las respuestas definitivas

¿Discutís en casa por fregar o por el baño? Estas son las soluciones

Varias amas y amos de casa se han puesto de acuerdo para revelar los secretos de cómo se realizan determinadas tareas del hogar y acabar con las discusiones

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Cuando te vas a vivir con alguien, una de las principales preocupaciones para todos es la eterna duda de cómo será la convivencia. Fregar los platos, limpiar al baño, planchar o hacer la compra suelen ser algunas de las causas de discusión de matrimonios, parejas o compañeros de piso. Pueder se algo precioso o complejo, depende. Es necesario marcar algunas pautas en común para no discutir y tener una buena relación.

En todas las casas hay pequeñas disputas domésticas que pueden convertirse en algo que reprochar más tarde y desembocar en un problema más grave. 'Good HouseKeeping' han proporcionado una serie de consejos para acabar con ellas. Los expertos han ofrecido las respuestas definitivas a las discusiones más comunes y acabar para siempre con las riñas.

¿Es mejor secar los platos a mano?

La respuesta es no. Si piensas que es una buena idea para así recoger la cocina más rápido, la investigación sugiere que en realidad podría ser mejor dejar que los platos se sequen al aire. Los científicos han descubierto que la mitad de los paños tienen bacterias que podrían enfermarte. Si no te gusta tocar con las manos en esas barras para secar, asegúrate de cambiar regularmente el trapo para evitar la acumulación de gérmenes.

Nunca debes poner utensilios de madera en el lavaplatos: la humedad los agrietará y romperá

Es muy posible que si no lo haces, tengas riesgo de sufrir una intoxicación alimentaria. Científicos de la Universidad de Mauricio examinaron 100 trapos de cocina que habían sido utilizados durante un mes. Descubrieron que era más probable encontrar E.coli en paños utilizados para diferentes funciones como limpiar utensilios y superficies, así como para secarnos las manos.

También concluyeron que había más posibilidades de hallar esta bacteria en toallas húmedas o en las utilizadas en hogares donde se come carne. El carácter multiusos de estos paños aumenta las probabliades de contaminación de potenciales patógenos que pueden propagar gérmenes y provocar intoxicaciones.

Dejar la puerta abierta del frigo

Dejarla así durante unos pocos segundos puede ser suficiente tiempo como para cambiar la temperatura en el interior, lo que podría causar que los alimentos se quemen más rápido. Algunos expertos explican que una vez que la temperatura ha comenzado a cambiar, puede tardar unos 40 minutos en volver a los adecuados. Esto significa que la comida, especialmente los productos lácteos, podrían calentarse demasiado y echarse a perder.

En general, los alimentos refrigerados son seguros, siempre que la falta de frío no haya superado unas pocas horas. Debe tenerse en cuenta que, en casos en los que se va la luz, si la puerta se mantiene cerrada durante unas cuatro horas, es posible que se pueda aprovechar todo sin ningún problema. Pero, ¿qué ocurre si ese tiempo es mayor? El riesgo aumenta si ha sido durante toda la noche o durante unas 11-12 horas. En este caso, es posible que algunas cosas no "sobrevivan" a la temperatura adecuada.

Poner el lavavajillas

¿Hay una forma correcta para ponerlo? Sí. Uno de los errores más extendidos es prelavar los platos antes de meterlos en el electrodoméstico. Los hay incluso que utilizan estropajo y detergente. Se trata de una operación absurda que solo sirve para gastar el doble de agua. Cierto es que el lavavajillas no es una trituradora, y conviene vaciar bien los platos antes de meterlos, pero no tiene sentido lavarlos antes, aunque vayamos a usar un ciclo corto. Si tu lavavajillas no está acabando correctamente con la suciedad de los platos quizás tenga un defecto, pero este es su trabajo y no hay por qué facilitárselo.

Si secas los platos con el mismo trapo, lo llenarás de bacterias y podrás acabar con una intoxicación

Nunca debes poner utensilios de madera en el lavaplatos. Ni cucharas, ni tablas de cortar ni cuencos. La humedad y el calor extremo del electrodoméstico puede hacer la madera se hinche y agriete. Por ello, debes lavarlos a mano en su lugar y evitar empaparlos, así los mantendrás afilados y evitarás dañarlos. Tampoco debes meter en el lavavajillas cacerolas antiadherentes ni de cobre.

Si queremos que el lavaplatos nos ayude a ahorrar agua debemos ponerlo siempre lleno, pero dentro de los límites establecidos. Si superpones los cacharros es muy probable que el agua no llegue a toda la vajilla y, por tanto, que no se limpie correctamente. Asegúrate de que la superficie de los platos y cubiertos está expuesta a la acción del agua y el detergente. Si, por ejemplo, hay un bol que cubre los platos de postre, estos no se lavarán correctamente.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios