La verdad sobre el coco: ¿el mejor superalimento o pura grasa y azúcar?
  1. Alma, Corazón, Vida
es nutritivo pero no adelgaza

La verdad sobre el coco: ¿el mejor superalimento o pura grasa y azúcar?

Este fruto aparece en listados de comida recomendada para evitar todo tipo de problemas y enfermedades. ¿Tiene base científica esa buena fama?

placeholder Foto: El coco y su aceite, productos caros con un prestigio no muy merecido. (iStock)
El coco y su aceite, productos caros con un prestigio no muy merecido. (iStock)

El coco es versátil, exótico y muy veraniego. Vendedores ambulantes playeros, helados, postres... Y su imagen como alimento sano es inmejorable. ¿Pero compramos coco satisfechos solo porque es caro y porque no está en la balda de la frutería todo el año, como las aburridas manzanas, por ejemplo? ¿Nos lo venden tan bien porque tiene un color original? ¿Porque es difícil de abrir, como un regalo bien envuelto?

En 'The Telegraph' nos sacan de dudas con muchos detalles sobre este alimento que se ha convertido en un estandarte de las dietas "libres de" (sin gluten, sin nada animal, sin azúcar 'de la mala'...) y es de los más cotizados para los que quieren sustituir la leche de vaca en el desayuno, o la mantequilla al cocinar.

Instituciones como la Asociación de Diabetes Americana niegan que esta fuente de azúcar tenga nada de especial

Está desde siempre en salsas tradicionales indias o de América del Sur y da cremosidad y un toque dulce muy reconocible. Y no solo se usa para comer; es un ingrediente cada vez más habitual en productos de belleza. Rihanna y Gwyneth Paltrow lo defienden para lograr unos dientes más blancos o un pelo más brillante. ¿Pero cuál es su auténtico valor nutricional? Abramos ese coco y troceemos su misterio.

Azúcar como otro cualquiera

Stephanie Mattucci, de Mintel, un organismo de investigación para el consumidor, afirma: "En Estados Unidos, el 20 por ciento de los consumidores creen que el azúcar de coco es bueno para la salud". Allí, donde el aceite de oliva es un lujo que no todo el mundo se permite a diario, toman mucho aceite de palma de coco. Sería bonito si fuera verdad, pero instituciones como la Asociación de Diabetes Americana niegan que esta fuente de azúcar tenga nada de especial.

También se dice que ayuda a luchar contra las infecciones, a perder peso e incluso a curar la demencia u -horror- el cáncer. Algunas webs recomiendan combatir la deshidratación inyectándose agua de coco (ni en broma) y compramos aceites y geles de coco para hidratarnos (o para limpiarnos los dientes como Paltrow).

Saturada y bien saturada

La grasa de este fruto está tan saturada como nosotros de los anuncios engañosos sobre él. Es una grasa aún más concentrada que la de la mantequilla o la manteca de cerdo. Es verdad que este tipo de grasa se ha demonizado injustamente y que la necesitamos en nuestra dieta, pero tampoco tiene sentido empezar a consumir aceite de coco por cuestiones de salud. Si te gusta, perfecto, pero con moderación.

El jugo de coco es caro e innecesario, así que no lo recomiendo

Otro citado en el artículo es el doctor Scott Harding, profesor de ciencias nutricionales y diabetes en el King's College de Londres: "Desde una perspectiva estrictamente gastronómica, mientras el consumo total de calorías sea saludable y la dieta equilibrada y variada, no hay razón para temer ninguna grasa concreta para cocinar". No es tanto que la de coco sea mala, es que no hay que cerrarse a ninguna por principio.

El agua de la vida

El jugo del coco también aparece en cientos de fuentes sobre bebidas milagrosas: "El agua de coco contiene electrolitos como el potasio y el magnesio, que son buenos para reponerse si has sudado", dice Sophie Claessens, dietista y portavoz de la Asociación Dietética Británica, "pero puedes conseguir el mismo efecto, o mejor, con un plátano, una tostada con mantequilla de cacahuete, un poco de leche o un zumo. El jugo de coco es caro e innecesario, así que no lo recomiendo".

5 cosas que no sabías sobre el coco

- En Tailandia y Malasia, solían entrenar a macacos cola de cerdo (también llamados macaca nemestrina) para recolectar los cocos.

- Técnicamente no es una fruta, sino una drupa, un tipo de fruto carnoso.

- El cocotero es el árbol oficial de la República de Maldivas. Es el principal producto agrícola del país y antiguamente la cantidad de palmeras cocoteras era el principal criterio para medir la importancia de cada isla.

- La palabra 'coco' no viene de los países de los que lo hemos importado, sino del portugués o quizá del español. En los dos idiomas se usa de antiguo esta raíz para hablar de la cabeza de alguien o su calavera, y de fantasmas ('que viene el coco y te comerá'). Parece ser que, al ver el fruto del coco, con tres agujeros que parecían ojos y boca, los marineros pensaban en una cara fantasmagórica.

- En la II Guerra Mundial, los soldados japoneses los usaron como bombas, llenándolos de granadas y ácido. Ese coco sí que daba miedo.

Además, las palmeras no crecen a la velocidad que demanda este mercado tan repentinamente grande. Según Tim Aldred, jefe de política e investigación en la Fairtrade Foundation (Fundación del Comercio Justo), "los países productores tendrán que intensificar el apoyo gubernamental a los agricultores para asegurar que el auge de la demanda no trae consecuencias irreversibles sobre el medio. Los consumidores deben comprar productos de Comercio Justo para que los productores, a menudo empresas familiares, puedan reinvertir el dinero en prácticas agrícolas sostenibles".

Nutrición Fruta Superalimentos Rihanna Gwyneth Paltrow
El redactor recomienda