CÓMODOS SOFÁS MONOPLAZA PARA CASA

Butacas para dar un toque moderno al dormitorio o salón

Relájate y disfruta del descanso que ofrecen las butacas. Un tipo de asiento que mezcla versatilidad y practicidad para usar en cualquier habitación de nuestro hogar

Foto: Butacas para dar un toque moderno al dormitorio o salón
Butacas para dar un toque moderno al dormitorio o salón
Autor
Tiempo de lectura13 min

Una butaca es sinónimo de relax y confort dentro del hogar. Se trata de un asiento muy práctico y versátil que podemos usar en el salón, en el dormitorio o, incluso, en la terraza o el jardín para ver la televisión, leer un libro o, simplemente, echarnos la siesta. Pero, además, aporta un toque de estilo elegante y sofisticado a la decoración de la casa. En resumen, un tipo de silla que mezcla funcionalidad y diseño a la perfección.

Un buen ejemplo de esto lo ofrecen las butacas Dune de Adec. Se venden en un pack de 2 unidades tapizadas en terciopelo verde, son muy fáciles de montar y cuentan con 2 años de garantía. Esto, unido a las excelentes valoraciones que les dan sus usuarios, nos ha llevado a elegirlas como las mejores butacas dentro de esta comparativa. Mención especial merece también esta butaca SuenosZZZ por su elegante estilo nórdico, su diseño ergonómico y sus patas de madera de pino. Dos opciones muy diferentes pero igual de adecuados para hogares modernos.

El mejor, nuestra elección: Butacas de diseño Adec

La mejor butaca de la marca Adec según las opiniones de los usuarios de Amazon. Aunque, realmente, debemos hablar de las mejores, ya que se vende en un pack de 2 sillas butacas. Muchos de sus usuarios destacan de ella “su tapizado de terciopelo en color verde” y “su práctico y elegante cojín”.

Butacas de diseño Adec
Butacas de diseño Adec

Estas butacas individuales son ideales como sillón de espera por su confort y reducido tamaño. En concreto, cada una de ellas mide 58 x 58 x 75 cm (alto, ancho, fondo). Han sido tapizadas en terciopelo de color verde y cuentan con patas negras. Incluyen las instrucciones, los herrajes y un kit de montaje fácil y Adec ofrece sobre ellas dos años de garantía. Son perfectas para el salón, el dormitorio y el recibidor.

Ver precio

Segunda opción: Butaca mecedora Adec

Ahora vamos con la que, según las valoraciones de los clientes de Amazon, es la mejor butaca mecedora de la marca Adec. Su nota media es de 4,5 sobre 5 y luce un 49 % de máximas puntuaciones. Una de ellas la firma Albert, que nos cuenta que “es una de las butacas más cómodas que he tenido nunca” y que “su diseño ergonómico ha aliviado el dolor de espalda que sufría al leer o ver la televisión”. Asimismo, Susana indica que “es moderna pero con un toque vintage” y que “la uso como sillón de lactancia para darle el pecho a mi hijo y, la verdad, estoy encantada”.

Butaca mecedora Adec
Butaca mecedora Adec

Aquí hablamos de una butaca tipo rocker con balancín, es decir, que puede usarse como mecedora y como silla de lactancia gracias a sus patas curvadas. Posee una sólida estructura metálica con acabados en madera de haya y ha sido tapizada en tela antimanchas. Posee un respaldo y un asiento ergonómico y está disponible en cuatro colores (gris, amarillo, azul y verde aguamarina). Sus dimensiones son de 97 x 77 x 88 cm (alto, ancho, fondo).

Ver precio

Alternativa: Butacas para dormitorios SuenosZZZ

Con un 4,5 sobre 5 y un 71 % de valoraciones de 5 estrellas, esta es la mejor butaca de la marca SuenosZZZ en base a las reseñas de los clientes de Amazon. “Es una butaca de estilo nórdico ideal para el dormitorio” dice de ella Jesús. Asimismo, Borja afirma que “posee tela antimanchas y es muy fácil de limpiar”.

Butacas para dormitorios SuenosZZZ
Butacas para dormitorios SuenosZZZ

Esta butaca ha sido tapizada en tela antimanchas disponible en 7 colores (salmón, rojo, beige, gris, mostaza, turquesa y verde agua). Posee capitoné en el respaldo y un evidente diseño de estilo nórdico. Sus patas son de madera de pino y sus dimensiones son de 90 x 75 x 74 cm (alto, ancho, fondo). Solo pesa 10 kg pero soporta más de 100 kg.

Ver precio

¿Cómo elegir una butaca y qué tener en cuenta antes de comprar una?

Según las opiniones en butacas analizadas, estos son los factores que deben determinar la decisión de compra:

  1. Clásica o moderna: las butacas clásicas son similares a las sillas, pero más cómodas. En cambio, las más modernas incluyen respaldos reclinables y patas de mecedora, por lo que se asemejan más a los sillones relax. Evidentemente, son más caras, aunque ofrecen mayor confort.
  2. Tejidos del tapizado: las mejores butacas disponen de tapizados en cuero o piel natural. La piel sintética ofrece una estética similar a un precio más reducido. Asimismo, la tela antimanchas es la mejor opción si nos gusta la estética del algodón.
  3. Materiales de la estructura: madera o metal si es una butaca de interiores y mimbre si es de exteriores. En ambos casos, debe estar reforzada y soportar, al menos, 100-120 kg de peso. El plástico solo se recomienda en butacas juveniles e infantiles.
  4. Altura del respaldo: cuanto mayor sea, más confort nos brindará y más facilidad nos proporcionará para adquirir una adecuada postura. Es recomendable que disponga de refuerzos en la zona lumbar y cervical.
  5. Precio de las butacas: una butaca cómoda, robusta y tapizada en materiales de calidad puede costar entre 150 € y 200 €.
  6. Mejores marcas: Adec y SuenosZZZ han sido las mejor valoradas dentro de esta comparativa por diseñar y vender butacas con buena relación calidad-precio.

¿Qué es una butaca para el hogar?

Una butaca es un tipo de asiento que se caracteriza por contar con un respaldo ancho, mullido y ligeramente inclinado hacia atrás. Además, dispone de amplios reposabrazos y de cuatro patas.

Muchas personas confunden las butacas con los sillones reclinables y/o con las mecedoras. Sin embargo, no son iguales. La posición del respaldo de las butacas, aunque inclinado, no se puede regular. Esto es así salvo que hablemos de butacas relax.

Además, el diseño original carece de patas curvadas para balancearse, si bien es cierto que, con el paso del tiempo, se han incluido en muchos modelos. Estos suelen denominarse butacas balancín o butacas mecedoras.

¿Para qué y cómo se usa?

Las butacas se utilizan como cualquier otro tipo de silla. Son adecuadas para:

- Leer un libro.

- Ver la televisión en el salón.

- Servir como asiento de apoyo en el dormitorio.

- Tomar el sol en el jardín o la terraza.

- Echar la siesta.

- Dar el pecho a un bebé y tranquilizarle para que se quede dormido.

Tipos de butacas

Podemos distinguir todos estos tipos de butacas:

  1. Butacas de cine: o butacas para auditorios, teatros y salas de espectáculos en general. Son los asientos que encontramos en este tipo de recintos.
  2. Butacas mecedoras: poseen patas curvadas que nos permiten balancearnos mientras estamos sentados para incrementar la sensación de relax y confort.
  3. Butacas orejeras: sobre los reposabrazos y en los laterales del respaldo disponen de suplementos que envuelven al usuario y le hacen sentir más a gusto.
  4. Butacas de jardín o terraza: son las butacas recomendadas para exteriores. Se fabrican en materiales impermeables y resistentes al sol, al calor y al frío como, por ejemplo, el mimbre.
  5. Butacas portátiles o plegables: también llamadas butacas abatibles. Su estructura dispone de un mecanismo que permite plegarlas sobre sí mismas para almacenarlas ocupando menos espacio cuando no se usan.
  6. Butacas eléctricas: generalmente, de tipo mecedora y/o reclinable. Incluyen un sistema eléctrico que permite regular el balanceo y la posición del respaldo.
  7. Butacas descalzadoras: son las mejores butacas para el dormitorio. Como su nombre indica, son muy útiles para ponernos y quitarnos los zapatos.
  8. Butacas de lactancia: también disponen de patas de tipo balancín. Poseen diseños ergonómicos específicamente pensados para que las madres puedan dar el pecho a sus hijos cómodamente.
  9. Butacas reclinables: permiten regular la inclinación del respaldo.
  10. Butacas con reposapiés: incluyen un suplemento para elevar los pies y adquirir una posición semi-tumbada.
  11. Butacas con ruedas: diseñadas para su uso en escritorios y despacho. Son butacas de trabajo que facilitan la movilidad sin necesidad de levantarnos del asiento.
  12. Butacas giratorias: pueden tener ruedas o no. Su peculiaridad es que permiten girar el asiento en 360º.

¿Qué tipo de material elegir en la butaca?

En primer lugar, debemos hablar del material de la estructura:

  1. Butacas en madera: las más habituales y clásicas. Destacan por su robustez y elegante diseño. Solo se recomiendan para interiores.
  2. Butacas de metal: igual que las anteriores, pero con diseños más modernos y vanguardistas. También son más ligeras y versátiles. Las butacas plegables suelen ser de aluminio o acero.
  3. Butacas de mimbre: son las mejores butacas para terrazas por la resistencia de este material a los factores ambientales como el frío, la humedad y el calor.
  4. Butacas de plástico: prácticamente reservadas al uso infantil. Se trata de butacas para niños que, generalmente, disponen de diseños originales y divertidos y un tamaño reducido.

Butacas de metal, mimbre o plástico tienen cabida en un grupo de materiales donde destacan las fabricadas en madera

Ahora toca hablar del relleno y del acolchado de las butacas, que puede ser de:

  1. Pluma natural: habitualmente, de oca o de ganso. Es el tipo de relleno que ofrece mayor confort, pero también el más delicado. Requiere ser repuesto cada 8-10 años, aproximadamente.
  2. Pluma sintética: similar al anterior, pero sin plumas de origen animal. Requiere de menos mantenimiento, es más económico y ofrece sensaciones parecidas, pero su calidad y durabilidad es menor.
  3. Espuma de alta densidad: el acolchado más frecuente en las butacas baratas. Tiene una densidad de 25-30 kg/m2 y suele estar cubierto de una capa de 3-4 cm de viscoelástica para que el usuario no note tanto su dureza. Suele deformarse con el paso de los años y con el uso.

Finalmente, solo nos queda hablar del tipo de tapizado. Podemos encontrar:

  1. Butacas de cuero: o butacas de piel en general. Son las mejores butacas del mercado y las que tienen una estética más exclusiva. Eso sí, la piel natural requiere de ser hidratada dos veces al año y de ser limpiada con un paño húmedo con asiduidad. Siempre hay que secarla a conciencia tras cada limpieza.
  2. Butacas de algodón: la opción recomendada para el tapizado de las butacas de exteriores. Este tejido natural es muy fresco y fácil de limpiar, aunque puede encoger. También transpira a la perfección y no acumula malos olores.
  3. Butacas de tela antimanchas: un tejido innovador equipado en muchas butacas modernas. No absorbe la suciedad, de modo que puede limpiarse con un paño humedecido en agua tibia y jabón neutro.

Espacios óptimos para poner una butaca en el hogar

Existen butacas específicamente diseñadas para espacios concretos de la casa:

- Butacas de salón.

- Butacas de despacho.

- Butacas para dormitorios (generalmente, descalzadoras).

- Butacas de terraza o balcón.

- Butacas de jardín.

- Butacas para comedor.

- Butacas para el recibidor.

¿Cómo prolongar la vida de mi butaca?

Tras comprar una butaca y hacer una inversión importante en ella, seguro que queremos mantenerla en perfecto estado durante muchos años. Para ello, lo mejor es seguir estos dos consejos:

  1. Colocarle una funda para butacas: hay una gran variedad de diferentes estilos. Este elemento protegerá el material del tapizado del desgaste que producimos al sentarnos y de arañazos y manchas. Especialmente importante es su colocación si en casa hay animales de compañía y/o niños pequeños que puedan subirse a la butaca para jugar. Son bastante baratas y fáciles de limpiar.
  2. Seguir las instrucciones de limpieza y mantenimiento del fabricante: nadie mejor que la empresa que ha producido la butaca para decir cómo se debe limpiar el tapizado de la butaca. El uso de jabones neutros y productos específicos, así como el lavado a mano y no a máquina, son directrices muy habituales incluso en las butacas de algodón. Tampoco se deben dejar en contacto directo con el sol salvo que sean de exteriores.

¿Por qué elegir butacas modernas para la sala?

Estas son las ventajas de las butacas modernas en la sala de estar:

- Ofrecen un asiento más cómodo que una silla convencional y ocupan menos espacio que un sillón.

- Aportan un toque de contraste al ambiente ya que, a pesar de poseer diseños modernos, poseen elementos asociados al estilo clásico.

- Son ideales para ver la televisión o leer un libro. Solo hay que echar un vistazo a la ergonomía de las butacas de lectura.

¿Butacas grandes o pequeñas para el hogar?

Las butacas pequeñas no son tan confortables como las grandes. Sin embargo, son ideales para salones y hogares en general de tamaño reducido. Ocupan poco espacio y son infinitamente más cómodas que una simple silla.

Una gran butaca ofrece confort y amplitud aunque es difícil colocar en las habitaciones más pequeñas

En cambio, las butacas altas y anchas ofrecen mayor comodidad al usuario, pero requieren de dedicarles un espacio propio dentro de la estancia. Esto hace que no sean muy recomendables en espacios de pocos metros cuadrados.

¿Qué productos usar para limpiarlas?

Dependerá del caso. Para la madera, el metal o el mimbre de la estructura, con un paño humedecido en agua tendremos suficiente. Sin embargo, si hablamos de una butaca tapizada en cualquiera de estos materiales, la cosa cambia:

  1. Cuero o piel natural: un paño húmedo y un producto específico es todo lo que necesitaremos para limpiar este tejido. Debemos recordar secar la superficie muy bien e hidratarla dos veces al año con cremas específicas para que no se cuartee.
  2. Piel sintética: en este caso, no hace falta hidratar ni es indispensable secar a conciencia. Tampoco se requieren de productos específicos. Con un paño humedecido en agua tibia es suficiente.
  3. Algodón: generalmente, este material se coloca a modo de funda sobre el acolchado. Por ello, se puede quitar y lavar por separado. Nunca debe introducirse en la lavadora para evitar que encoja. En cambio, es recomendable sumergirlo en un barreño con agua tibia y jabón neutro durante un par de horas y frotar suavemente sobre las zonas manchadas. Después, hay que dejar que se seque en un lugar fresco y seco en el que no le dé directamente la luz del sol.
  4. Tela antimanchas: similar al algodón, pero no requiere de ser lavada del modo especificado anteriormente. Basta con darle con un paño de microfibra húmedo y con jabón neutro para retirar la suciedad.

¿Cuáles son las mejores butacas?

Dentro de esta comparativa de butacas, dos han sido las marcas que más han destacado entre las opiniones de usuarios analizadas por la buena relación calidad-precio de sus productos:

  1. Adec: una de las mejores marcas de butacas del momento. Diseña asientos de este tipo de corte tradicional y de tipo mecedora de muy buena calidad. En ellos instaura un diseño minimalista muy elegante y atractivo y no duda en usar colores intensos.
  2. SuenosZZZ: una buena alternativa para encontrar una oferta en butacas. En este caso, la marca se centro en el estilo nórdico y en el confort del usuario. Especial mención merece el hecho de que usa tela antimanchas en sus principales creaciones.

Echa un vistazo a las opciones que te proponemos, a la información que te acabamos de aportar y, en base a eso, elige la mejor butaca para tu hogar. ¡Empezarás a disfrutar del máximo confort en tu salón gracias a ella!

DeCompras

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios