una propuesta similar a la de la generalitat

El árbitro ofrece una subida de 200 euros y anula las medidas disciplinarias en El Prat

Marcos Peña ha entregado el laudo de obligado cumplimiento a las partes este jueves con el fin de aplacar el conflicto. El comité de huelga lo ha denunciado ante los tribunales antes de leerlo

Foto: Los vigilantes podrían suspender los paros previstos para el 8 de septiembre. (EFE)
Los vigilantes podrían suspender los paros previstos para el 8 de septiembre. (EFE)

El árbitro del conflicto en El Prat ha ofrecido un complemento salarial de 200 euros al mes en 12 pagas a los vigilantes de Eulen. Así se desprende del laudo de obligado cumplimiento que Marcos Peña ha entregado a las partes este jueves con el fin de atajar las huelgas. La cuantía es idéntica a la sugerida por la Generalitat cuando ejerció como mediadora, una propuesta rechazada por la mayoría de los trabajadores. Estos presionaron para conseguir 250 euros en quince pagas, pero el mediador designado por el Gobierno finalmente ha impuesto una cantidad menor.

Con un matiz importante que convierte esta oferta en peor. El plus de 200 euros "absorbe los anteriores complementos de Aena" y podrá ser absorbido por los futuros pluses que se pacten en el marco de la negociación colectiva, a diferencia de lo reflejado en la propuesta de la Generalitat: este complemento se planteó como independiente y perdurable en el tiempo.

Peña deja claro en el documento que "ambas partes no deberán adoptar nuevas medidas de conflicto y huelga relacionadas con las materias objeto del laudo". Para ello, anula las decisiones disciplinarias que haya podido tomar la empresa este verano. "Quedarán sin efecto las sanciones impuestas y los expedientes iniciados". Aunque no lo especifica, lo más probable es que se refiera a los despidos y las aperturas de expediente que se han producido este mes después de que cuatro trabajadores no se presentaran en los controles a pesar de estar llamados a cubrir los servicios mínimos.

El comité tildó los hechos de "represalias", motivo por el cual convocó paros parciales como protesta todos los viernes a partir del 8 de septiembre. No obstante, si estos despidos disciplinarios quedan anulados, cabe la posibilidad de que los trabajadores cancelen la huelga una vez analicen el contenido del laudo.

El árbitro establece la necesidad de que se contrate a cinco trabajadores por filtro (como mínimo) en temporada alta, frente a los cuatro que hay actualmente. La empresa también deberá contar con la presencia de "un corre-turnos de 25 puestos de trabajo en las franjas de máxima afluencia y horas punta", que seguirá dando cobertura en temporada baja "para garantizar los descansos". Una de las quejas de los huelguistas es la gran carga de trabajo que deben asumir debido a la falta de manos estructural en el aeropuerto.

El presidente del CES y árbitro, Marcos Peña, flanqueado por Emilio García Perulles, director Nacional de Eulen, y Juan Carlos Giménez, asesor del comité de huelga. (EFE)
El presidente del CES y árbitro, Marcos Peña, flanqueado por Emilio García Perulles, director Nacional de Eulen, y Juan Carlos Giménez, asesor del comité de huelga. (EFE)

Riesgos para embarazadas

La formación en radioscopia es otro de los puntos clave del laudo, si bien deja en el aire qué pasará con el complemento asociado a esta circunstancia porque "es una cuestión que se encuentra judicializada". Asimismo, la empresa deberá abrir un canal de comunicación con la plantilla y preparar cuadrantes de horarios tanto para 2017 como para 2018. Habrá una comisión de seguimiento independiente para garantizar que se cumplen.

Los vigilantes denunciaron los riesgos para las embarazadas en su puesto de trabajo, aspecto sobre el que también se ha pronunciado Marcos Peña. "Se actualizará tanto la evaluación de riesgos relacionados con la protección de la maternidad y el embarazo como el Plan de Igualdad", puntualiza sin precisar más detalles.

Todas las medidas deberán aplicarse a partir de ahora, "con eficacia retroactiva al 4 de agosto de 2017". Las partes todavía no se han pronunciado respecto al contenido del laudo, si bien el comité de huelga confirma que ya lo ha denunciado ante el Tribunal Supremo tras calificarlo como "abusivo". También criticaron duramente la decisión del Gobierno de reforzar la presencia de la Guardia Civil en El Prat por considerar que vulneraba el derecho de huelga.

La resolución es de obligado cumplimiento y no caben paros contra ella. Aún así, el asesor Juan Carlos Giménez tomará el pulso de los empleados para "saber si están conformes" con el resultado. "El acercamiento entre la empresa y los trabajadores era del 80%. Si nos hubieran dado más tiempo, habríamos llegado a un acuerdo", lamenta. El comité de huelga ofrecerá una valoración del contenido del laudo este sábado y ha convocado una asamblea para el próximo lunes.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios