La élite de las ideas

La selección española de filosofía: por qué siempre juegan los mismos en selectividad

Cada año miles de alumnos estudian a un selecto grupo de pensadores para preparar el examen de Filosofía de la EvAU. Tratamos de entender por qué ellos son los elegidos

Foto: Imagen: Irene de Pablo.
Imagen: Irene de Pablo.

"¿A ti quién te tocó en Filosofía? En mi año fue Aristóteles". Es la frase que se repite siempre que recordamos los días de selectividad. Forma parte de una tradición académica española: cada año los estudiantes de segundo de bachillerato tienen que estudiar las ideas de un grupo reducido de pensadores porque antes de llegar a la universidad van a tener que explicar en la EvAU los planteamientos de uno de ellos. La prueba puede ser diferente en cada región pero la lista de autores nunca ha variado demasiado. Son la élite, los filósofos guais, el 'Dream Team' de la metafísica, los 'Quimi y Valle de Compañeros' del pensamiento, los referentes de la teoría del conocimiento que están trajeados en primera fila del teatro esperando recoger el premio en la gala del Balón de Oro a la mejor reflexión. Pero... ¿por qué precisamente estos autores? ¿qué les hace tan especiales? ¿son sus ideas o la época en las que las pensaron? ¿qué otros filósofos podrían ser candidatos a entrar en este selecto club?

Para tratar de conocer un poco mejor el motivo de la relevancia de estos autores le damos la palabra a los que tratan con ellos más a menudo: licenciados en filosofía y profesores de esta materia dan su opinión sobre los que más suelen aparecer en las pruebas de acceso a la universidad.

Platón

"Él es el autor, o el culpable, de nuestro temario de filosofía", asegura el profesor Eduardo Infante, que tiene claro por qué el pensador griego está en la lista de elegidos. Infante cita las palabras que, en ese mismo sentido, hacía el matemático Alfred Whitehead sobre el autor griego: "toda la filosofía occidental consistiría en una serie de notas a pie de página de la filosofía platónica".

Litografía de Platón. (iStock)
Litografía de Platón. (iStock)

Por su parte Agustín Soler, licenciado en filosofía y profesor de la materia durante años cree que Platón "es el primer gran sistematizador del pensamiento filosófico y la primera gran propuesta filosófica completa, es decir que incluye todos los temas: antropología, metafísica, epistemología, estética, ética, política..."

"Quizás sea uno de los autores más queridos pero menos respetados de todo el temario", apunta Sara Arias, profesora y licenciada en filosofía, "parece simple y un ingenuo. ¿Acaso alguien puede creerse ese relato sobre la existencia de un Mundo de las Ideas? Probablemente ni nosotros seamos tan escépticos ni Platón tan ingenuo como para no saber que ese Mundo de las Ideas es el mejor motor para hacernos conscientes de todo aquello que nos aproxima y nos aleja de nuestra idea de ser perfectos".

Aristóteles

Litografía de Aristóteles. (iStock)
Litografía de Aristóteles. (iStock)

Todos destacan de él su relación con el mundo científico. Arias considera que es uno de los que más claramente puede defenderse del ataque de la pregunta '¿Para qué sirve la filosofía?' y opina que Aristóteles "no solo resulta esencial para comprobar que la filosofía debe ser el punto de partida de toda actividad científica sana, sino también para comprender cómo funciona la ciencia misma y su modo de proceder. Todos aquellos que piensen que el conocimiento parte de la experiencia, encontrarán un buen refugio en él".

En esa misma línea de vinculación con lo científico, Eduardo destaca que "solo desde sus ojos podremos comprender cómo veían el universo los hombres anteriores a Newton" y Agustín destaca su papel como padre de la biología y apunta que con él llega "la primera gran filosofía de la naturaleza, no tanto centrada en problemas filosóficos sino más bien en toda la realidad, por lo que su pensamiento abarca todos los ámbitos del saber humano del momento". Por último, Eduardo cree también que "su ética sigue teniendo una vigencia muy actual y la pregunta de la que parte puede servirnos para seguir orientando hoy nuestras existencias: ¿Cuál es la mejor forma de vida? ¿Cuál es la forma de vida más humana?"

Santo Tomás de Aquino

"No se puede negar que una de las consideradas ideas más abocadas al fracaso de la Historia de la Filosofía es la de intentar demostrar racionalmente a Dios", explica Sara, que, a pesar de ello, cree que "tanto creyentes como no creyentes pueden aprender, a la luz de sus planetamientos, que estos no son otros que los de Aristóteles a demostrar todo aquello en lo que creen de manera racional y así poder convencer a los demás de casi todo lo que quieran".

Agustín destaca su influencia sobre el mundo académico al considerarle "el mayor representante del movimiento escolástico que dio inicio a la universidad como institución, y que llega hasta nuestros días". Además, con su pensamiento "recogió por completo el sentir y el pensamiento de la época, sintetizando filosofía y teología".

Una de las cuestiones de Santo Tomás sigue vigente: ¿cuándo es lícito, e incluso obligatorio, desobedecer a la autoridad?

Además de su relevancia con respecto a la enseñanza, Eduardo pone en valor otra de las ideas de Tomás de Aquino que sigue teniendo vigencia a día de hoy: ¿cuándo es lícito, e incluso obligatorio, desobedecer a la autoridad? Opina que "su obra es uno de los momentos culminantes del pensamiento medieval, realizando la síntesis más acabada entre Aristotelismo y doctrina cristiana".

Descartes

Grabado de René Descartes en 1850. (iStock)
Grabado de René Descartes en 1850. (iStock)

Si René Descartes se hiciera una tarjeta de visita para vender sus ideas la frase que aparecería es la de 'El primer gran filósofo moderno'. Es algo que mencionan tanto Sara Arias como Agustín Soler. La primera cree que, además de dejar su aportación al mundo de la matemática a través de su sistema de coordenadas, su pensamiento supone una ruptura radical con todo lo anterior: "Su aportación resulta imprescindible para entender la idea de ser humano como sujeto que piensa y que precisamente por ello existe. Sin su 'Cogito Ergo Sum' todavía estaríamos pensando a día de hoy que el ser humano no cumple ningún tipo de papel en cómo percibe y entiende el mundo." Soler le hace responsable "de un nuevo inicio en filosofía, en que el pensamiento parte del sujeto de conocimiento y no del objeto conocido, postura que llega hasta nosotros" e Infante relaciona sus ideas con algo muy de actualidad en pleno 2020: "Nos invitó a no aceptar más autoridad que la de la propia razón. Su escepticismo para alcanzar la verdad puede ser un buen remedio para un mundo de Fake News".

Kant

Para Agustín, este filósofo alemán es una de las figuras más importantes del movimiento ilustrado a nivel europeo, y tiene ganado sobradamente un lugar en la parte de atrás del autobús de los filósofos, donde se sientan los más destacados cuando van de excursión: "Su presencia en cualquier programa de Historia de la Filosofía es inexcusable. El rigor y la profundidad de su pensamiento rara vez han sido alcanzados, por lo que también es un excelente ejemplo en este sentido".

Probablemente Kant sea el autor más detestado en todas las aulas del país

Sara Arias reconoce que es el hueso del temario de segundo de bachillerato y el que no debería tocarte en el examen: "Probablemente sea el autor más detestado en todas las aulas del país. Etiquetado de difícil y aburrido, resulta ser el padre de la posibilidad de tener una moral propia y autónoma y de entender lo que está bien y lo que está mal desde nosotros mismos y no desde códigos morales creados por otros. Véase la iglesia, los padres o el estado". Por su parte, Eduardo destaca que Immanuel "se enfrentó al terrible problema de intentar explicar cómo es compatible el más absoluto de los determinismos en el universo que habitamos con la más absoluta de las libertades, y la consiguiente responsabilidad, en el alma del ser humano".

Nietzsche

Este pensador alemán del siglo XIX fue para Agustín un "gran crítico de toda la tradición anterior a él y uno de los pensadores más influyentes en toda la filosofía, el pensamiento y el arte posterior a él" ya que "con su crítica al pensamiento y la cultura occidentales sienta las bases de una nueva forma de hacer filosofía, que se llevará a cabo desde entonces".

Ilustración de Nietzsche. (iStock)
Ilustración de Nietzsche. (iStock)

La influencia que su pensamiento ha tenido en el desarrollo filosófico posterior también es un elemento a destacar para Eduardo: "Como él mismo dijo, no es un filósofo, es dinamita. Su pensamiento explica el derrumbe cultural en el que estamos inmersos, la actual crisis de valores que nos asola. Desde él, ya no hay hechos, solo interpretaciones".

Sara cree que Friedrich "es sin duda el más amado por todos aquellos que aspiran a ser revolucionarios" afirma que resulta un autor imprescindible "para comprender que todo lo que hay no es más que una cuestión de perspectiva. Tanto aquellos seres humanos más intuitivos, como aquellos más racionales, deberían saber que no existen ni Dios ni las verdades universales sino sólo las suyas y que, únicamente a partir de ellas y de su capacidad para divertirse pueden convertirse en Superhombres capaces de transformar el mundo".

Ortega y Gasset

Terminamos con el único filósofo español que suele aparecer en estos exámenes. "Sería mentir afirmar que en España existe una gran tradición filosófica, sin duda la pintura y la literatura son más su elemento. A pesar de todo, ningún temario puede permitirse el lujo de no incluir algún autor de su propio país", apunta Sara, quien sin embargo considera que el diagnóstico sobre la realidad española de Ortega y Gasset "resulta una herramienta bastante eficaz para hacernos conscientes de las miserias autóctonas".

José Ortega y Gasset.
José Ortega y Gasset.

Agustín destaca su enorme papel como divulgador de la propia filosofía gracias a su labor como catedrático y considera que es el responsable "de la introducción en nuestro país de algunas corrientes de pensamiento que venían de Alemania como el neokantismo o la fenomenología". Eduardo concluye poniendo en valor una de sus mejores obras: "La rebelión de las masas explica la era de YouTube y de los influencers, el triunfo de los populismos y por qué nos sentimos huérfanos de referentes intelectuales, culturales y ciéntificos".

¿Quién falta en esta lista?

Explicados los méritos de la plantilla que forma el equipo titular de filósofos para la EvAU, toca hablar de posibles fichajes para las próximas temportadas. Agustín Soler creee que la selección de autores ha recibido fuertes críticas, pero que tampoco es fácil proponer alguno más para incluir: "Por mi parte, estoy casi seguro de que Schopenhauer es un autor que nunca ha estado en la lista de ninguna comunidad autónoma, y que por su profundidad y su repercusión posterior podría ser una estupenda inclusión".

Sara Arias anima a, al menos, leer más al filósofo francés Michel Foucault: "su afán por llevar a cabo una arqueología del saber lo ha llevado a ser el filósofo que mejor explica que la Historia no es más que un relato interesado. Ayuda no sólo a desentrañar la gran mentira que es nuestra Historia, sino también a entender que la locura sólo ha sido definida por aquellos que se consideran cuerdos. Entender que las verdades son sólo constructos para el ejercicio del poder, nos hará, sin duda, más libres"

Para Petra Gómez, profesora de filosofía de segundo de bachillerato, son todos los que están pero no están todos los que son: "La Historia de la Filosofía en bachillerato tiene que estudiar a los grandes nombres que constituyen la forma de pensar y actuar en Occidente. Nadie discute que entre ellos están Platón, Aristóteles, Santo Tomás, Descartes, Hume, Rousseau, Kant, Marx o Nietzsche. Pero resulta incomprensible que entre los autores de obligado estudio no aparezca ninguna filósofa. En el pensamiento occidental hay pensadoras tan importantes como cualquiera de los anteriores y se echa de menos al menos un nombre en femenino. Quienes formamos parte de la comisión EvAU en Madrid llevamos tiempo proponiendo dos nombres contemporáneos: María Zambrano y Hannah Arendt".

La filósofa Hannah Arendt.
La filósofa Hannah Arendt.


Por último, Eduardo opina que "al leer el programa oficial da la sensación de que la filosofía sólo se ha centrado en problemas metafísicos, difíciles de entender y desconectados de las preocupaciones cotidianas de la mayoría de la gente. De igual manera, se podría concluir que la filosofía es una disciplina exclusiva de varones aristócratas occidentales lo suficientemente ociosos como para discutir sobre cuestiones que a nadie le interesan. ¿Es posible entender el mundo de hoy sin el pensamiento feminista de Simone de Beavoir o el certero análisis de los totalitarismos que hizo Hannah Aredent? ¿Por qué no aparecen estas pensadoras, por ejemplo, en el programa oficial? ¿Dónde queda el pensamiento oriental? ¿Por qué la Historia Universal del pensamiento se reduce a la historia del pensamiento de los varones occidentales? Quizás, la respuesta la tenga Walter Benjamin cuando afirmó que la historia, también la de las ideas, la escriben los vencedores".

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios