Nuevo episodio de "balconing" en Magaluf, Mallorca. Un turista es cazado trepando varios pisos de su hotel. Sube hasta los balcones de la tercera altura y sin pensárselo dos veces se precipita a la piscina. Mientras, varios huéspedes le animan y le gritan desde abajo. Es extranjero y ha quedado totalmente ileso pese a la peligrosidad del salto. También en Mallorca, el pasado sábado otra mujer se precipitó desde su balcón y cayó boca abajo sobre un coche aparcado en la calle. También resultó ilesa. En lo que va de año ya son 6 turistas los que han perdido la vida por esta práctica tan común como peligrosa en los hoteles de Magaluf.

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios