1ª COMPARECENCIA ANTE ASUNTOS ECONÓMICOS

Lagarde pide tiempo para aprender y apuntala el continuismo en el BCE

Lagarde, presidenta del Banco Central Europo (BCE), ha pedido paciencia y tiempo para aprender, y ha apuntalado un discurso comprometido con una política monetaria flexible

Foto: La presidenta del BCE. (Reuters)
La presidenta del BCE. (Reuters)

Mario Draghi tenía acostumbrados a los eurodiputados a discursos planos, sin demasiada emoción en sus palabras. Shows propios de lo que es: el profesor Draghi. Cuando se presentaba ante la comisión de Asuntos Económicos y Monetarios de la Eurocámara comenzaba un proceso de varias horas de lectura de papeles sin variación en su voz, como mucho una mirada por encima de sus ojos a algún eurodiputado.

Christine Lagarde, presidenta del BCE, y que este lunes ha comparecido ante la comisión europarlamentaria, ha demostrado ya que va a llevar las riendas de una forma muy diferente. Que su discurso se aleja de tecnicismos monetarios y se centra en la política. Algo que se esperaba porque, efectivamente, la francesa no ha tenido experiencia en este campo, algo que se consideró un hándicap cuando los jefes de Estado y de Gobierno de la UE la eligieron para liderar el BCE. Hubo, además, campanas que alertaban de la injerencia política en Fráncfort.

Lagarde, que llega a la sombra del “Whatever it takes” de Draghi que salvó el euro y que ha monopolizado su legado al frente del BCE, sabe que todo el mundo se toma muy en serio las palabras que vaya a pronunciar. Que tiene que medir cada paso, cada movimiento. Y este lunes, ante los eurodiputados, ha pedido paciencia.

La presidenta del BCE ha explicado que se encuentra en “un aprendizaje acelerado”. “Estoy intentando aprender alemán, pero también el lenguaje de los bancos centrales para no decepcionar a los que creen que cada palabra está cargada con cien años de determinación de política monetaria”, ha señalado Lagarde durante su audiencia. “Les pido que tengan paciencia conmigo”, ha bromeado la francesa.

Por lo demás, Lagarde mantiene una línea continuista respecto a Draghi. “La política acomodaticia del BCE ha sido un catalizador clave de la demanda interna durante la recuperación y esta posición se mantiene”, ha señalado la presidenta del BCE, que ha lanzado un mensaje claro de que la situación seguirá así durante mucho tiempo: “La política monetaria seguirá apoyando la economía y respondiendo a riesgos futuros en línea con nuestro mandato”.

Un BCE verde

Los Verdes dentro del Parlamento Europeo llevan tiempo denunciando que el programa de compra de valores corporativos del BCE no tiene en cuenta los factores climáticos, y que, por ejemplo, en España algunos de los principales beneficiarios son compañías altamente contaminantes. Fráncfort ya había mostrado su predisposición a revisar sus políticas para que sean respetuosas con los Acuerdos de París.

Este lunes, Lagarde ha anunciado que el BCE revisará sus políticas monetarias en esta línea, y que “comenzará en el futuro próximo”, aunque la francesa ha asegurado que es demasiado pronto para “aventurarse en debates sobre el alcance, orientación y calendario” que todavía no se ha puesto sobre la mesa del Consejo de Gobierno del BCE.

Economía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios