Las bolsas europeas podrían caer otro 20% antes de recuperarse a mediados de 2009
  1. Mercados
  2. Fondos de inversión

Las bolsas europeas podrían caer otro 20% antes de recuperarse a mediados de 2009

Las bolsas europeas no han tocado fondo. Pese a las fuertes caídas registradas desde enero -en torno al 40% de media-, las principales plazas del Viejo Contienente

Foto: Las bolsas europeas podrían caer otro 20% antes de recuperarse a mediados de 2009
Las bolsas europeas podrían caer otro 20% antes de recuperarse a mediados de 2009

Las bolsas europeas no han tocado fondo. Pese a las fuertes caídas registradas desde enero -en torno al 40% de media-, las principales plazas del Viejo Contienente podrían caer otro 20% antes de la recuperación final. Éste es el panorama pesimista que dibuja Goldman Sachs en una nota a inversores sobre el mercado de renta variable europeo para 2009, a la que ha tenido acceso Bloomberg. Es proco probable que el nuevo año traiga consigo un cambio en la dinámica de crecimiento, señala.

El Dow Jones Stoxx 600 podría caer hasta un 20% aunque Goldman Sachs señala que podría producirse durante la primera mitar del año. A partir del segundo trimestre observa recuperaciones entre el 30% y el 50%. Desde enero, el Ibex 35, el Dax y el Cac 40 han perdido un 45% de su valor, mientras que el FTSE 100 se deja un 36%.

Esperamos un punto de inflexión en la actividad económica y en la valoración de los mercados en 2009, pero es posible que sea de niveles bajos y a finales de año. Nos mantenemos defensivos en nuestra cartera e infraponderaríamos los valores más cíciclos, asegura Goldman Sachs.

Por su parte, Trevor Greetham, gestor de Fidelity señala que los inversores de renta variable afrontarán un juego de tira y afloja entre el deterioro de los beneficios y unas valoraciones cada vez más interesantes. Las rentabilidades de los dividendos están empezando a ofrecer soporte y las acciones lucen baratas en comparación con los beneficios y el valor de los activos, comenta.

Para la gestora, el próximo año será un ejercicio difícil. “Después de un año muy complicado, los inversores tampoco se verán recompensados con un 2009 más fácil. El crecimiento mundial está bajando de ritmo bruscamente en respuesta a una amplia contracción crediticia por lo que varios países entrarán en recesión, comenta Greetham.

Y añade, probablemente continuemos viendo una alta volatilidad mientras los inversores se tambalean entre unas malas noticias económicas y una gama de paquetes de estímulo sin precedentes desplegada por bancos centrales y gobiernos. Por eso, en lugar de tratar de anticiparse a las inflexiones bursátiles y entrar y salir del mercado, podría ser recomendable para los inversores más cautelosos diversificar a través de varias clases de activos o invertir en fondos mixtos moderados.”

Apuesta por las empresas minoristas

Por sectores, Goldman Sachs muestra sus preferencias. En sus perspectivas, la firma señala las compañías de telefonía, minoristas y las dedicadas a la salud como las menos afectadas por la desaceleración económica. En concreto, ha elevado su recomendación sobre las segundas a sobreponderar desde infraponderar. La industra está dominada por empresas de alimentación que son relativamente menos cíclicas, explica. Opinión que comparten en Fidelity. “Los sectores sensibles a los tipos de interés, como por ejemplo los títulos de consumo cíclico, y las áreas defensivas como el consumo básico y la atención sanitaria serán las áreas más atractivas para los inversores. El sector financiero probablemente ofrecerá retornos superiores al sector industrial.”

Por el contrario, Goldman Sachs ha rebajado a infraponderar desde neutral su recomendación sobre los valores de bienes domésticos ante la debilidad de la demanda de los consumidores, y ha hecho lo mismo con las 'utilities' como consecuencia de las elevadas necesidades de financiación y de endeudamiento. Esta misma rebaja es la que experimentan las acciones de servicios financieros.

Respecto al mercado residencial, Fidelity asegura que seguirá perdiendo valor, aunque la caída se ralentizará a medida que empiece a sentirse el impacto de los recortes de tipos. Por otro lado, el mercado inmobiliario comercial seguirá viéndose afectado por la falta de crédito mientras los bancos reconstruyen sus balances. Sin embargo, el mercado está descontando unas perspectivas muy malas y la sensibilidad de los inmuebles a los tipos de interés podría convertir a este sector en uno de los próximos en reaccionar a los estímulos”.

Cuatela y diversificación

Por último, desde Fidelity recomiendan cautela y diversificación para el próximo año. “En vista de retornos atractivos en el mercado de renta fija y un posible rally de mercado bajista en las clases de activos de mayor riesgo, la mejor manera de protegerse contra las fluctuaciones imprevistas será invirtiendo en carteras moderadas”, apunta Greetham.