son sencillas y cómodas

Formas efectivas de bajar la presión arterial de forma natural (y más si hace calor)

La hipertensión puede ser muy peligrosa y derivar en enfermedades cardiovasculares o muerte. Es fácil, sin medicación, evitarla con pequeños pasos

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), aproximadamente el 70% de todos los pacientes que experimentan su primer ataque cardíaco tienen presión arterial alta (o hipertensión). Un informe publicado en 2016 por el Instituto Nacional de Estadística (INE), que hablaba de las causas de defunción en nuestro país en 2014, la enfermedad cardiovascular continuaba a la cabeza como primera causa de muerte. Conocemos las teorías, se debe adoptar un hábito de vida saludable.

Pero en ocasiones, incluso así, la hipertensión parece ser el talón de Aquiles de muchas personas. Es una preocupación grave, por supuesto, pues es un factor de riesgo cuando se trata de enfermedades del corazón. La revista 'Best Life' ha enumerado una serie de formas muy fáciles de llevar a cabo para controlarla alta, y todas de manera natural.

Come chocolate negro

La forma más dulce. Un estudio de Harvard de 2011 descubrió que comer una pequeña porción de este alimento a diario (recalcamos lo de pequeña, ojo), puede reducir con éxito la presión arterial en personas con hipertensión.

Generalmente, tomamos demasiado sodio, que provoca un mayor flujo de sangre y, por lo tanto, un aumento de la presión arterial

Pero no se debe exagerar. Aunque tiene sus beneficios, el cardiólogo Robert Greenfield, del Vascular Institute of California advierte que "es verdad que el chocolate negro tiene antioxidantes naturales, pero no se debe confiar mucho en este producto que está lleno de grasas y carbohidratos".

Come (más) nueces

Si luchas con la presión arterial alta y quieres evitar los medicamentos, poría ser útil comer nueces, así por lo menos lo asegura un estudio de este mismo año publicado en el 'Journal of American Heart Association'. Los expertos o están seguros de si se debe al contenido de ácidos grasos que tienen estos frutos secos u a otros nutrientes, pero lo importante es que funcionan, ¿no?

Arándanos y sandía

Ahora que ha llegado el verano la oferta de fruta es mucho más variada. En el caso de los arándanos, los investigadores plantean la hipótesis de que gran parte de sus beneficios se deba a las antocianinas (son las que le dan a la fruta su tono oscuro).

Pero si no eres fan de estas bayasestás de suerte, porque puedes aumentar tu ingesta de sandía diaria. Y no hay nadie a quien no le guste la sandía. Un estudio de 2014 en el 'American Journal of Hypertension' descubrió que en el transcurso de 12 semanas, las personas con sobrepeso que recibieron dos tipos de extracto de cucurbitáceas observaron grandes mejoras en su presión arterial.

La ansiada siesta

Según un estudio de 2019 publicado en el Journal of American College of Cardiology, las personas que tomaron una siesta al mediodía observaron una reducción significativa tanto en su presión arterial sistólica como en la diastólica. Eso sí, que no se te vaya de las manos y te despiertes sin recordar en qué año naciste. Lo ideal es media hora.

Controla el sodio

De acuerdo con la American Heart Association, el exceso de sodio en el torrente sanguíneo provoca un mayor flujo de sangre y, por lo tanto, un aumento de la presión arterial. Por suerte, hay muchos alimentos con contenido bajo en sodio: lentejas, patatas, espárragos, cebollas, judías verdes, lechuga, tomate, almendras...

Levántate de tu escritorio

Estás todo el día mirando el ordenador, tanto es así que pasan cinco horas y te sorprendes al comprobar que llevas todo ese tiempo sentado. Es cierto que deberías ir al gimnasio para llevar un estilo de vida saludable, pero si no te da tiempo, al menos levántate a menudo. Un estudio con una muestra de 20 personas reveló que las que se esforzaban durante el día por levantarse y moverse redujeron su hipertensión.

Come menos

Es probable que, por mucho que comas sano, consumas más sodio de lo que piensas. Un estudio de 2017 publicado en la revista 'Appetite' concluyó que el adulto promedio consumía 1,292 mg de sodio durante cada comida que comía en un restaurante, lo que no es muy favorable para tus arterias como ya hemos visto, por lo que quizá sea buena idea empezar a cocinar en casa. Y, si puedes, condimenta con chili o salsa picante tus platos, cuanto más picante sea mayores serán los beneficios para la presión arterial.

Escucha música relajante

Y ve a yoga, de paso. Al parecer, según las últimas investigaciones, escuchar a 'Slipknot' a todas horas puede no ser lo mejor para tu corazón. Un estudio de la American Heart Association realizado en 2008 señaló que cuando escuchas 12 minutos de música relajante tres veces por semana durante, aproximadamente, cuatro meses, reduces tu presión arterial sistólica. Así que dale a Chopin.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios