Un informe explica qué grupos de edad lo tienen más difícil para encontrar trabajo
  1. Alma, Corazón, Vida
SEGÚN UNA ENCUESTA DE ADECCO E INFOEMPLEO

Un informe explica qué grupos de edad lo tienen más difícil para encontrar trabajo

Según un informe publicado por Adecco e Infoempleo, los mayores de 55 años apenas disponen de ofertas de trabajo (tan sólo un 0,5% del porcentaje total)

Foto: El paro es uno de los problemas que más preocupan a los españoles. (Efe/Fernando Villar)
El paro es uno de los problemas que más preocupan a los españoles. (Efe/Fernando Villar)

El mercado laboral actual se rige, en líneas generales, por la ley de la oferta y la demanda. Si hubiese un equilibrio entre las ofertas de empleo y los profesionales que buscan trabajo, y entre los sectores en los que éstos quieren trabajar y las áreas funcionales para las que están especializados, el mercado laboral sería perfecto. En este escenario ideal las empresas encontrarían siempre el perfil profesional necesario para su vacante laboral y cada profesional trabajaría en el sitio y en el lugar deseado.

Sin embargo, la lógica del encuentro entre oferta y demanda tiende al desorden y la realidad nunca es así. El profesional debe buscar una empresa que requiera sus servicios en un momento dado y con unas condiciones de contratación determinadas, mientras que la empresa tiene que buscar al profesional que necesita entre los diferentes medios de intermediación laboral y las cientos de miles de candidaturas que va a encontrar.

En este contexto, se hace necesario enfrentar la oferta y la demanda de empleo en nuestro país para analizar el grado de coherencia existente entre la formación y las necesidades productivas, entre los perfiles profesionales y las necesidades empresariales y entre la ubicación de las empresas y el área de influencia de los trabajadores.

Es por ello que Adecco e Infoempleo han realizado una comparativa entre la oferta y la demanda de empleo en España, que se enmarca dentro del Informe Infoempleo Adecco 2014, en base a datos del Ministerio de Empleo y Seguridad Social y al análisis de más de 765.000 ofertas de empleo publicadas en nuestro país.

Los mayores de 45 años, peores perspectivas

Para ver la capacidad de integración laboral que existe en el mercado, independientemente del área geográfica, se recurre al volumen de contratos por edad relacionándolos con el volumen de ofertas de empleo que se generan para esas mismas edades.

En este parámetro de medición la oferta de empleo representa el deseo de la empresa por contratar un perfil de edad frente a la realidad de la contratación en el mercado de trabajo.

La franja de edad que tiene mejores parámetros, es decir, la que tiene más fácil el acceso al mercado laboral es la que va de 25 a 34 años (53,2% de las ofertas de trabajo), seguida de la franja de edad de 35 a 44 años (32,5%). Por el contrario, los peores parámetros, con bastante diferencia, son los de los mayores de 55 años (apenas el 0,5% de las ofertas especifican esta edad), seguidos por los de 45 a 54 años (6,1%) y por los de los jóvenes de 16 a 24 años (7,7%).

Si además añadimos la problemática de la tasa de paro que cada franja de edad registra, se observa que los mayores de 45 años son los que tienen peor relación de encuentro y peor perspectiva de futuro en el ámbito laboral. Esto es así pues representan el 42% de los parados (en el momento de realizar el análisis) mientras que su volumen de oferta de empleo solo llega al 6,6%.

En el lado opuesto se encuentra la franja de edad que va de 25 a 44 años, la cual a pesar de aportar al desempleo el 49% de parados, recibe el 85% de las ofertas de empleo que se publican en nuestro país, por lo que presenta la mejor relación de encuentro y perspectiva de encontrar empleo.

Comunidades que generan más empleo

Cuando se analizan de manera cruzada los parámetros de la ocupación y la oferta, se observa que hay comunidades autónomas que tienen un volumen mayor de ofertas con respecto al conjunto de España que su nivel porcentual de ocupación. En este caso, y como norma general, esas autonomías generan más empleo que la media nacional, con lo cual, de forma individual, será más fácil encontrar trabajo en ellas que en las que tienen el nivel porcentual de ocupación más elevado que su volumen de ofertas.

Los casos en los que hay más porcentaje de ofertas de empleo que de población ocupada (es decir, que generan más empleo que el conjunto nacional) son la Comunidad de Madrid, donde el porcentaje de ofertas supera en 6,1 puntos porcentuales (p.p., en adelante) al porcentaje de ocupados (21,7% vs 15,6%), seguida del País Vasco (4,7 p.p. entre oferta y ocupación) y Cataluña (1,82 p.p.).

A continuación, Castilla y León, La Rioja, Galicia y Cantabria presentan también ratios positivos de creación de empleo, aunque en ningún caso la diferencia entre el porcentaje de ofertas de empleo y el de ocupados supera el punto porcentual. Estas siete autonomías son las que tienen mejor ratio entre oferta y demanda de empleo en nuestro país y en aquéllas donde debería ser más fácil encontrar empleo.

En el otro extremo, los ratios negativos más amplios se encuentran en Andalucía (-4,36 p.p. de diferencia), la Comunidad Valenciana (-2,67 p.p.), Canarias (-2,49) y Castilla-La Mancha (-2,01), comunidades en las que la diferencia entre ofertas de empleo y ocupados supera los dos puntos porcentuales negativos.

De forma general, las posibilidades individuales para encontrar trabajo serán mejores en el primer grupo de comunidades autónomas, mientras que las mayores dificultades se encontrarán en el segundo de los grupos. Las primeras tienen una media de ofertas positiva mientras que las segundas la tienen negativa.

La Industria, sector con mejores perspectivas

Cotejar las ofertas de empleo generadas en cada sector con el nivel de ocupación real de estos sectores muestra la realidad del mercado laboral, según el sector económico.

Los sectores más benignos para el desarrollo profesional son los que generan un porcentaje de oferta superior al de ocupación. Analizando los grandes sectores, se observa que solo el macrosector industrial ofrece buenas alternativas de acceso al mercado laboral, pues representa el 13,6% de la ocupación y recibe el 34,7% de las ofertas que se publican en nuestro país.

En el otro extremo, el sector de la Construcción sigue siendo castigado y es el que peor expectativas laborales ofrece pues representa el 5,6% de la ocupación laboral y apenas recibe un 1,9% de las ofertas de empleo.

En un nivel intermedio, pero dentro de un ratio negativo, se encuentra el sector Servicios, el cual representa el 76,1% de la ocupación (es el sector mayoritario en España) y recibe un 61,2% de las ofertas de trabajo.

Mercado laboral Empleo Adecco Investigación Laboral
El redactor recomienda