Facebook quiere saber si luego compras lo que te anuncia
  1. Tecnología
entender el comportamiento de los usuarios

Facebook quiere saber si luego compras lo que te anuncia

Hace unos meses, Facebook lanzó Atlas, un sistema para colocar publicidad en webs de terceros. Su plan es relacionar los anuncios con las compras en tiendas

placeholder Foto:

Digamos que entras en tu cuenta de Facebook y mientras curioseas por allí, ves unos cuantos anuncios. No es difícil, son abundantes y están en varios sitios de la página. Medir la eficacia de esos anuncios es sencillo: Facebook puede contabilizar cuántos de sus usuarios pinchan en ellos, y gracias a la información que tiene, saber su sexo, edad, lugar de residencia, nivel de formación, sector en el que trabaja... Ese su negocio: mostrar esas cifras a los anunciantes y negociar con ellos el precio de su publicidad.

Pero ¿qué pasa con la gente que ve el anuncio y no pincha, pero lo tiene en cuenta para comprar offline? Eso también es una muestra de su eficacia, pero ¿es posible medirla? ¿Creían que Facebook iba a renunciar a ese pedacito de la tarta?

Ni mucho menos. La red de Zuckerberg lleva tiempo trabajando para hallar el modo de contabilizar ese impacto. Y cree haber dado con la tecla correcta. Después de comprarla el año pasado a Microsoft por cien millones de dólares), la compañía ha relanzado recientemente Atlas,una plataforma para comprar anuncios en páginas de terceros a través de la red social, segmentándola gracias a los datos que conoce de sus usuarios, y uno de susobjetivos es crear un vínculo directo entre los anuncios online y las compras offline.

Facebook ha relanzado Atlas, una plataforma para colocar anuncios en páginas de terceros aprovechando los datos que conoce de sus usuarios, y uno de los objetivos es relacionar la publicidad 'online' con las compras 'offline'

La clave está en el momento de pasar por caja. Ya es comun en Estados Unidos que enmuchos comercios, al pagar, se pida al clientela dirección de correo o el número de móvil. Se trata de una forma de mantener la relación vendedor-comprador más allá del momento en el que este último sale de la tienda, a través de ofertas y promociones para tentarle a volver. Pero esa información es también una vía para que Facebook compruebe si previamente te ha mostrado el anuncio de esa tienda o producto, ya que muchos de sus usuarios han dado a la red esos datos.

Brian Boland, vicepresidente de Facebook encargado del área de tecnología dedicada a la publicidad habló la semana pasada con varios periodistas especializados sobre el potencial de Atlas, según recoge Wired. "Ahora podemos hacer estas mediciones de una forma revolucionaria". Se trata de saber más que nunca sobre las compras de los usuarios, dentro y fuera de la red.

Convertir los datos personales en 'etiquetas' anónimas

Facebook lleva un tiempo haciendo esto, pero la novedad es que ya no está limitada a su propia página, sino que también puede actuarfuera. Atlas muestrapublicidad y nos rastrea en otras páginas (igual que lo hace Google), paraluego relacionarlo con lo que hacemos fuera de internet.

Todavía no hay datos específicos sobre la eficacia de esta herramienta, ya que se puso en marcha en septiembre pero es una señal de por dónde van los tiros dentro del marketing y la publicidad online:"La tecnología que suele emplearse para mostrar anuncios y medir sus resultadoses imperfecta cuando se usa por sí sola: las cookies no funcionan en los móviles, son cada vez menos precisas en cuanto a segmentación demográfica y no pueden medir con exactitud el embudo de compra a través de navegadores y dispositivos distintos, o en las tiendas", dijo Facebook hace unos meses cuando presentó Atlas.

Puede serte útil si tu navegación por la red está relacionada con lo que compras, porque puede elegir mejor los anuncios que te muestra y así mejorar tu experiencia en internet. Pero habrá gente que simplemente no quiera ser seguida

Dadas las quejas y suspicaciasperiódicas (por no decir continuas) a las que la red de Zuckerberg tiene que hacer frente en lo relativo a la privacidad e intimidad de los internautas, han querido llevar las explicaciones por delante. Asegura que ha desarrollado un método para convertiresas direcciones y números enetiquetasanónimas, de forma que nadie pueda relacionar a un comprador en la tienda con un usuario de la red, y las empresas con las que se ha asociado para el tratamiento de estos datos utilizan el mismo sistema.

Así, no hace falta revelar ni compartir el número de teléfono de nadie, sino que basta con comparar las etiquetas. Al final, lo que Facebook muestra a sus clientes es el número de ususarios que, expuestos a un anuncio, terminaron comprando el producto en cuestión.

Expertos y activistas en defensa de la privacidad en internet tienen algunos recelos al respecto, ya que Facebook de momento no está dando a los usuarios la posibilidad de dejar de ser seguidos por Atlas. "Puede serte útil si tu navegación por la red está relacionada con lo que compras, porque puede elegir mejor los anuncios que te muestra y así mejorar tu experiencia en internet. Pero habrá gente que simplemente no quiera ser seguida".

Publicidad Facebook
El redactor recomienda