Una ballena Beluga ha sido avistada en el río Támesis de Londres, a decenas de kilómetros de su hábitat natural. El mamífero, de color blanco, se ha dejado ver cerca de Essex, donde decenas de curiosos se congregaban a lo largo de la orilla.

No es la primera vez que ejemplares de esta especie recorren el río. Ya en 2015, otro ejemplar decidió emprender su aventura por estas aguas. Además de ballenas, es habitual encontrar mamíferos marinos como focas y delfines. 

La organización Buceadores Británicos de Rescate de Vida Marina, dedicada a prestar ayuda a cetáceos, afirma ha enviado personal al lugar para evaluar la situación del animal, que podría "estar en problemas". "Está obvidamente muy perdido y probablemente en apuros, dado que estamos ante una especie propia del norte del Ártico", recalca Danny Groves, portavoz de la asociación para la Conservación de Delfines y Ballenas (WDC, por sus siglas en inglés). 

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios