pinto renunció denunciando a sus asistentes

Incendio en Costa Rica: la selección más feliz del mundo salta por los aires

Jorge Luis Pinto anunció su renuncia al puesto de seleccionador denunciando los problemas que ha tenido desde hace mucho con su cuerpo técnico

Foto: Jorge Luis Pinto, durante la rueda de prensa en la que anunció su renuncia al cargo de seleccionador (Reuters)
Jorge Luis Pinto, durante la rueda de prensa en la que anunció su renuncia al cargo de seleccionador (Reuters)

No era todo tan idílico como parecía. Durante el Mundial de Brasil, millones de personas de todo el mundo se aliaron con una Costa Rica en la que todo parecía paz, armonía y felicidad. Revelación del torneo, nadie podía imaginar que en el interior de la ‘Sele’ las conspiraciones eran algo habitual y las relaciones del grupo con el seleccionador eran pésimas. Pero así era, como quedó a la vista tras la renuncia de Jorge Luis Pinto a prorrogar su contrato como seleccionador. Su rueda de prensa de despedida destapó una cruda y triste realidad.

El pasado jueves, la Federación Costarricense de Fútbol (FCF) y Jorge Luis Pinto oficializaron la no renovación del seleccionador tras no alcanzar un acuerdo. Ambas partes pactaron que en la rueda de prensa en la que comparecieron el técnico colombiano y Eduardo Li (Presidente de la FCF) no se airearían ciertos trapos sucios. Firmaron antes un pacto de caballeros, pero sucedió todo lo contrario y la ‘Sele’ saltó por los aires. Fuego es lo que salió por la boca del Director Técnico...

El semblante de Eduardo Li se torció a la vista de la multitud de periodistas que se habían congregado para la rueda de prensa. Jorge Luis Pinto tiró con bala y denunció que “en el cuerpo técnico he tenido diferencias con algunos. Duré año y medio sufriendo. Un integrante del cuerpo técnico pidió que me cesaran hace año y medio. Durante este tiempo he dormido con el enemigo al lado. Si no puedo elegir a los integrantes de mi cuerpo técnico, prefiero irme”. Ese gran enemigo, además, no es un cualquiera; se trata de Paulo César Wanchope, reconocido como el mejor futbolista de la historia de Costa Rica.

Las palabras de Pinto generaron de inmediato un terremoto en todo el país. Las redes sociales echaban humo por momentos. Unos apoyaban al ex seleccionador y otros no. Eduardo Li era objetivo de miles y miles de comentarios, al igual que Wanchope. Desde hace meses se intuía que el colombiano haría las maletas, pero el espectacular papel realizado por Costa Rica en el Mundial de Brasil, obligó a los federativos a negociar para retenerlo.

Eduardo Li se vio obligado a reclamar los micrófonos tras la rueda de prensa. Perplejo por las palabras del colombiano, se acercó a los periodistas para hacer algunas puntualizaciones. “Reveló cuestiones que no debieron salir a la luz. Quiso traer cuatro técnicos colombianos y ese asunto estaba claro porque confiamos en los nacionales de nuestra selección”. “Le dimos la opción de salir por la puerta grande, pero nos traicionó y nos faltó al respeto. Y eso que le dimos la mano cuando nadie quería hacerlo”.

Tras el desenlace de esta historia, ha salido a flote toda la porquería almacenada en las entrañas de una selección que parecía un modelo de felicidad y buena convivencia. Malas relaciones entre varios jugadores y Jorge Luis Pinto, rencillas de éste con su equipo de asistentes, un Wanchope señalado como el hombre que metió el serrucho bajo los pies del seleccionador... El país asistió atónito al espectáculo. Se podían intuir cosas, pero nunca que la realidad fuera tan desagradable.

Paulo César Wanchope, referencia en Costa Rica, es el asistente más señalado por Pinto. Personas cercanas reconocen que su ambición siempre ha sido la de ser el seleccionador, y cuando el colombiano habló de una persona que pidió su cabeza, apuntaba directamente al ‘Chope’. El ídolo local tardó lo justo en dar la cara ante los medios para lavar su imagen. Y lo hizo disparando sin piedad a su ex jefe…

“Todos sabíamos en la selección lo complicado que es el señor Pinto, pero había que sacar el Mundial adelante por el país. Ahora todo es muy fácil para este señor, que se va con la plata, tira balazos, coge un avión y nos deja el problema", aseguró Wanchope, para resaltar que “siempre le dije las cosas a la cara, cosa que él no hizo. Si hubiese tenido dignidad, habría dado nombres. En fin, Costa Rica ya se ha dado cuenta qué clase de persona es Pinto; no es culto, ni caballero, ni respeta al pueblo costarricense”.

Mientras, en mitad de la tormenta, varios jugadores se la ‘Sele’ expresaron su opinión. Muchos optaron por una actitud diplomática, mientras que otros dejaron entrever que en el interior del equipo no todo era paz. Bryan Ruiz, capitán y uno de los jugadores más importantes del equipo, apuntó que “la relación con Pinto se había desgastado porque tal vez el manejo del grupo por su parte no fue el adecuado. Hubo diferencias sobre algunos aspectos y el ambiente no era nada sano. Él desea controlarlo todo, pero ese método no le cuadraba al grupo. Al final surgieron diferencias que desgastaron al equipo”.

Fútbol
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios