Consuelo Císcar, tras los pasos de su marido: imputada por malversar fondos del IVAM
  1. Cultura
MATRIMONIO POLÉMICO

Consuelo Císcar, tras los pasos de su marido: imputada por malversar fondos del IVAM

El juez investiga la gestión de la exdirectora del Instituto Valenciano de Arte Moderno por hacer compras de obras con sobreprecios de hasta el 1.500%. Su esposo, Rafael Blasco, está en prisión

placeholder Foto: Consuelo Císcar, segunda por la derecha, en una exposición. (EFE)
Consuelo Císcar, segunda por la derecha, en una exposición. (EFE)

Primero su marido y ahora ella. Consuelo Císcar, mujer del encarcelado 'exconseller' popular Rafael Blasco, tendrá que desfilar como imputada (investigada, en la nomenclatura actual) ante los tribunales por delitos de malversación, prevaricación y falsedad documental presuntamente cometidos durante su etapa como directora del Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM). El Juzgado de Instrucción número 21 de Valencia ha acordado levantar el secreto de sumario y citar a Císcar, cuatro subdirectores del museo y un empresario al encontrar indicios de hechos delictivos “cometidos en el seno de la administración del IVAM, tanto en la adquisición de obras de arte como en la contratación de publicaciones”, según señala el extracto del auto difundido este miércoles por el TSJ valenciano.

Según el escrito, durante la etapa de Císcar al frente del museo se habrían pagado "importes no justificados por obras de arte o por publicaciones que resultaba evidente que no respondían a este valor", y que esta práctica redundaba en "un claro lucro para terceros". La jueza concluye que estos hechos "habrían supuesto un evidente perjuicio a los fondos públicos con los que se gestiona este museo”. En concreto, la magistrada Nuria Soler investiga los ejercicios de 2009 a 2013, aunque Císcar estuvo al frente de IVAM durante una década, entre 2004 y 2014, cuando fue cesada por el entonces presidente de la Generalitat, el popular Alberto Fabra.

La investigación se originó en verano del año pasado, cuando el juzgado recibió un alarmante informe de la Intervención de la Generalitat en el que se señalaban sobreprecios de hasta el 1.500% en la adquisición de obras de arte, entre otras irregularidades. El informe fue encargado por el Consell de Fabra en paralelo a los procedimientos judiciales que se abrieron contra el marido de Císcar, Rafael Blasco, que un día antes de darse a conocer las conclusiones de la Intervención fue condenado a seis años y medio de cárcel por el conocido como caso Cooperación.

De Cuaresma a Natividad Navalón

En todas las operaciones de compra de obras de arte analizadas por los interventores (cinco sobre 124, que costaron en total 1,9 millones de euros), se detectaron abonos por encima de los precios de mercado. El caso más llamativo fue el de la adquisición de la pintura 'Della Bestia Triunphante', de Júlio Quaresma, valorado en 2.000 euros y por el que se pagaron 32.400, un 1.500% más. Una fotografía de Miao Xiaochun costó 18.000 euros, aunque su valoración era de 8.000. Por una obra de Natividad Navalón, el museo desembolsó 128.400 euros frente a los 75.000 en que fue tasada en la investigación de los interventores, encargada al profesor de Historia del Arte de la Universidad Complutense Jaime Brihuega.

La década de gestión de Císcar al frente del IVAM siempre estuvo ligada a la polémica y generó malestar en el universo del arte y la cultura. Sus críticos le reprochaban el favoritismo a la hora de elegir autores y comisionar las exposiciones. Uno de los proveedores más polémicos del IVAM ha sido el chino Gao Ping, investigado por liderar una red de blanqueo de dinero y al que el museo compró en 2008 por casi medio millón de euros 63 fotografías chinas.

Arte
El redactor recomienda