EN LA CASA DE SUBASTAS AuctionArt-Rémy Le Fur

¿Se suicidó Van Gogh? Venden por 50.000€ el revólver que acabó con su vida

El pintor holandés falleció a consecuencia de un disparo en el pecho cuando solo contaba con 37 años. Ahora, 130 después de aquello, ponen a la venta el arma homicida

Foto: Este es el arma que quitó la vida al genio Vincent van Gogh. (Reuters)
Este es el arma que quitó la vida al genio Vincent van Gogh. (Reuters)

La muerte de Vincent van Gogh es, posiblemente, una de las mayores incógnitas de la historia del arte. El pintor holandés, uno de los grandes genios del postimpresionismo, tenía solo 37 años cuando falleció tras recibir el impacto de una bala en un campo que se encontraba pintando. Nunca nadie supo a ciencia cierta qué pasó aquella tarde de julio, pero ahora, 130 años después, se pone a la venta el arma que acabó con su vida... por 'solo' 50.000 euros.

Será este miércoles cuando AuctionArt-Rémy Le Fur la pondrá a la venta en París (Francia). Se trata de un arma que se encuentra realmente desgastada y en mal estado de conservación, si bien es cierto que su valor simbólico es mucho mayor que el material. Oculta durante varias décadas, la casualidad quiso que un agricultor se la encontrara sin querer. Tras realizar los pertinentes análisis, los resultados fueron concluyentes: era el arma que mató a Van Gogh.

Van Gogh no solo era un gran artista, sino que también era conocido por sus crisis, provocadas por una enfermedad que nunca llegó a determinarse -posiblemente sufría un trastorno bipolar o epilepsia-. Se creía que esta situación le llevaba a estados de éxtasis que descargaba en la pintura, pero también a momentos de descontrol y de pérdida de autoestima que pudieron llevarle a tomar una decisión drástica aquel trágico 27 de julio de 1890.

Aquel día, Van Gogh se encontraba caminando por un campo en Auvers-sur-Oise (Francia), un lugar que recorría para posteriormente plasmarlo en una pintura. Pero de repente, sin explicación alguna, sacó una pistola y se dio un tiro en el pecho. Aquel disparo no acabó instantáneamente con su vida, sino que consiguió llegar hasta el hostal en el que se hospedaba. Al llegar, los responsables llamaron a los médicos que, tras luchar por salvarle, certificaban su muerte dos días después.

El revólver de 7mm que presuntamente usó el pintor holandés Vincent van Gogh para suicidarse. (EFE)
El revólver de 7mm que presuntamente usó el pintor holandés Vincent van Gogh para suicidarse. (EFE)

Con el caso ya olvidado, 75 años más tarde, un agricultor se encontraba trabajando en aquellos campos por los que una vez paseó Van Gogh. De repente, uno de sus pies topó con algo metálico en el suelo: al agacharse para ver de qué se trataba quedó muy sorprendido, pues era una pistola antigua en mal estado. Aquel granjero decidió entregar el arma a las autoridades, que pronto empezaron a investigar cuál era su procedencia.

Se quedaron sorprendidos cuando, tras los primeros análisis, un caso sin resolver encajaba perfectamente: tanto el calibre como el tiempo que llevaba enterrada bajo tierra encajaban con el de la muerte de Van Gogh. Aquellas dos coincidencias sirvieron para aceptar que se trataba del arma con el que el excelente pintor holandés se quitó la vida... hasta 2011, cuando una nueva teoría apuntaba a que su muerte no fue un suicidio, sino fruto de la mala suerte.

¿Se suicidó Van Gogh? Venden por 50.000€ el revólver que acabó con su vida

Una teoría diferente

Gregory White Smith y Steven Naifeh, los biógrafos de Van Gogh, argumentaron que un joven de 16 años llamado René Secrétan fue el responsable del disparo. Según su teoría, se encontraba veraneando en la zona y tuvo acceso a este arma, con el que disparaba aleatoriamente. Uno de esos disparos habría impactado en el pecho del pintor y este, en su lecho de muerte, habría tenido un acto de generosidad con el que decidió 'tapar' lo ocurrido y autoinculparse.

Sea cual fuere la realidad de lo que aquel día de julio de 1890 sucedió, todos los expertos están de acuerdo en que aquel arma es el que acabó con la vida de Vincent van Gogh. Ahora, 130 años después de aquel luctuoso suceso, la casa de subastas AuctionArt-Rémy Le Fur la ha puesto a la venta: será este miércoles cuando se pueda adquirir esta valiosa pieza de coleccionista. Quien la quiera, sabe que deberá de empezar su puja en nada más que 50.000 euros. Casi nada.

Cultura

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios