se enfrentaría a un año de cárcel

Christine Lagarde, imputada por un posible caso de fraude político en Francia

La directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, ha sido puesta bajo investigación formal por negligencia

Foto: Christine Lagarde, directora del FMI (EFE)
Christine Lagarde, directora del FMI (EFE)

La directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, ha sido imputada por negligencia en el marco de un caso de fraude político en Francia, según ha revelado una fuente próxima a la exministra gala, aclarando que ésta no tiene intención de dimitir y que apelará a la decisión del juez, ya que considera "infundadas" las acusaciones vertidas contra ella.

La investigación se incluye dentro del 'caso Tapie', en el que se investiga la participación de Lagarde en la multimillonaria indemnización al empresario Bernard Tapie. Por aquel entonces en 2007, la actual dirigente del FMI era la ministra de finanzas de Francia.

El origen de este caso se sitúa en el momento en el que el empresario Tapie reclamó una indemnización al considerar que el Estado francés le había expropiado la marca deportiva Puma. Para solucionar esta cuestión, finalmente se optó por el arbitraje privado para dirimir el contencioso. Finalmente, el tribunal dio la razón al empresario. Ahora, la investigación se centra en clarificar el papel exacto que jugó Christine Lagarde en todo el proceso.

El empresario Bernard Tapie en una imagen de archivo (EFE)
El empresario Bernard Tapie en una imagen de archivo (EFE)

Este anuncio de Lagarde se produce tras declarar ayer durante varias horas ante los jueves en París en calidad de "testigo asistido", un estatuto que se encuentra a caballo entre el simple testigo y el de imputada. Además de Lagarde, otras personalidades involucradas en el caso son el propio empresario y exministro Tapie y el anterior director del gabinete de Lagarde, Stéphane Richard.

Los jueces hallaron una carta firmada por Lagarde en octubre de 2007 en la que se ordenaba el arbitraje privado. La exministra negó haberla rubricado y desvió la responsabilidad en su jefe de gabinete, el cual aseguró que actuaba por orden de Lagarde.

Otro punto en el que la directora del FMI fue negligente, según los jueces, fue el hecho de no haber atendido varios informes de la Agencia Francesa de Participaciones del Estado, encargada de gestionar las empresas públicas, en los que se alertaba contra el peligro del arbitraje privado. En un principio, Lagarde negó haber recibido estos informes, pero cuando los jueces demostraron que sí los había recibido, la exministra aseguró no haberlos leído.

Según la legislación francesa, los jueces ponen bajo investigación formal a alguien cuando creen que existen indicios de una mala actuación, aunque eso no implica que finalmente se celebre un juicio.

Tapie, quien prestó apoyo a Sarkozy en las dos últimas elecciones, fue recompensado con 403 millones de euros por un arbitraje celebrado en 2008 bajo la presidencia de Sarkozy para resolver la disputa abierta con Credit Lyonnais, entidad entonces controlada por el Estado. Lagarde era la ministra de Finanzas del Gobierno francés en aquel momento.

Lagarde se enfrenta ahora a una imputación por un delito penal que en Francia está penado con hasta un año de cárcel y 15.000 euros de multa.

Mundo
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
15 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios