Es noticia
Menú
Thiago Motta quiere revolucionar el fútbol con un 2-7-2 y el portero en medio campo
  1. Deportes
  2. Fútbol
NO TIENE BUEN RECUERDO DE MOURINHO

Thiago Motta quiere revolucionar el fútbol con un 2-7-2 y el portero en medio campo

Es ahora entrenador de los juveniles del PSG, tiene como referente a Guardiola y quiere implantar su idea de fútbol ofensivo en sus pupilos

Foto: Thiago Motta dirige ahora a los juveniles del PSG (Reuters/Pascal Rossignol)
Thiago Motta dirige ahora a los juveniles del PSG (Reuters/Pascal Rossignol)

Thiago Motta siempre tuvo que jugar al fútbol de reojo, mirando hacia atrás, como quien tiene que estar pendiente en el terreno de juego de que la retaguardia no quede desguarnecida. Era el ancla del Inter, del Barça o del PSG, pero ahora quiere triunfar en los banquillos mirando hacia la potería contraria y no sólo pensando en defender la propia.

El exfutbolista italo-brasileño dirige esta temporada al equipo sub 19 del Paris Saint Germain y, en una entrevista concedida a la Gazzeta dello Sport, explica cuál es su idea de fútbol y cómo la quiere implantar en sus pupilos: “Me gusta el juego ofensivo y quiero un equipo corto, que mande en el partido, con presión alta y mucha movilidad, con y sin la pelota. Quiero que el jugador que tenga el balón tenga siempre tres o cuatro soluciones cerca para ayudarle”.

Para Motta no es importante la táctica, sino la forma de jugar: “La dificultad en el fútbol es hacer las cosas simples y se basa en el control, pase y desmarque. No me gustan los números relacionados con la zona del campo, porque engañan. Puedes ser súper ofensivo con un 5-3-2 y defensivo con un 4-3-3; depende de la calidad de tus jugadores”.

La revolución podría ser jugar un 2-7-2, algo nunca visto en el fútbol, pero Motta no lo descarta: “Contando de derecha a izquierda, la táctica podría ser un 2-7-2”, reflexiona el exfutbolista, que explica a continuación al periodista de la Gazzeta que hace la entrevista su visión del portero: “El portero lo cuento en los 7 del medio del campo porque, para mí, el atacante es el primer defensa y el portero, el primer atacante. El portero es el que empieza la jugada y los delanteros los primeros que tienen que hacer la presión para recuperar el balón”.

El recuerdo de Mourinho

La revolucionaria visión del mundo del fútbol por parte de Thiago Motta tiene mucho que ver con su pasado en el Barcelona. Para él, Guardiola es “el rey del juego”, aunque asegura que admira a Zidane: “Es un gran líder y un gran entrenador, de lo contrario no hubiera ganado tres Champions”.

Foto: Mou aplaude a la afición tras perder ante el Spurs. (EFE)

Sin embargo, el recuerdo que guarda de Mourinho no es el mejor, pese a que con el técnico portugués ganó un histórico triplete en las filas del Inter de Milán: “Es un ganador, es su único objetivo, pero tiene dos caras: una feliz cuando gana y otra, enfadado, cuando pierde. Su humor cambia dependiendo del resultado”.

Hay entrenadores que felicitan a sus jugadores cuando pierden un partido si han jugado bien, pero Motta reconoce que no es el caso del hoy técnico del Manchester United: “Si has jugado bien, pero perdiste, no puede encontrar nada positivo; pero si gana aun jugando mal, está muy feliz. El juego de Mourinho sólo tiene que ver con las dos áreas”.

Thiago Motta siempre tuvo que jugar al fútbol de reojo, mirando hacia atrás, como quien tiene que estar pendiente en el terreno de juego de que la retaguardia no quede desguarnecida. Era el ancla del Inter, del Barça o del PSG, pero ahora quiere triunfar en los banquillos mirando hacia la potería contraria y no sólo pensando en defender la propia.

Pep Guardiola Zinédine Zidane José Mourinho Inter de Milán Manchester United
El redactor recomienda