Amenaza a internet

Qué podrás hacer (y qué no) en internet tras la "catastrófica" ley de 'copyright' europea

Menéame no cerrará... de momento. Pero ¿qué cambiará en internet cuando entre en vigor la nueva directiva europea sobre derechos de autor? Internet no volverá a ser lo mismo

Foto: Alex Voss celebra la aprobación de la reforma del 'copyright' en Estrasburgo (Reuters)
Alex Voss celebra la aprobación de la reforma del 'copyright' en Estrasburgo (Reuters)

Menéame no cerrará (de momento). El popular agregador de noticias es posiblemente el servicio en España que pueda verse más afectado por la Directiva sobre Derechos de Autor en el Mercado Único Digital que ayer ha escrito un importante capítulo, al ser aprobada en el Parlamento Europeo y ya calificada de "terrible" y "desastrosa". Falta la redacción del texto final y su votación definitiva en enero, pero servicios como Menéame, defensores de los derechos digitales y abogados empiezan a verle las orejas al lobo.

Las usuarias y usuarios no serán multados si suben contenidos con 'copyright' a Internet. Esto es tal vez lo único que queda totalmente claro de la Directiva. Pero sí notarán que algo ha pasado cuando intenten subir un vídeo, una foto, un audio, un texto o un comentario con contenidos protegidos por 'copyright' a grandes sitios como Youtube, Facebook, Reddit, Twitter o Google: serán automáticamente rechazados.

Y es que estos sitios deberán tener una inteligencia artificial que haga censura previa de los contenidos que violan algún copyright. Ni la cibermuralla china, vamos, como sugieren desde la asociación española pro-derechos digitales X-Net. A ojos de Daniel Seijo, director general de Menéame, este filtrado es "inviable, incluso para Youtube, por los falsos positivos y los ataques a la libertad de expresión que conlleva", explica a Teknautas. Además de que desarrollar una herramienta así es de un "altísimo coste", asegura.

Los sitios pequeños como Menéame no tendrán que montar tal tinglado (a la espera que se defina qué baremos marcan qué es un sitio pequeño y qué un sitio grande), pero se les pedirán otras formas de respeto al copyright, como la llamada "tasa de enlace" o 'link tax': si no pagan una licencia, tendrán prohibido publicar ni siquiera el título de una noticia periodística para enlazarla. Otra opción será llegar a acuerdos directamente con los creadores.

Los espectáculos deportivos estarán especialmente protegidos, no permitiéndose la publicación en Internet de los mismos sin permiso, incluídos los 'selfies' si de fondo aparece un estadio deportivo en pleno partido o una carrera automovilística. La eurodiputada del partido Pirata Julia Reda lo ha calificado en su cuenta de Twitter de "catástrofe para los seguidores de los deportes".

El director general de Menéame considera que todo esto "no tiene sentido", pero en algo ve una ayuda: la ley española de propiedad intelectual es "una chapuza", asegura, está mal definida y prohíbe cosas como llegar a acuerdos económicos con algunos medios para enlazarlos: "Por ley estos acuerdos deben pasar por la intermediación de las entidades de gestión de derechos de autor", explica Seijo.

En cambio, la ley europea sí permite estos acuerdos, lo que demuestra según Seijo que "es una ley negativa pero formalmente tiene sentido en lo negativo". Indecisos por no saber exactamente a qué obligará la directiva a servicios como el suyo, de lo que sí están seguros en Menéame es de que les tocará pagar, pero no saben cuánto.

Daniel Seijo, CEO de Menéame. (Menéame)
Daniel Seijo, CEO de Menéame. (Menéame)

El problema no es de ahora, asegura Seijo, sino "la incertidumbre muy grande que arrastramos desde hace tiempo. Me gustaría encontrar una solución para los próximos diez años porque no queremos cerrar Menéame sino pelearlo". El pago de la 'link tax' sería en la práctica la vuelta del canon AEDE, creado por la Asociaciación de Editores de Diarios Españoles en 2014. La respuesta de Google News ante este canon fue cerrar su servicio, y la de los usuarios de Menéame fue dejar de publicar noticias de medios de AEDE, algo que se mantiene en la actualidad.

El abogado experto en propiedad intelectual Javier de la Cueva, ve en esta directiva la continuación de aquel rififafe con Goggle News, al que intentaron cobrar creando tasas también en Alemania, Francia y Bélgica: "Quieren sacarle el dinero a Google pero ¿por qué no modifican las leyes fiscales, en vez de las de propiedad intelectual?". Esta es la gran pregunta, según el abogado, quien responde: "Porque no es una cuestión de propiedad intelectual sino de control de internet, si penalizan los enlaces ya no hablamos de Google News sino del buscador Google".

Quieren sacarle el dinero a Google pero ¿por qué no modifican las leyes fiscales, en vez de las de propiedad intelectual?

Para De la Cueva esto tiene imprevisibles consecuencias para los usuarios porque "nternet es una publicación donde el enlace es una referencia y lo que nos están prohibiendo es poner nombre a las cosas, al enlace". Esto tiene efectos en multitud de cosas, desde la web semántica hasta el sistema de navegación de una SmartTV, abriendo la posibilidad de que exista, dice el abogado, un 'software infractor'. ¿Acabaremos poniendo los enlaces con números?, bromea.

(Reuters)
(Reuters)

Javier de la Cueva tiene claro que la directiva "no va en favor de la cultura, el dinero no irá al creador sino a la industria en un modelo cultural totalmente precarizado". Y repite que es "muy grave" la prohibición de referenciar el enlace porque "son parcelas de conocimiento que ya no puedes unir, castrando toda una tecnología. Yo, por ejemplo, ya no pondré enlaces en los posts de mi blog si tengo que pagarlos". La única solución, afirma, será enlazar a contenido libre.

EDRi, la coalición pro-derechos digitales en Europa, ha asegurado al conocerse la aprobación del borrador de directiva: "Las consecuencias de una ley que legisla sobre todas las empresas de internet en Europa como si fueran Google y Facebook son claras: una internet europea donde solo Google y Facebook podrán sobrevivir".

Y concluye: "A partir de ahora empezarán las negociaciones entre el Parlamento y el Consejo de la Unión Europea sobre una propuesta que coacciona a las empresas de internet para que controlen, filtren y bloqueen nuestro contenido, frente a otra que obliga explícitamente a las empresas de internet a lo mismo; el resultado será un cóctel de ambos venenos que se someterá a votación final pocos meses antes de las elecciones al Parlamento Europeo de 2019".

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
9 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios