglesias había domesticado durante estos dos últimos años al frente de la formación, y que volvió a resurgir con fuerza en sus últimas intervenciones parlamentarias, salió al estrado brevemente, cuando tras los abucheos desde la bancada del PP y Ciudadanos exhortó: "Tranquilícense señorías, les conviene más que a nadie que esto sea rápido e indoloro".

Tras concluir con su discurso, el secretario general se fundió en un abrazo con su número dos, Íñigo Errejón, con quien mantiene una tensa confrontación sobre cuál debe ser la hoja de ruta del partido. Un gesto que provocó una burlona carcajada por una parte del la Cámara.

Elecciones Generales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios