Un fotógrafo grababa en la playa de Miami cuando capta desde su dron la imagen de un tiburón tigre de 3 metros. Una de las especies marinas más peligrosas. Pero atraviesa las aguas plácidamente aunque más plácidos están los bañistas a su alrededor. La sorpresa viene cuando se encuentra a unos pocos metros de la orilla. Evidentemente nadie se atrevió a molestarle y tranquilamente regresó a las profundidades de donde salió.

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios