SEGUNDA SESIÓN DEL DEBATE DE INVESTIDURA DEL CONGRESO

Sánchez a Rivera: "Los hay más pendientes de la confrontación. Gracias por su valentía"

El candidato socialista aprovecha la distensión introducida en el pleno por el tono del jefe de Ciudadanos para defender su programa de gobierno y seguir presionando a Podemos

Foto: Pedro Sánchez sigue desde su escaño la segunda sesión de investidura en el Congreso, este 2 de marzo. (EFE)
Pedro Sánchez sigue desde su escaño la segunda sesión de investidura en el Congreso, este 2 de marzo. (EFE)

Tras la tensión creciente que se había vivido en el arranque de la segunda jornada del debate de investidura de Pedro Sánchez, calma. Sosiego. Normal. Después del careo con Mariano Rajoy y el vibrante rifirrafe con Pablo Iglesias, el intercambio dialéctico con Albert Rivera discurrió entre lógicos algodones, habida cuenta del pacto firmado entre ambos la semana pasada y que ambos defendieron con ahínco. 

Sánchez, de hecho, aprovechó su turno de respuesta a Rivera para explicar otra vez su programa de gobierno conjunto [aquí en PDF], y defendió su ADN "de izquierdas", porque contiene medidas totalmente distintas a las aplicadas por el PP. Son, como había dicho antes a Rajoy, una "enmienda a la totalidad" de sus leyes y reformas. Desgranó las propuestas en materia laboral, de ajuste más relajado del déficit, sin recortes del gasto social, el estudio de un impuesto para las grandes fortunas o el consenso para que en seis meses haya una nueva ley de enseñanza trabajada con la comunidad educativa... Un pacto "ambicioso", que distintas fuerzas "del cambio" pueden "compartir". Incluso en un asunto como la reforma exprés de la Carta Magna, que incluiría la supresión de las diputaciones provinciales y de los aforamientos o la limitación a dos los mandatos del presidente del Gobierno. De nuevo, el candidato se dirigió a su presa, a Pablo Iglesias: "¿Dónde está el problema para que lo pongamos en marcha desde la próxima semana?". 

También miró a los electores del PP, que podrían ver bien estos cambios en la Constitución, así que reclamó a Rajoy que no "instrumentalice" el Senado, en el que tienen mayoría absoluta y que podría usar si quisiera bloquear la reforma. 

"Coraje" y "arrojo"

"Hay diputados más pendientes de la confrontacion que del acuerdo. Muchas gracias por su valentía, señor Rivera", acabó Sánchez en su primer turno. Agradecimiento que culminó en la contrarréplica, ya desde su escaño, también mirando a Podemos: "La vieja política es el uso de falacias ad hominem. Lo importante son los acuerdos y los contenidos de esas políticas, y son soluciones progresistas y reformistas. Gracias por ser parte de la solución". Por el "coraje", por el "arrojo", le cumplimentó. 

Sánchez a Rivera: "Los hay más pendientes de la confrontación. Gracias por su valentía"

"Los españoles quieren ya con urgencia un Gobierno que propicie ese cambio y aquí lo que hay es un acuerdo para que se propicie ese cambio y se construya un Gobierno". Sánchez, como en otras ocasiones, reconoció que las diferencias entre su partido y C's subsisten, y están en sus respectivos programas electorales, pero ambas lograron orillar las discrepancias en pos del entendimiento.

Elecciones Generales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios