Es noticia
Menú
¿Qué ver en Dublín? 10 sitios imprescindibles que visitar
  1. Viajes
visita la capital de irlanda

¿Qué ver en Dublín? 10 sitios imprescindibles que visitar

La bulliciosa capital de Irlanda es una ciudad moderna, joven y divertida, que rebosa música por cada esquina. Pero esta histórica ciudad esconde mucho más que eso, no te pierdas nuestra selección de los 10 imprescindibles

Foto: ¿Qué ver en Dublín? 10 sitios imprescindibles que visitar (Fuente: iStock)
¿Qué ver en Dublín? 10 sitios imprescindibles que visitar (Fuente: iStock)

Dublín, la capital de Irlanda, es una ciudad muy valorada por el ambiente de sus pubs, con música en directo y cerveza siempre a disposición. Sin embargo, esta histórica ciudad esconde mucho más que eso. Dividida en dos por el río Liffey, la capital de Irlanda destaca por un centro histórico repleto de antiguas iglesias, monumentos históricos, parques bien cuidados, interesantes museos y un sinfín de tabernas donde tomar una buena cerveza negra mientras escuchas música en directo.

La bulliciosa capital de Irlanda es una ciudad moderna, joven y divertida, que rebosa música por cada esquina y en cada pub. Y es que hablar de Dublín es hacerlo de sus bares, donde todo el mundo canta y refresca sus gargantas con una Guinness. Y es que sin ninguna duda la capital de Irlanda sabe cómo tratar a sus visitantes, y no solo por mimarlos con litros de su conocida cerveza, que también. Si tienes pensado un viaje hasta allí te contamos los sitios que no puedes perderte. Y aunque es cierto que cada visita es, y ha de ser diferente, en función de los intereses de cada uno, hay algunos puntos por los que hay que pasar casi obligatoriamente. Aquí te dejamos nuestra selección.

Foto: 'Skyline' de Nueva York (Fuente: iStock)

10 imprescindibles de Dublín

1. Trinity College

placeholder Trinity College (Pixabay)
Trinity College (Pixabay)

El Trinity College es el único colegio constituyente de la University of Dublin, la más antigua e importante de Irlanda. El Trinity College fue fundado en 1592 por la Reina Isabel I y es todo un símbolo de la ciudad. Por sus aulas pasaron ilustres como Jonathan Swift, Bram Stoker, Oscar Wilde y Samuel Beckett. Merece la pena la visita al campus y a la joya de su biblioteca.

Ya que es la mayor biblioteca de Irlanda y, sin lugar a dudas, una de las más bellas del mundo. Conserva miles de libros antiguos de gran valor, entre ellos el famoso Libro de Kells. Se trata de un manuscrito realizado alrededor del año 800 en el pueblo de Kells. Dentro también se puede ver el Arpa de Brian Boru, símbolo de la República de Irlanda y que aparece en la marca de cerveza Guinness.

2.Catedral Christ Church

placeholder Catedral Christ Church (Pixabay)
Catedral Christ Church (Pixabay)

También conocida como la Catedral de la Santísima Trinidad, Christ Church es la más antigua de las dos catedrales protestantes de Dublín. Aunque en Dublín existen una gran cantidad de iglesias, Christ Church Cathedral destaca como uno de los templos más importantes de la ciudad.

Esta catedral protestante, construida en 1028 por un rey vikingo y ampliada a lo largo de los siglos, destaca por albergar en su interior una de las criptas medievales más grandes y antiguas del Reino Unido, además de la capilla de San Laurence O’Toole, 19 antiguas campanas y el Tesoro de la Iglesia, formado por manuscritos y valiosos objetos históricos. Al salir del templo observarás un puente, que la une con Synod Hall, un edificio que alberga la interesante exposición "Dublinia", en el que puedes dar un rápido paseo por la historia de la ciudad durante la época vikinga y la Edad Media.

3.Merrion Square

Merrion Square, un antiguo parque privado rodeado de elegantes edificios de estilo georgiano, es otro de los lugares que visitar en Dublín imprescindibles. Entre los puntos más destacados del parque sobresalen la estatua de Oscar Wilde, situada en una de sus esquinas y que recuerda los años que vivió en este barrio, los restos de un antiguo refugio antiaéreo de la Segunda Guerra Mundial y varias farolas antiguas.

Además, cerca de una de las esquinas de la plaza, se encuentra la Casa Museo Número 29, en la que merece la pena entrar para ver como eran las viviendas de la clase burguesa en el Dublín de hace 200 años.

4. Temple Bar

placeholder Temple Bar (Pixabay)
Temple Bar (Pixabay)


Nadie puede ir a Dublín y pasar por alto Temple Bar, la zona de bares de la ciudad. Aquí se concentra gran parte de la vida cultural y del ambiente nocturno de la ciudad. Sus bares, empezando por el homónimo “Temple Bar”, son ideales para disfrutar de música en directo y una buena cerveza.

5. St Patrick’s Cathedral

La Catedral de San Patricio fue construida en 1191 en estilo gótico y es el edificio religioso más alto de Irlanda. Curiosamente no es la sede de un obispo, como ocurre siempre. El motivo es que en Dublín conviven dos catedrales (hecho que debe ser único) y el obispo tiene su morada en la Catedral de la Santísima Trinidad. Ambas pertenecen a la Iglesia de Irlanda (anglicana), la segunda religión en el país por detrás de la católica. La de San Patricio tiene consideración de Catedral Nacional de Irlanda.

6. Guinness Storehouse

placeholder cerveza Guinness (Pexels)
cerveza Guinness (Pexels)


Fábrica-museo de la famosa cerveza Guinness, con más de 250 años de historia. Una de los mayores atracciones de Irlanda. La visita es de lo más dinámica e interactiva. Recomendable aunque no te guste la cerveza. Al final del recorrido te obsequian con una pinta de Guinness que podrás degustar en su famoso Gravity Bar, desde el cual puedes ver la ciudad con 360º de perspectiva.

7. Grafton Street

Grafton Street, una famosa calle peatonal situada en pleno centro, entre el Parque de Saint Stephen’s Green y Trinity College, es otro de los mejores lugares que visitar en Dublín. Concurrida como pocas, esta calle es perfecta para ir de compras, ya sea ropa o algún souvenir típico como la figurita de un leprechaun, y sobre todo, escuchar buenos músicos callejeros.

Durante un tiempo y debido a las obras del tranvía, aquí también estuvo la estatua de bronce de Molly Malone, que rinde honor a una canción muy popular sobre una vendedora ambulante que empujaba un carro de pescado durante el día y que por la noche ejercía la prostitución, aunque actualmente se encuentra en Suffolk Street, frente a la Oficina de Turismo.

8. Castillo de Dublín

placeholder Castillo de Dublin (Pixabay)
Castillo de Dublin (Pixabay)

El castillo, que ha sido también residencia real, fortaleza militar y sede del Tribunal de Justicia Irlandés y desde el que los ingleses administraban Irlanda durante su ocupación, es otro de los lugares que visitar en Dublín más bonitos.

Situado en el corazón del centro histórico, este complejo del siglo XII, convertido en emblema del país, se puede recorrer en una visita guiada de una hora, tiempo suficiente para ver el Salón de San Patricio, la Capilla Real, el Rellano de las Hachas de Guerra, el Salón del Trono, la Gran Escalera, y las habitaciones del Rey y la Reina. Una vez en el exterior puedes observar la antigua Torre Medieval del siglo XIII y pasear por sus jardines.

9.Phoenix Park

Phoenix Park es el parque en entorno urbano más grande de Europa. Alberga incluso una manada de gamos en libertad. Sus principales puntos de interés son: la residencia del Presidente de Irlanda, la Cruz Papal, el Monumento Wellington, el castillo de Ashtown y el zoo.

10. Kilmainham Gaol

placeholder Kilmainham Gaol
Kilmainham Gaol

Uno de los lugares más curiosos que ver en Dublín es la Cárcel de Kilmainham, donde acabaron muchos de los que lucharon para que Irlanda lograse la independencia. Kilmainham Gaol fue una cárcel inaugurada en 1796 y en activo hasta 1924. En el museo actual puede revivirse la historia de Irlanda. Se visitan la capilla, las celdas, el vestíbulo y el patio donde fueron ajusticiados varios líderes obreros.

Dublín, la capital de Irlanda, es una ciudad muy valorada por el ambiente de sus pubs, con música en directo y cerveza siempre a disposición. Sin embargo, esta histórica ciudad esconde mucho más que eso. Dividida en dos por el río Liffey, la capital de Irlanda destaca por un centro histórico repleto de antiguas iglesias, monumentos históricos, parques bien cuidados, interesantes museos y un sinfín de tabernas donde tomar una buena cerveza negra mientras escuchas música en directo.

Irlanda Viajes