SALVADOS POR EL INGENIO

Las 10 mejores respuestas en exámenes (hasta los profesores se rieron)

Ahora que los estudiantes de primaria se están enfrentando a las reválidas, les proporcionamos unas pistas para saber qué hacer cuando no se tiene ni idea del tema

Foto: Como el tebeo de Matt Groening, la vida es el infierno... y el colegio, más.
Como el tebeo de Matt Groening, la vida es el infierno... y el colegio, más.

A todos nos ha pasado en algún momento u otro de nuestras vidas –o, mejor dicho, de nuestra juventud– que nos hemos topado con una pregunta en un examen cuya respuesta no solo desconocíamos, sino que no teníamos ni idea de a qué se refería. Por lo general, y advertidos por los profesores de que no debemos pasarnos de graciosos, nos hemos decantado por inventarnos como buenamente podemos la respuesta rezando para que, por un azar del destino (ya sabes, miles de monos tecleando en una máquina de escribir…) tuviese algo que ver con lo que se nos pedía.

[Lea aquí: ¿En qué se diferencian los exámenes de la reválida española y la de los niños ingleses?]

No hicieron lo mismo los responsables de las siguientes fotografías. En algunos casos, es complicado saber si se trata de respuestas verdaderamente sacadas de un examen o, simplemente, fabulaciones de humoristas de la red; pero debido a que la risa nunca es falsa, nos decantaremos por pensar que todas son verdaderas. Especialmente la que abre el artículo, que se sale un poco de la tónica general de estas imágenes: en una palabra, el colegio es el “INFIERNO”, un grito desesperado y enterrado en la pila de exámenes a rellenar, como los que se acumulan estos días en las reválidas de primaria y secundaria que se están llevando a cabo en los colegios españoles.

...Menos la muerte

En los últimos años se han puesto de moda expresiones como “pensamiento lateral” o “pensar fuera del marco” (o de la caja, como prefieran) para referirse a aquellas manifestaciones de ingenio que distinguen a los empollones de los verdaderamente listos. Es lo que ocurre con este simpático estudiante, que ante un sistema de educaciones, dice que evidentemente sí tiene solución, porque “todo tiene solución en la vida” (frase de pensamiento positivo por antonomasia). Menos la muerte, añadimos nosotros.

¡Viven!

En todas partes cuecen habas, como muestra este examen en inglés en el que un estudiante responde lo siguiente, muy lógicamente, ante la pregunta “¿irías a una isla desierta tú solo o con una persona que odias, y por qué?”: “Preferiría ir a una isla con alguien a quien odio para poder tener algo que comer”. Hay que tener visión de futuro hasta para el canibalismo.

Muy divertido, majo

Una herramienta habitual del 'troll' estudiantil: tomarse los enunciados de las preguntas de los exámenes literalmente, como ocurre en este caso (y coronarlo con un sobrio “etc.”). Sin embargo, también demuestra que hay profesores con sentido del humor, como aquel –o aquella– que escribe, con bastante sorna, “muy divertido, Pedro”. Eso sí, del suspenso no le libra nadie.

El que hace la ley, hace la trampa

¿Quién no ha intentado alguna vez utilizar el enunciado de un problema para intentar responderlo? Por lo general, esta estrategia proporciona poco o ningún rédito. Salvo en el ejemplo que aquí nos ocupa, en el que el hábil alumno utiliza siete palabras del encabezado para ocupar casi todos los huecos de la pregunta. Eso sí, nos gustaría saber por qué se decanta, para rellenar, por la complicada “octopus”.

Cuando nos pasamos de graciosos

El dibujo de palitos y círculos pergeñado por este estudiante le hace merecedor de un rosco apocalíptico que parece precipitarse cuesta abajo hacia la pareja de enamorados. Puede que el juego de palabras esté cogido por los pelos, pero ¿acaso hay algo mejor en este mundo que un buen juego de palabras cogido por los pelos?

Quizá “fake”, pero descacharrante

Si dudamos de la autenticidad de esta imagen es sobre todo porque nos hemos topado por la red con variantes en inglés (aunque quizá se trate del original), pero lo que no se puede negar es que es de lo mejor que hemos visto en la presente lista. Y todo un zasca –como dicen ahora los horteras–, a la colonización, al mismo tiempo que una reivindicación de la propia cultura.

¡Abordad el barco…!

...Y el barco quedó precioso. En la misma línea de juegos de palabras para mentes privilegiadas –o muy básicas; lo sentimos, no hay punto intermedio– se encuentra este cálculo geométrico. Aunque nosotros, de haber sido el profesor, habríamos sustituido el “X O” (mal, cero) por un “XD”, como si viviésemos aún en los tiempos de los chats de IRC.

Literalmente bien

Otra muestra de quién es el más graciosillo del aula, esta en la que un avezado alumno decide hacer huelga de celo y seguir escrupulosamente las indicaciones de su profesor. Aunque, puestos a ser rigurosos, no podemos quedarnos sin protestar: ¿dónde están los signos de 'mayor que' y 'menor que' que rodean el “or”, eh, tú que eres tan listo?

Obra maestra

Dejamos para el final nuestra preferida, una soberbia manifestación de ingenio, inteligencia, humor negro y manejo de las artes gráficas. Desde luego, no podemos dejar de condenar al profesor que se le ocurrió tachar este hiperrealista retrato de una célula “vegetal”. ¿Por qué condenamos al que intenta atacar a la Gioconda y permitimos estas agresiones a la imaginación humana?

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios