La posición de la cabeza influye en cómo se perciben nuestras emociones
  1. Alma, Corazón, Vida
CABEZA BAJA SUGIERE ENFADO

La posición de la cabeza influye en cómo se perciben nuestras emociones

Una inclinación de la cabeza hacia abajo debilitaba otras emociones como la sorpresa, el asco, el miedo y la felicidad

Foto: Cuando nos enfadamos, tendemos a bajar la cabeza
Cuando nos enfadamos, tendemos a bajar la cabeza

Las posiciones específicas de nuestra cabeza pueden influir en la forma en que otras personas evalúan nuestras emociones, según una investigación publicada en la revista científica 'Emotion'.

"Una implicación de estos resultados es que evaluar sólo los movimientos de los músculos faciales al examinar las expresiones faciales de emoción podrían no emitir adecuadamente el mensaje emocional que realmente transmite esa cara, a menos que también se considere la cabeza", escriben los autores del estudio, pertenecientes a la Universidad de Columbia Británica (Canadá).

Foto: Fuente: iStock

Los investigadores realizaron una serie de estudios encaminados a que los participantes adivinaran la expresión facial de una persona basándose en la posición de su cabeza.

No solo las expresiones faciales

Según publica Psy Post, los resultados mostraron que las personas veían expresiones intensas de ira cuando una persona inclinaba la cabeza hacia abajo. Como resultado, una inclinación de la cabeza hacia abajo debilitaba otras emociones como la sorpresa, el asco, el miedo y la felicidad.

"Sólo los movimientos de los músculos faciales al examinar las expresiones faciales de emoción podría no emiten adecuadamente el mensaje emocional que realmente transmite esa cara"

Para entender por qué sucedía esto, los investigadores observaron cuánta influencia tienen las cejas en dar la ilusión de ira. Cuando éstas tenían forma de “V”, los participantes calificaron a las personas como muy enfadadas. Sin embargo, cuando no había ninguna indicación de cejas en forma de "V", se disminuía la percepción de la ira.

Dominación

En un experimento conductual separado, los investigadores también descubrieron que las personas eran más propensas a mostrar espontáneamente este movimiento de cabeza y cara cuando estaban enojadas.

Una interpretación alternativa a los resultados fue que las personas confundieron la ira con la dominación. "Trabajos anteriores han demostrado que la combinación de una inclinación de la cabeza hacia abajo y una expresión facial neutra se percibe fuertemente como transmisora de dominio”.

Inteligencia emocional Sentimientos Felicidad Psicología Psicología social
El redactor recomienda