Es noticia
Menú
Los bunkers del 18 frenan la inspiración de Jon Rahm en la tercera jornada
  1. Deportes
  2. Golf
Sigue siendo favorito

Los bunkers del 18 frenan la inspiración de Jon Rahm en la tercera jornada

Decepcionante día para el español, que se marchó cabizbajo. Era el momento para conseguir al liderato en solidario, pero se le escapó. Los greenes estuvieron más duros

Foto: Jon Rahm, en esta edición del US Open. (EFE/Erik S.Lesser)
Jon Rahm, en esta edición del US Open. (EFE/Erik S.Lesser)

Will Zalatoris y Matt Fitzpatrick, con un acumulado de cuatro bajo par, se situaron al mando del US Open, en una tercera jornada en la que el español Jon Rahm (-tres) se atascó en el hoyo 18. Y perdió la ocasión de hacerse con el liderato en solitario.

La tercera jornada de un Grande siempre se define como 'moving day', y no ha fallado a la expectativas, con muchos favoritos haciendo estragos con las dificultades que presentaba The Country Club. Y su cambio climático que intensificó el viento, puso los greenes más duros y únicamente vio cómo dos jugadores se destacaron sobre los demás: Will Zalatoris y Matt Fitzpatrick.

Jon Rahm cerró la jornada como líder en solitario, con tres birdies entre los hoyos 14 y 17, pero el último se le atragantó, visitando hasta en dos ocasiones los búnkeres de The Country Club e incapaz de ponerla en el green. Sumaba un doble bogey que no le aleja del triunfo final, pero sí le hace marcharse a descansar con mal sabor de boca.

placeholder Jon Rahm, en acción durante el US Open. (EFE/Erik S.Lesser)
Jon Rahm, en acción durante el US Open. (EFE/Erik S.Lesser)

El escaso disfrute de Rahm

Hoy no parece haber disfrutado Rahm como sí lo hizo en las dos primeras fechas, sufrió en algunos momentos de su recorrido, como en los bogeys del 2, 8 y 13. Por momentos se le vio incluso frustrado con sus reacciones tras usar sus hierros y no atacar el green como le hubiera gustado, algo que el de Barrika siempre ha destacado como clave para estar arriba en Brookline, estar acertado con los hierros.

"Como valoración general del día, muy buena, una pena por el 18. Ha sido un error en el swing, del tipo de golpe que quería pegar. Es lo que hay, el resto del día ha sido muy bueno, el campo estaba muy complicado, muy duro y hacer pares era difícil. Scottie ha ido a menos seis y eso se ha ido rápido. No sé cómo ha acabado Collin (Morikawa) pero las ha pasado duras hoy", dijo Rahm al acabar su vuelta.

placeholder Jon Rahm, cabizbajo tras su actuación. (EFE/Erik S.Lesser)
Jon Rahm, cabizbajo tras su actuación. (EFE/Erik S.Lesser)

La complicada preparación

"Ha sido un campo muy de 'US Open', la USGA lo ha preparado de manera complicada y se ha notado. Aunque haya sido un mal 18, estoy contento del día que he tenido. Me he enfadado en algunos momentos pero no he permitido que la frustración me diera la vuelta. Ha sido un buen día en un día complicado", prosiguió.

No es una situación nueva para Jon Rahm, que fue campeón en 2021 en Torrey Pines entrando en la cuarta ronda desde la sexta posición con dos bajo par. Y a tres golpes del líder. Entonces fue el encargado de transmitir la presión al sudafricano Oosthuizen hoyo a hoyo, y deber regresar a esa estrategia, teniendo a Zalatoris y Fitzpatrick a tan solo un golpe.

Will Zalatoris y Matt Fitzpatrick, con un acumulado de cuatro bajo par, se situaron al mando del US Open, en una tercera jornada en la que el español Jon Rahm (-tres) se atascó en el hoyo 18. Y perdió la ocasión de hacerse con el liderato en solitario.

La tercera jornada de un Grande siempre se define como 'moving day', y no ha fallado a la expectativas, con muchos favoritos haciendo estragos con las dificultades que presentaba The Country Club. Y su cambio climático que intensificó el viento, puso los greenes más duros y únicamente vio cómo dos jugadores se destacaron sobre los demás: Will Zalatoris y Matt Fitzpatrick.

Jon Rahm
El redactor recomienda