Temor por los efectos sobre la salud de este herbicida

¿Glifosato sí o no? La batalla por la prohibición se recrudece en su recta final

Se esperaba que la batalla que se está librando para lograr su prohibición se resolviera hoy. Pero las posiciones siguen enrocadas y no ha sido posible llegar a un consenso.

Foto:

Aún no hay ganador en el pulso por el glifosato. Se esperaba que la batalla que se está librando -no siempre con las mejores artes- en la Unión Europea en torno al herbicida se resolviera hoy. Pero las posiciones siguen enrocadas y no ha sido posible llegar a un consenso. Los países no se ponen de acuerdo sobre si renovar la licencia para el uso de este herbicida, que es muy cuestionado por sus potenciales efectos en el medio ambiente y la salud humana.

Tras meses de discusiones infructuosas, la presión para que el glifosato sea prohibido aumenta. No es cosa solo de los grupos medioambientales y de los que temen sus impacto sanitario: Francia, Alemania e Italia se muestran muy reacios a renovar por otros diez años la licencia de este producto, tal y como se proponía originariamente. Y ahora la Eurocámara ha endurecido su postura, al exigir la eliminación progresiva de aquí a finales de 2022 de este herbicida.

La Comisión Europea, el organismo que coordina las negociaciones y que en el caso de que sea imposible superar el actual 'impasse' tendrá tomar la decisión final, no ha hecho oídos sordos a todas estas voces. Este miércoles presentó una nueva propuesta, con la que esperaba desencallar las negociaciones: dar un permiso de cinco a siete años, en lugar de diez, a este herbicida que se encuentra presente en Roundup, un producto de la multinacional Monsanto.

“Al final del encuentro, no se ha votado” qué hacer con el glifosato, ha explicado una portavoz comunitaria.

La iniciativa ha resultado insuficiente para sus críticos. Los representantes de los Estados miembros y de la Comisión no han logrado un consenso durante la reunión que esta mañana han mantenido en el opaco Comité Permanente de Vegetales, Animales, Alimentos y Piensos europeo. “Al final del encuentro, no se ha votado” qué hacer con el glifosato, ha explicado una portavoz comunitaria. Una señal inequívoca de la falta de acuerdo entre los países.

El tiempo apremia: para diciembre será necesario tomar una decisión, ya que entonces expira la licencia provisional de 18 que se concedió al glifosato con la idea de discutir con calma qué hacer. Esta tregua no ha sido suficiente para lograr un acuerdo, pero la Comisión aún no tira la toalla. Ha explicado que anunciará en breve cuándo llamará a los países a una reunión. Para entonces, espera venir con alguna propuesta que logre un difícil equilibrio.

Plantación de remolacha azucarera en Mustedt (Alemania). (EFE)
Plantación de remolacha azucarera en Mustedt (Alemania). (EFE)

Alemania, Italia y muy especialmente Francia han sido los países más vocales contra la renovación de la licencia del glifosato. Sus defensores se escudan en las opiniones científicas que avalan este producto, como la de la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) y la Agencia Europea de Sustancias y Mezclas Químicas (ECHA).

Estos avales no convencen tampoco a parte de la sociedad civil, muy movilizada en contra del herbicida. “A los ciudadanos europeos no les engañan los esfuerzos lobistas que hace la industria de los pesticidos o la ciencia distorsionada”, afirmó David Schwartz.

El activista es miembro de la campaña que ha logrado recoger el más de un millón de firmas de ciudadanos europeos que se necesita para poner en marcha el mecanismo de Iniciativa Ciudadana Europea, uno de los pocos canales con los que los ciudadanos pueden pedir directamente a Bruselas que legisle en contra o a favor de algo.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios