La ciencia avisa: no te fíes de la expresión de la cara de una persona
  1. Tecnología
  2. Ciencia
¿EL RECONOCIMIENTO FACIAL, EN DUDA?

La ciencia avisa: no te fíes de la expresión de la cara de una persona

"'¿Podemos realmente detectar las emociones a partir de las articulaciones faciales?'. "Y la conclusión básica es: no, no se puede", señalan los investigadores.

Foto: La ciencia avisa: no te fíes de la expresión de la cara de una persona
La ciencia avisa: no te fíes de la expresión de la cara de una persona

Una investigación de la Universidad de Ohio (Estados Unidos) nos trae una conclusión demoledora: nunca debemos fiarnos de la expresión de la cara de una persona.

"La pregunta que realmente nos hicimos fue: '¿Podemos realmente detectar las emociones a partir de las articulaciones faciales?'", señala a SciTechDaily Aleix Martínez, profesor de Ingeniería Eléctrica e Informática en la Universidad Estatal de Ohio. "Y la conclusión básica es: no, no se puede".

Foto: Francia comenzará a usar el reconocimiento facial de forma obligatoria

En una época como la nuestra, donde las tecnologías de reconocimiento facial están en auge y que muchas compañías están valorando usar de estos sistemas para evaluar la satisfacción del cliente, estudios como este pueden llevar al traste muchos de nuestras ideas preconcebidas.

Contexto, postura y color de la cara

Los investigadores analizaron la cinética del movimiento muscular en la cara humana y compararon esos movimientos musculares con las emociones de una persona. Encontraron que los intentos de detectar o definir emociones basados en las expresiones faciales de una persona eran casi siempre erróneos. "Todo el mundo hace diferentes expresiones faciales basadas en el contexto y el fondo cultural", afirma Martínez. "Y es importante darse cuenta de que no todos los que sonríen son felices. No todos los que son felices sonríen. Incluso iría al extremo de decir que la mayoría de las personas que no sonríen no son necesariamente infelices. Y si estás feliz un día entero, no vas caminando por la calle con una sonrisa en tu cara. Solo eres feliz".

Con las tecnologías de reconocimiento facial, "nunca obtendrás una precisión del 100 por ciento"

Martínez duda de la efectividad de las tecnologías de reconocimiento facial y alerta de su potencial peligro. "Algunos afirman que pueden detectar si alguien es culpable de un delito o no, o si un estudiante está prestando atención en clase, o si un cliente está satisfecho después de una compra", explica. "Lo que nuestra investigación demostró es que esas afirmaciones son tonterías. No hay forma de que puedas determinar esas cosas. Y lo que es peor, puede ser peligroso".

Después de analizar datos sobre expresiones faciales y emociones, el equipo de investigación, que incluyó a científicos de la Universidad Northeastern, el Instituto de Tecnología de California y la Universidad de Wisconsin, concluyó que se necesita algo más que expresiones para detectar correctamente la emoción. Y aquí el color facial, por ejemplo, puede darnos pistas. "Lo que mostramos es que cuando experimentas emociones, tu cerebro libera péptidos — principalmente hormonas— que cambian el flujo sanguíneo y la composición de la sangre, y debido a que la cara está inundada de estos péptidos, cambia de color", aclara Martínez, que también añade que la postura corporal o el contexto también juegan un papel crucial.

¿Enfadado o contento?

Para demostrarlo, Martínez mostró a los participantes del estudio una imagen recortada para mostrar solo la cara de un hombre. La boca del hombre está abierta, como gritando y su rostro era de color rojo brillante. "Cuando la gente lo miraba, pensaba que este tipo estaba súper molesto, o realmente enojado por algo, que estaba enfadado y gritando. Pero cuando los participantes vieron toda la imagen, descubrieron que era un jugador de fútbol que estaba celebrando un gol".

Así, los investigadores sostienen que se debería considerar algo más que una expresión facial cuando se evalúa a una persona. Y aunque Martínez reconoce que es "un gran creyente" en el desarrollo de algoritmos informáticos, afirma que "nunca obtendrás una precisión del 100 por ciento" y que "descifrar la intención de una persona va más allá de su expresión facial, y es importante que las personas —y los algoritmos informáticos que crean— entiendan eso".

Tecnología Psicología Cultura digital Inteligencia emocional Aptitudes emocionales
El redactor recomienda