El secreto para gozar de una vida sexual plena cuando pasas los 50
  1. Alma, Corazón, Vida
AUMENTAD LA LIBIDO

El secreto para gozar de una vida sexual plena cuando pasas los 50

Llevar mucho tiempo juntos no tiene por qué implicar que ya no podáis disfrutar de vuestras relaciones tanto como antes. Recuperad la pasión con estos sabios consejos

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Normalmente, una vida sexual plena suele venir asociada a la juventud. Las relaciones íntimas entre personas que superan la franja de edad de los 50 años están muy poco visibilizadas. Sin embargo, esto no quiere decir que el arte amatorio sea peor a estas alturas de la vida. Una investigación reciente, realizada por la empresa de juguetes sexuales Love Honey, ha demostrado que, contra todo pronóstico, son los más mayores quienes disfrutan más y mejor del sexo que aquellos que acaban de pasar la pubertad y se encuentran entre los 18 y los 25 años.

Según dicho estudio, el pico de actividad sexual se dispara cuando entramos en los 20 años y a partir de los 30 decrece, pero solo hasta los 45, ya que una vez se pasa esta barrera de edad vuelve a repuntar con más fuerza que nunca. Las posibles razones que argumentan esta repentina caída de la libido pueden atribuirse a que la vida se hace más difícil y exigente: el trabajo, el cuidado de los hijos o los abuelos, y más aún, las preocupaciones económicas de tener que sacar la familia adelante.

Darse abrazos aumenta la cantidad de oxitocina en la sangre, además de poder reducir el estrés y la ansiedad, y en general, sentiros más felices

"Lo más pronto que nos demos cuenta de que la edad no tiene que ver con nuestras relaciones íntimas, mejor", asegura la psicóloga Anjula Mutanda, en un reciente artículo sobre el tema publicado en 'The Guardian'. "Sobre todo si existen infinidad de formas de mantener una vida sexual sana y divertida". Como siempre, el primer consejo es que haya una comunicación abierta y asertiva entre ambos: "ten en cuenta que no solo hay que hablar, también es importante la comunicación no verbal: los besos y pequeños gestos como darse la mano".

En muchos casos, las perejas "pueden acabar siendo 'íntimos extraños' después de pasar tantos años ocupados en educar a los hijos o estar centrados en las necesidades de los demás", asevera la experta. "Pero es posible revertir la situación si volvéis a hacer las cosas que hacíais cuando comenzasteis la relación". Un buen punto de partida es "ser más afectivos físicamente". Hay varias investigaciones, por ejemplo, que aseguran que algo tan sencillo como darse más abrazos aumenta la cantidad de oxitocina en la sangre, además de poder reducir el estrés y la ansiedad, y en general, hacer que os sintáis más felices.

Foto:

Si ya habéis conseguido superar esa barrera imaginaria que puede existir entre vosotros, lo mejor será que entréis directamente en materia. ¿Cómo? Hay muchas técnicas para conseguir unas relaciones sexuales diferentes, empezando por probar nuevas posiciones. Ante todo, hablad antes de tomar la iniciativa para así evitar malentendidos. "Expresad qué es lo que no os gusta de cómo lo hacéis, así como vuestros deseos y ganas de experimentar", recalca Mutanda.

Si alguno de los sufre un problema serio con el sexo, como por ejemplo disfunción erectil o vaginismo, lo mejor será que lo antes posible os pongáis en contacto con un profesional médico, ya que ante todo lo más importante es la salud y el bienestar personal. Si uno de los dos no se siente físicamente preparado o si el acto sexual le resulta doloroso a nivel físico o anímico, es imprescindible que recurráis a la ayuda de un experto con el fin de tratar esta serie de patologías. No sintáis vergüenza en confesarlo y poneros manos a la obra para ponerle remedio.

¿Qué tal si reserváis una noche para cocinar juntos y, durante el proceso, os dais más besos y caricias?

Por otro lado, el hecho de querer incrementar los niveles de libido no tiene que pasar necesariamente por hacer tareas con una carga sexual explícita. En el sexo, hay múltiples actos cotidianos que pueden tener carga erótica sin apelar directamente a la connotación sexual. ¿Qué tal si reserváis una noche para cocinar juntos y, durante el proceso, os dais más besos y caricias? Puede que en cualquier momento la chispa vuelva a estallar, y en ningún caso hay que interpretar un papel, sino simplemente ser vosotros mismos y actuar con ternura.

Técnicas para mejorar las relaciones sexuales

"Al igual que entrenamos físicamente para estar bien físiccamente, la intimidad sexual con tu pareja también puede ser considerada como otro músculo que hay que fortalecer de manera continua", señala Mutanda. ¿Cómo? Hay múltiples ejercicios físicos que puedes practicar y que garantizan relaciones sexuales más placenteras. Sin ir más lejos, los ejercicios de kegel, los cuales están encaminados a fotalecer el útero, la vejiga y el intestino grueso.

Foto: Ejercicios de Kegel. (Roberto Nickson para Unsplash)

Una de las ventajas es que este tipo de ejercicios puede hacerse en cualquier momento en el que te encuentres sentada o acostada. Incluso mientras estás comiendo o trabajando delante del ordenador. ¿Cómo se hacen? Simplemente fingir que tienes que orinar y luego contenterte. Aprieta y relaja los músculos que contienen el flujo de orina, aquellos que se encuentran en el pubis. Tan solo debes apretarlos hasta que se mantengan firmes, manteniendo los muslos, glúteos y abdomen relajados.

Primero cerciórate de que la vejiga está vacía. Luego, siéntate o acuéstate. A continuación, aprieta los músculos del piso pélvico y cuenta entre 3 y 5 segundos. Después relájalos y repite el proceso. Tampoco te pases con las repeticiones, pero si los haces alrededor de tres veces al día, es decir, en mañana, tarde y noche, seguro que notarás importantes cambios. No solo mejorarán tus orgasmos, sino también tu sistema renal.

Sexo Vida sexual Juguetes sexuales HIjos Relaciones sexuales Sin censura Noadex
El redactor recomienda