CÓMO NO SER ELIMINADO EN EL PRIMER FILTRO

Esto es lo que interesa a las empresas que ofrecen empleo (y no son tus logros)

Saber adaptar nuestro discurso a las necesidades de la empresa a la que estamos pidiendo trabajo es vital si queremos tener éxito en una entrevista

Foto: Saber qué es lo que la empresa necesita es vital para tener éxito ante otros candidatos (iStock)
Saber qué es lo que la empresa necesita es vital para tener éxito ante otros candidatos (iStock)

Quince segundos pueden ser un suspiro o convertirse en toda una eternidad, dependiendo de la situación en la que nos encontremos. Si sólo queda ese tiempo para que nuestro equipo no reciba un gol y gane un partido, se nos harán muy largos; pero si es el tiempo que nos dan en una entrevista de trabajo para hablar de nuestras mejores cualidades, pueden hacerse extremadamente cortos.

Por eso, cuando acudimos a pedir empleo, hay que tener claro qué es lo que las empresas quieren de nosotros y qué es lo que debemos decirles. Y no siempre tiene que ver con los éxitos laborales que hayamos tenido en el pasado: en la mayoría de las ocasiones, el discurso tiene que ver con las cualidades que aportarías a esa empresa en ese nuevo puesto de trabajo.

Hay que tener claro qué es lo que las empresas quieren de nosotros y preparar un discurso acorde a lo que queremos que escuchen

Dawn Graham explica en Forbes una situación que puede repetirse en muchos casos: el de una persona que quiere cambiar de sector y acude a una entrevista de trabajo. Esa persona puede tener un pasado laboral exitoso en sus anteriores funciones, pero si sus cualidades no se ajustan a las necesidades de su nuevo puesto, seguro que no será el candidato elegido.

Lo que las empresas quieren

Por eso, hay que tener en cuenta qué es lo que cada empresa demanda y ofrecer un discurso que se amolde a esas necesidades. Y, sobre todo, es vital mantener la atención de la persona que nos hace la entrevista; si por un momento cree que no merecemos la pena, su mente nos rechazará y perderá todo el interés, aunque lo que digamos al final sea lo más importante. Por eso hay que empezar con aquello que nos hace ser los mejores para ese puesto concreto.

Las empresas ya conocen tu CV: aprovecha la entrevista para ganar puntos
Las empresas ya conocen tu CV: aprovecha la entrevista para ganar puntos

Por eso, lo primero que hay que hacer es investigar a la empresa para la que vamos a hacer la entrevista: saber a qué se dedican y qué perfiles buscan. Y si tienes que tirar de tu red de contactos, adelante: seguro que ellos lo hacen contigo si la situación fuera al revés y el puesto de trabajo que se ofrece está en tu empresa.

Una vez allí es bueno tener una mentalidad orientada al marketing: hay que vender lo mejor de nosotros mismos, por lo que necesitamos escoger entre nuestras cualidades aquellas que mejor encajarán en esa empresa. El tiempo es limitado y hay que causar la mejor impresión desde el primer minuto: si nos dedicamos a aburrir con nuestro currículum, estaremos perdidos.

Es vital mantener la atención de la persona que nos hace la entrevista; si cree que no merecemos la pena, su mente nos rechazará y perderá el interés

Ser directos es lo que debemos hacer sí o sí: el entrevistador ya habrá echado un ojo al CV, que para eso se lo mandamos, y nos ha seleccionado para vernos en persona (o por Skype, o como sea la entrevista). Lo mejor, una vez allí, es resaltar solo cuáles de nuestras experiencias pasadas nos ayudarán con el nuevo trabajo y de qué manera las implementaremos.

Los expertos siempre recomiendan que, al enfrentarnos a una entrevista de trabajo, lo primero que debemos hacer es que el empleador nos vea como un candidato con posibilidades y no nos rechace en el primer corte. Después ya tendremos la oportunidad de sobresalir, pero es vital pasar ese primer filtro para seguir en la carrera.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios