imprescindible para objetivos del PNIEC

Ofensiva en Moncloa, Transición e Industria para revolucionar la fiscalidad del automóvil

Transport & Environment y Ecodes presentarán un estudio elaborado por la Universidad CEU San Pablo al gabinete de Sánchez, Transición Ecológica e Industria para abordar un cambio fiscal

Foto: El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, junto a la titular de Transición Ecológica en funciones, Teresa Ribera. (EFE)
El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, junto a la titular de Transición Ecológica en funciones, Teresa Ribera. (EFE)
Adelantado en

El bloqueo político en el que está inmerso España no implica que se pare la agenda de Moncloa. Este mismo miércoles, el gabinete del presidente en funciones, Pedro Sánchez, recibe una propuesta para cambiar de arriba abajo la fiscalidad del automóvil y hacerla mucho más verde, un objetivo que el Gobierno persigue desde que accedió al poder.

El grupo ambientalista Transport & Environment y Ecodes han encargado un estudio a la catedrática de Derecho Financiero y Tributario de la Universidad CEU San Pablo, Marta Villar Ezcurra, y sus conclusiones serán presentadas a diferentes responsables del Ejecutivo socialista este mismo miércoles.

Según apuntan, a las cinco de la tarde de este miércoles serán recibidos por Manuel de la Rocha, director de asuntos económicos de Presidencia. Una hora antes, a las cuatro, presentarán su revolución fiscal a Cristina Gallach Figueras, alta comisionada para la Agenda 2030 en Moncloa.

Por la mañana, desde las 10, han cerrado un encuentro con la Subdirección General de Energías Renovables y Estudios del Ministerio para la Transición Ecológica. Más tarde, a las 18:30, se verán con el director de gabinete de la ministra de Industria. Además, las fuentes consultadas señalan que la responsable de este departamento, Reyes Maroto, que ya conoce el estudio, ha propuesto mantener una reunión interministerial para tratar el tema con todos los implicados, tal y como establecía la mesa de trabajo que organizó su ministerio para cuestiones de movilidad. El estudio también se ha puesto encima de la mesa del IDAE, quien transmitió recientemente a actores de la industria que Hacienda trabaja en reformar la fiscalidad del automóvil.

Esta no es la primera vez que este grupo se reúne con representantes de Moncloa y su previsión es organizar una mesa interministerial para el mes de enero donde seguir exponiendo su proyecto.

Cumplir con el PNIEC

La principal conclusión de la propuesta de modificación de impuestos es que es imposible llegar a los cinco millones de vehículos eléctricos en 2030, tal y como recoge el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC) enviado a la Comisión Europea, sin un cambio en los impuestos que se cargan al automóvil.

En el diagnóstico del informe, la catedrática del CEU explica: "Los costes de transporte no están internalizados en impuestos y cargas más que en una parte, y el transporte rodado (en particular, el de pasajeros) es el que más contribuye a la generación de costes. Es preciso que las externalidades negativas (medioambientales, sociales y económicas) se asuman por quienes las causan y la fiscalidad constituye el instrumento adecuado, porque es capaz de emitir la señal correcta en precios".

Por esa razón, asegura: "Reajustar la fiscalidad actual del sector de la automoción supone, fundamentalmente, adaptarla al principio 'quien contamina paga' o 'quien usa paga', pero sin olvidar los principios de capacidad económica y progresividad como principios de justicia tributaria, procurando no dañar la deseable neutralidad del sistema fiscal, más allá de los exclusivos efectos incentivadores de finalidad medioambiental".

Por ello, el estudio hace una propuesta de medidas fiscales. En primer lugar, pide eliminar el impuesto sobre el valor de la producción de la energía eléctrica (IVPEE). Otra propuesta es reformar el diseño de los impuestos especiales al consumo (electricidad, hidrocarburos y carbón).

[Consulte aquí la propuesta de reforma de fiscalidad del automóvil]

La propuesta estima necesario rediseñar la estructura del impuesto de matriculación, para que solo esté exonerada de gravamen la compra de coches con cero emisiones de CO2, y para incluir más tramos en función de los umbrales de emisiones, de manera que se permita distinguir el coste fiscal por las emisiones de CO2. Hasta ahora, todos los vehículos que emiten menos de 120 gramos de CO2 por kilómetro no pagan. Lo que buscan es establecer una escala para que solo estén exonerados los cero emisiones, es decir, los eléctricos.

Otra idea puesta encima de la mesa es reformar el impuesto de circulación. No entienden que los vehículos de combustión tengan una bonificación idéntica a la de vehículos cero emisiones. Recomiendan "complementar el diseño del impuesto de circulación para hacerlo depender también de las emisiones con impacto más local". Apoyar fiscalmente el coche eléctrico en las empresas, impulsar la instalación de puntos de carga o mejorar el etiquetado de los vehículos son otras de las propuestas que incluye el informe.

De esta forma, el informe concluye que "la pelota está ahora en manos del nuevo Gobierno para asegurarse de que España obtenga los máximos beneficios del enorme potencial de electrificación del transporte rodado".

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
11 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios