Así actúan los 'Muskbros'

Prohibido criticar a Elon Musk si eres mujer: la horda de trolls que defiende al millonario

Cientos de fans de Musk se dedican a insultar y acosar a mujeres que critican en público al millonario. La periodista Erin Biba, víctima de este problema, lo ha denunciado

Foto: Elon Musk, fundador de Tesla y SpaceX. (Reuters)
Elon Musk, fundador de Tesla y SpaceX. (Reuters)

¿Qué ocurre si alguien critica en público a Elon Musk, el megamillonario creador de Tesla y SpaceX? Todo depende de si eres hombre o mujer. Los ataques de los primeros suelen pasar desapercibidos, pero en cambio si una mujer se atreve a mentar a Musk, entra en acción lo que ya se ha bautizado como 'MuskBros', una suerte de horda de trolls machistas que acosa e insulta sin piedad a las que se atreven a alzar la voz contra su maestro. La periodista de ciencia Erin Biba lo ha sufrido en primera persona y, lo que es peor, ha podido comprobar que no es la única.

Biba relata ahora en un artículo la experiencia de decenas de mujeres que, después de publicar un comentario crítico sobre Elon Musk, se encontraron algo que no esperaban: una avalancha de odio e insultos de gente anónima cuyo único objetivo parece ser defender al visionario creador de Tesla. Es algo que lleva ocurriendo desde hace meses, pero se ha intensificado durante los últimos días a raíz de un polémico tuit (otro más) de Musk a la bióloga molecular, investigadora contra el cáncer y nanotecnóloga Upulie Divisekara. En él aseguraba que eso de "nano" que escribía Upulie en su bio era una auténtica "estupidez" (bullshit).

Media comunidad científica se le echó encima por cuestionar las bases de la nanotecnología, pero la cosa no acabó ahí. La periodista Erin Biba decidió también cargar contra Musk por criticar a Divisekara y a la prensa. "Un millonario con un poder masivo, Elon Musk, azota a dos de las industrias que más ataques sufren en este país: el periodismo y la ciencia. Ambas son esenciales para la democracia. [...] Elon Musk es un irresponsable que no parece darse cuenta del daño que está haciendo. Nuestra historia de amor con los millonarios debe acabarse".

Eso fue todo. La cosa parecía que no iría más. Pero en realidad era solo el comienzo.

Elon Musk. (Foto: Reuters)
Elon Musk. (Foto: Reuters)

Para sorpresa de Biba, Musk le respondió. "Nunca he atacado la ciencia. Lo que ataco es el periodismo sesgado como el tuyo". Su mensaje captó la atención de decenas de fans del millonario que decidieron hacer de la periodista su próximo gran objetivo. Biba comenzó a recibir un chorro de respuestas, muchas de las cuales se podrían resumir con una de ellas: "Vete a meterte tus fake news por tu sucio coño". También recibió emails, con títulos como "Si tan solo no fueras un coño tan poco follable". Recibió amenazas e insultos hasta por Instagram.

Sorprendida y preocupada, Biba preguntó a otras colegas de profesión para comprobar si les había ocurrido algo parecido. "Shannon Stirone, una periodista freelance que escribe para Popular Science, Wired o The Atlantic, me dijo: "Tristemente, hay una línea marcada sobre lo que ocurre después de criticar a Elon. Hay una razón por la cual no lo hago muy a menudo porque no disfruto soportando el ejército de hombres que sale a defenderle. Me han enviado respuestas llamándome "puta estúpida" y nombres similares"", explica Biba. Mika McKinnon, una geofísica y periodista freelance que escribe para Gizmodo, Racked o New Scientist, asegura que "ha dejado de añadir las palabras Elon, SpaceX o Tesla en sus tuits en un intento de protegerse del abuso". Como ellas, hay muchos casos más.

Había recibido muy pocas críticas porque soy alto, blanco y tengo pene. Si fuera más oscuro y tuviera tetas, hubiera sido una tormenta de mierda

Curiosamente, no ocurre lo mismo cuando quien critica a Musk es un hombre. "Le pregunté a Roberto Baldwin, un periodista que cubre la industria de la automoción para Engadget. A raíz de los ataques de Musk a la prensa, Baldwin le llamó estúpido y peligroso y le dijo que tenía la piel muy fina. El contraataque que obtuvo Baldwin de los MuskBros fue mínimo. Me dijo que "había recibido muy pocas críticas, porque soy alto, blanco y tengo pene, así que mis mensajes no son nada. Si fuera más oscuro y tuviera tetas, hubiera sido una tormenta de mierda".

El artículo de Biba, publicado en The Daily Beast, también ha llamado la atención de Musk. En un mensaje dirigido a Noah Shachtman, jefe de la publicación (y de Erin Biba), Musk le dice que ha hecho algo "increíblemente deshonesto al apoyar a una periodista que miente al decir que él está en contra de la ciencia, y que luego selecciona tuits que no representan a la mayoría de mis seguidores para hacer falsas acusaciones contra ellos". La respuesta de Noah: seis mujeres describiendo la misma tendencia de insultos y abuso no es casualidad. Se llama acoso 'online'.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios