29 vueltas bajo par SEGUIDAS EN EL ANA INSPIRATION

Lydia Ko, la niña prodigio, iguala un récord de la leyenda Annika Sorenstam

Lydia Ko tiene una muesca más en su cinturón. Ha conseguido igualar el fabuloso récord que un buen día de 2004 estableció la gran Annika Sorenstam de 29 vueltas consecutivas jugadas bajo par

Foto: Lydia Ko, la niña prodigio, iguala un récord de la leyenda Annika Sorenstam.
Lydia Ko, la niña prodigio, iguala un récord de la leyenda Annika Sorenstam.
Autor
Tiempo de lectura3 min

Lydia Ko tiene una muesca más en su cinturón. Aún no ha superado, pero sí ha conseguido igualar el fabuloso récord que un buen día de 2004 estableció la gran Annika Sorenstam de 29 vueltas consecutivas jugadas bajo par. Deténganse un momento. 29 vueltas. Una detrás de otra. En campos diferentes, en climas diferentes, en países diferentes, en hierbas diferentes, en continentes diferentes, en husos horarios diferentes… Veintinueve.

Ko, la niña prodigio, la número uno del mundo de 17 años, ha firmado una vuelta de 71 golpes en la primera ronda del ANA Inspiration, el primer grande de la temporada, y ha dado caza a la espectacular cifra. No había una mejor manera de igualar a Sorenstam, probablemente la mejor jugadora de todos los tiempos, que en un major. Este viernes, en la segunda ronda, tendrá la oportunidad de quedarse en solitario con el récord. Si hace 71 golpes o menos dejará el nuevo registro en treinta.

No lo ha tenido nada fácil Ko. La neozelandesa, con esa naturalidad tan campechana que la caracteriza, ya anunció en la previa que no iba a ser fácil. "Indudablemente voy a ir pensando toda la vuelta en el posible récord. No se ha hablado de otra cosa en estos días y no lo voy a poder evitar. Aún así, a ver si lo consigo, trataré de disfrutar lo que pueda”, explicó. Empezó con buen tino, con birdie en el 10 y en el 12, dejando claro que el registro iba a ser suyo. Sin embargo, a mitad de vuelta aparecieron las dificultades y las dudas. El recorrido Mission Hills de Rancho Mirage es más duro que otros años, con el rough más alto, y no se deja hacer así como así. Ko cometió tres bogeys consecutivos entre los hoyos 15 y 18 y el récord se ponía cuesta arriba.

Arranque sobrio de las españolas

Sin embargo, Ko ha demostrado ya muchas veces que no hay montaña suficientemente alta para detenerla. Pese a la presión y a que sólo tenía nueve hoyos por delante, la número uno tiró de galones y firmó dos birdies en los últimos nueve hoyos, uno de ellos en el 8, con el agua al cuello. Objetivo cumplido. Vuelta de 71 golpes y otra muesca en su tabla de récords, de momento emparentada nada menos que con Sorenstam

En cuanto al torneo, en un segundo plano por la hazaña de esta adolescente oceánica de origen coreano, lidera Morgan Pressel (-5), curiosamente otra niña prodigio. La norteamericana aún tiene el récord de ganadora de major más joven. Venció precisamente en este mismo torneo cuando se llamaba Kraft Nabisco, hace ocho años, cuando ella tenía 18 primaveras. Pressel tiene un golpe de ventaja sobre Ai Miyazato y dos sobre So Yeon Ryu, Gwladys Nocera y Alison Walshe.

Respecto a la españolas, arranque sobrio. Todas ellas se encuentran dentro del hipotético corte que se producirá este viernes, aunque lejos de la cabeza. Belén Mozo es la mejor clasificada con +1, a dos golpes del top ten y seis del liderato.

Otras noticias en Ten-golf.es:

Sergio García firma una obra de arte en Houston

A la 'caza' del francés en Las Castillas

Golf

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios