Es noticia
Menú
Marruecos deja al borde de la eliminación a la paupérrima Bélgica con un Ziyech estelar
  1. Deportes
  2. Fútbol
BÉLGICA 0 - 2 MARRUECOS

Marruecos deja al borde de la eliminación a la paupérrima Bélgica con un Ziyech estelar

El combinado africano no da opciones ante la actual semifinalista, que tendrá que jugarse el pase a octavos contra la Croacia de Luka Modric en el último partido del Grupo F

Foto: Sabiri celebra su gol ante Bélgica. (EFE/EPA/Rungroj Yongrit)
Sabiri celebra su gol ante Bélgica. (EFE/EPA/Rungroj Yongrit)

No empezó con buenas sensaciones el Mundial de Qatar una de las favoritas, la selección belga de Roberto Martínez, que venció a la presumible cenicienta del grupo, Canadá, pese a que los norteamericanos pusieron el juego, la intensidad y las ocasiones. El problema es que, tras la segunda jornada, las sensaciones fueron igual de pobres, pero con el añadido de que, esta vez, sí llegó la merecida derrota. Marruecos venció a Bélgica (2-0) en un partido rocoso y muy serio de los africanos, con tantos de Sabiri y Aboukhlal y un tremendo partido de Ziyech, con lo que confirman que ya son mucho más que una promesa. Por su parte, y pese a seguir con las opciones de clasificación intactas, la participación de Bélgica en Qatar está siendo decepcionante.

Introdujo diversos cambios el preparador español para tratar de mejorar la imagen y hacer un mejor juego. Meunier, Onana o Thorgan Hazard entraron de inicio, y Carrasco comenzó en el banquillo tras su errático debut. Sí mantuvo al autor del gol en la primera jornada, Batshuayi, a la estrella Kevin de Bruyne y a Eden Hazard. El futbolista del Real Madrid continúa en la línea de los últimos años: solo Rodrigo de Paul puede disputarle el dudoso honor de ser uno de los peores jugadores del Mundial desde que se iniciase el campeonato. En realidad, ningún jugador está rindiendo como se podía prever.

Los pupilos de Regragui comenzaron el partido con menos valentía que contra la selección balcánica, pero no tardaron en asentarse y empezar a generar acciones de peligro. Marruecos tiene una de las zagas más fiables de todo el campeonato. En su fase de clasificación al Mundial, solo recibieron un gol en diez encuentros, y ya consiguieron dejar la puerta a cero en el estreno contra la subcampeona, Croacia. El problema es que también les cuesta un mundo anotar. Achraf Hakimi, que llegó tocado al partido, tuvo la primera pasado el ecuador del primer tiempo, pero la polémica llegó en el descuento: Ziyech anotó de extraña falta directa, pero el colegiado anuló el gol por fuera de juego posicional de Saiss. Como en buena parte de los partidos del Mundial, llegó descanso sin variaciones en el electrónico.

Foto: Bono no jugó contras Bélgica. (EFE/José Manuel Vidal)

Marruecos explota en la segunda mitad

Ningún técnico cambió de protagonistas tras el paso por los vestuarios. Los aficionados al 'fútbol champagne' pedían con insistencia a Leandro Trossard, el atacante del Brighton. Es un futbolista de moda. Se podrían resaltar dos grandes hitos en su carrera. En primer lugar, el hat-trick conseguido en Alfield, hace poco más de un mes, con lo que se convirtió en el tercer futbolista visitante en anotar un trío de goles en el templo del Liverpool en la Premier League. Solo el ruso Andréi Arshavin, capaz de meter la pelota en la red en cuatro ocasiones en el histórico Liverpool 4-4 Arsenal de la temporada 2008-09, supera su gesta. Y, en segundo término, el gran logro de Trossard llegó fuera del césped: durante el confinamiento por la pandemia se hizo famoso por construir un Taj Mahal gigante con 5923 piezas de una conocida empresa de juguetes. Sin duda, cualquier pasatiempo era bueno en aquellos meses llenos de tedio derivados del encierro por el covid-19. En cualquier caso, habrá que esperar para ver a Trossard en esta Copa del Mundo, pues el atacante entró tarde y no pudo hacer nada para evitar la derrota de su país.

La selección africana tuvo la primera gran ocasión tras la inauguración. Soufan Boufal se cocinó desde su banda un lanzamiento escorado que salió a pocos centímetros de la meta defendida por Thibaut Courtois. Empezó mucho mejor Marruecos los segundos cuarenta y cinco minutos, quizás espoleado por el tanto anulado a Ziyech, y Martínez se vio obligado a tocar las piezas. Entraron al verde Tielemans y Mertens. Este último, estrella del Nápoles en los últimos años, ha dado un paso atrás en su carrera y ya no es el destacadísimo atacante que hizo daño a los rivales en Rusia 2018. No obstante, pudo anotar en el minuto 64 con un zapatazo desde fuera, pero Munir blocó con seguridad.

placeholder Zakaria Aboukhla celebra el segundo gol marroquí. (EFE/EPA/Ronald Wittek)
Zakaria Aboukhla celebra el segundo gol marroquí. (EFE/EPA/Ronald Wittek)

La locura se desató en el minuto 72. ¡Y de qué manera! Sabiri anotó de falta directa desde una zona próxima al córner y puso el primer tanto para los africanos en el torneo tras 164 minutos sin conseguirlo. Un gran gol del actual jugador de la Sampdoria, nacido en la ciudad de Goulmima, un maravilloso oasis ubicado en el tórrido desierto del sureste de Marruecos. La hinchada se volvió loca, y es que el color rojo de la selección norafricana ganó por goleada a la más silenciosa -y menos numerosa- afición belga.

Le tocaba a Bélgica la desesperada, y Martínez introdujo a Romelu Lukaku, quien llega a Qatar tras un tiempo de lesión que le impide estar al cien por cien. Sin duda, echa de menos el cuadro europeo al temible delantero, una de las piezas más destacadas en el brillante Mundial belga de 2018, donde se quedaron a un paso de la final. No marcó Bélgica, pero sí lo hizo Aboukhlal en una contra llevada a la perfección por Ziyech para matar el partido en el descuento y poner el 2-0 definitivo. 24 años después, Marruecos volvió a conseguir ganar en el Mundial, tras su 0-3 en Saint-Étienne en la canícula francesa de 1998. Histórico.

La sorprendente selección de Regragui consigue los tres puntos y se sitúa con cuatro en una posición privilegiada para pasar a octavos. Todo lo contrario le ocurre a Bélgica, que tendrá que jugarse el pase contra la Croacia de Luka Modric, algo nunca deseable. Se prevé fiestón en el país árabe y, ante tal gesto, tampoco sería extraño ver esta noche en París al bueno de Mohammed VI en uno de sus habituales guateques. Aunque no la necesite, ¡qué mejor excusa que el contundente triunfo!

No empezó con buenas sensaciones el Mundial de Qatar una de las favoritas, la selección belga de Roberto Martínez, que venció a la presumible cenicienta del grupo, Canadá, pese a que los norteamericanos pusieron el juego, la intensidad y las ocasiones. El problema es que, tras la segunda jornada, las sensaciones fueron igual de pobres, pero con el añadido de que, esta vez, sí llegó la merecida derrota. Marruecos venció a Bélgica (2-0) en un partido rocoso y muy serio de los africanos, con tantos de Sabiri y Aboukhlal y un tremendo partido de Ziyech, con lo que confirman que ya son mucho más que una promesa. Por su parte, y pese a seguir con las opciones de clasificación intactas, la participación de Bélgica en Qatar está siendo decepcionante.

Mundial de Qatar 2022
El redactor recomienda