con 2.600 pasajeros cada uno

El puerto de Barcelona registra dos cruceros cancelados y uno aplazado desde el 1-O

Un buque abarrotado de turistas se desvió al puerto de Valencia el mismo día del referéndum ilegal. Otro adelantó su salida al día 2 de octubre, y un tercero ha retrasado la fecha que tenía programada

Foto: El tráfico de turistas (vía cruceros) descendió un 2,8% en los ocho primeros meses de 2017.
El tráfico de turistas (vía cruceros) descendió un 2,8% en los ocho primeros meses de 2017.

Ya son tres los cruceros con escala en Barcelona que han modificado su ruta desde principios de mes. Todos ellos pertenecen al operador turístico alemán Tui y tenían una parada programada en la Ciudad Condal. El primero se desvió al puerto de Valencia el pasado 1 de octubre, coincidiendo con la celebración del referéndum ilegal en Cataluña.

El segundo, un Mein Schiff 5 que llegó a Barcelona el día 2 por la mañana, adelantó la salida a esa misma tarde pese a que los pasajeros tenían previsto hacer noche. Lo hizo para esquivar la huelga general del martes 3 de octubre, fecha en la que muchas instituciones públicas, comercios y medios de transporte se quedaron en servicios mínimos en señal de protesta por la 'represión' de las fuerzas de seguridad el 1-O.

Un tercer buque ha aplazado su llegada al 20 de octubre, una semana después de lo programado. Se trata de un Mein Schiff 3 operado por Tui, con capacidad para unos 2.600 pasajeros. En total, la cifra de turistas que han visto modificada su ruta por mar en los últimos días roza los 8.000. Todo sea por evitar focos de conflicto o ganar tiempo hasta que la situación se tranquilice.

Barcelona alberga el primer puerto de cruceros a nivel mundial, con seis terminales internacionales y unos 10-15 buques cargados de viajeros cada día. Según las últimas estadísticas de tráfico, ese puerto recibió 1,68 millones de turistas a través de cruceros hasta agosto de 2017, un 2,8% menos respecto al mismo periodo del año anterior. ¿A qué se debe?

Evolución del tráfico mensual de pasajeros. (Puerto de Barcelona)
Evolución del tráfico mensual de pasajeros. (Puerto de Barcelona)

El frenazo tiene poco que ver con la situación política actual, puesto que el dato más reciente se corresponde con los primeros ocho meses de 2017. “El puerto registró un crecimiento de turistas muy pronunciado en 2000, pero el objetivo de los últimos ocho años no es crecer en cantidad, sino apostar por la calidad”, explican fuentes portuarias a este periódico.

Los esfuerzos por romper la estacionalidad y potenciar los viajes en temporada baja también influyen. Además, las navieras “están probando otros mercados como Asia, que está creciendo mucho”. El Mediterráneo no pasa de moda y se mantiene estable, pero crece a otro ritmo.

Golpe al turismo en tierra, mar y aire

“Queremos que los pasajeros de escala se conviertan en pasajeros de puerto base”. O dicho de otra manera, hay que conseguir que los turistas que vienen a Barcelona de pasada se queden unos días, reserven unas cuantas noches de hotel, se peguen un festín en los restaurantes y se dejen el dinero en las tiendas. La pregunta es: ¿conseguirá Cataluña mantener su atractivo en una situación tan tensa como la actual?

El ministro de Turismo, Álvaro Nadal, ya admitió públicamente que el crecimiento de turistas se ha ralentizado del 10% al 2% tras los atentados en el corazón de Barcelona y el referéndum del 1-O. Los hosteleros no ocultan su preocupación ante la caída de las reservas y temen una oleada de cancelaciones si las aguas siguen revueltas en Cataluña.

Algunas aerolíneas como EasyJet han registrado “modificaciones en las reservas” en la última semana. No obstante, “el impacto no se ha notado mucho por ahora”, matizan fuentes de la compañía tras ser consultadas por este periódico. Iberia y Ryanair no ofrecen datos. Vueling dice estar operando “con total normalidad” porque el volumen de cancelaciones “no es significativo”. La ‘low cost’ catalana, propiedad del 'holding' IAG, sí que detectó cambios de fecha en los billetes tras el atentado terrorista que sacudió las Ramblas de Barcelona a mediados de agosto.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios