La Iglesia Católica vuelve a buscar fieles en Telecinco y Cuatro
  1. Televisión
TELEVISIÓN

La Iglesia Católica vuelve a buscar fieles en Telecinco y Cuatro

No llevan sotana, pero se convierten en predicadores de la pequeña pantalla. Los periodistas deportivos de Telecinco y Cuatro se han subido al púlpito que se

No llevan sotana, pero se convierten en predicadores de la pequeña pantalla. Los periodistas deportivos de Telecinco y Cuatro se han subido al púlpito que se oculta tras el micrófono de Mediaset España para convencer a sus espectadores de que marquen la casilla que destina el 0,7% de sus impuestos a la Iglesia Católica en su Declaración de la Renta. Y es que, aunque Telecinco y Cuatro siempre han mantenido posturas laicas, la publicidad manda.

Cuatro ya lo hizo hace dos años, cuando ‘Los Manolos’ se ponían al servicio de la Iglesia para anunciar unas intenciones que su gesto ante la cámara asumía como impuesto. Lo hizo cuando su target comercial había caído a uno de sus peores momentos tras la fusión con Telecinco. La cadena comenzaba a perder su esencia y los anunciantes huían sin previo aviso.

En un ambiente de crisis publicitaria, Publiespaña, la encargada de comercializar la publicidad del grupo Mediaset, se ha visto obligada a recuperar a la Iglesia como anunciante. Esta vez, sin embargo, lo ha hecho con sus dos grandes cadenas. En esta ocasión ha puesto la sotana a periodistas como J.J. Santos que, entre crítica y crónica intenta convencer al espectador de la “labor espiritual” de la Iglesia.

Desde enero de 2012 la Ley General de Comunicación Audiovisual prohíbe explícitamente la publicidad en los informativos. Para mantener un dato porcentual fuerte y para tener la posibilidad de dar publicidad a determinados productos, las cadenas decidieron sacar de sus informativos la sección deportiva y así darles independencia sobre la ley. Ya es común ver a los periodistas deportivos presentar, desde el último yogurt de moda, hasta el descuento de un centro comercial. 

Una batalla en medio de la crisis

La batalla publicitaria entre Mediaset España y Atresmedia vive una de sus luchas más equilibradas. Según Infoadex, la de Fuencarral registró un descenso de sus ingresos en televisión en el primer trimestre del 15,6%, lo que se traduce en una facturación de 180,3 millones de euros. Por su parte, Atresmedia logró sobreponerse a la caída del mercado y creció un 7,2%, lo que supone una facturación de 178,5 millones de euros gracias a su integración con laSexta.

Telecinco Cuatro