EL PROTOTIPO ALCANZA 100.000 CICLOS DE CARGA

Una postadolescente inventa una batería que carga el móvil en 20 segundos

Eesha Khare se desesperaba. La batería de su móvil ofrecía cada vez un rendimiento más pobre y apenas le alcanzaba para un día normal en clase.

Foto: Una postadolescente inventa una batería que carga el móvil en 20 segundos
Una postadolescente inventa una batería que carga el móvil en 20 segundos
Autor
Tags
    Tiempo de lectura3 min

    Eesha Khare se desesperaba. La batería de su móvil ofrecía cada vez un rendimiento más pobre y apenas le alcanzaba para un día normal en clase. Obligada a llevar el cargador a todas partes, esta joven pensó que, en lo que toca a las baterías, la tecnología no había avanzado lo suficiente y, desde luego, no estaba a la altura de los avanzados smartphones que iban inundando el mercado. Y es que el asunto de la carga y, sobre todo, de la autonomía de las baterías, sigue siendo todavía un punto débil que toca de lleno a los usuarios de los móviles.

    Sin embargo, nuestra protagonista no se resignó: ¿por qué había que esperar varias horas para cargar la batería del móvil? ¿Por qué este obligado trámite no podía resolverse en un tiempo más prudencial? 

    Hasta la fecha, las investigaciones sobre las baterías de los dispositivos móviles se habían centrado fundamentalmente en aumentar su rendimiento, pero manteniendo al tiempo un tamaño compacto y un peso comedido. Estos avances han llegado poco a poco al usuario, que aprecia con alivio que los smartphones son cada vez más finos y ligeros.

    Pero al final es el día a día el que dicta las necesidades reales de los usuarios: muchos de los primeros espadas en el terreno de la telefonía móvil se quedan cojos en lo que respecta al rendimiento de la batería, y los usuarios intensivos se ven obligados a llevar consigo el incómodo cargador y suplicar que haya un enchufe cerca. 

    El problema, los tiempos de carga

    La joven californiana pensó que el origen del problema real no estaba tanto en aumentar la capacidad de las baterías, sino en los tiempos de carga, y decidió indagar en el asunto. Orientó su investigación hacia el uso de supercondensadores, unos dispositivos que permiten almacenar una gran cantidad de energía en comparación con las baterías convencionales. Estos dispositivos permiten al tiempo una elevada velocidad de transferencia de la electricidad.

    Y pronto llegaron los frutos de su esfuerzo: la de Saratoga diseñó un prototipo que se incorporaba a la batería del móvil y era capaz de cargarla en apenas 20 segundos, y lo que resulta más interesante, este prototipo alcanza los 100.000 ciclos de carga (muy por encima de la tecnología actual) y es flexible, con lo que puede pensarse en una aplicación más allá de los móviles.

    Esta joven de origen indio presentó su idea en la feria de Ciencia y Tecnología promovida por Intel, resultando galardonada con un premio de 50.000 dólares. El proyecto está muy verde como para pensar en una aplicación comercial a corto plazo, pero sin duda nos esboza una muestra de cómo puede ser el futuro de las baterías en los dispositivos móviles dentro de no mucho tiempo.

    Tecnología
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    0 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios

    ºC

    ºC