QUISO CONVERTIR SU CASA EN ESTUDIO PORNO

El rito (mortal) de Nacho Vidal: 600 euros por sesión en la 'mansión Playboy' valenciana

El actor porno convirtió su finca de Enguera en sede de rituales alucinógenos con el veneno del sapo bufo. Cobraba por los gastos. El caso de Abad era un secreto a voces en el universo gay de la moda

Foto: Nacho Vidal. (EFE)
Nacho Vidal. (EFE)
Adelantado en

Era domingo por la tarde cuando sonó el teléfono. Ángel, probablemente la persona más cercana a José Luis Abad en Valencia, comunicaba a su entorno de conocidos el fallecimiento del fotógrafo. "Fue una sorpresa. El día antes, habíamos quedado un grupo de amigos para ir a la playa de Gandía, pero José Luis no vino. Se comentó que iba a ir a casa de Nacho Vidal en Enguera a 'fumar el sapo'. Que lo conocía por la prima de él. Nos quedamos un poco sorprendidos, porque no era algo habitual en José Luis. Ya cuando nos enteramos de que había fallecido, todos comentamos aquello, pero ya no supimos nada", dice una de estas amistades.

Once meses después de aquella mañana dominical del 28 de julio en que el fotógrafo falleció de una insuficiencia cardiaca en plena sesión de consumo del veneno del sapo bufo, un potente alucinógeno, la Guardia Civil ha destapado lo que en el mundillo gay de la moda valenciana era un secreto a voces: que la figura del actor porno estaba muy presente en aquel suceso, que llevaba más de tres años promocionando en sus círculos estos rituales lisérgicos y que Abad estaba en aquella casa cuando le llegó la muerte.

"Lo que estoy montando es una casa Playboy pero a la valenciana. Recibiré mujeres día sí, día también", decía Vidal en una entrevista con EFE en 2012

Que el escenario elegido para 'fumar el sapo' fuera la parcela en Enguera tampoco es casual. Aunque criado en Mataró (Barcelona), Ignacio Jordá (alias Nacho Vidal) es de origen valenciano y es en esta localidad del interior de la Comunidad Valenciana, con menos de 5.000 habitantes, donde pasó muchos veranos de su infancia y reside largas temporadas. El actor quiso convertir también la finca en una suerte de 'mansión Playboy' a la española, un estudio de vídeos porno que incluía un proyecto de Gran Hermano para adultos. "Lo que estoy montando realmente es una casa Playboy pero a la valenciana. Recibiré mujeres día sí, día también, la gente se podrá conectar para ver qué es lo que hace Nacho Vidal con sus amigas", afirmaba en una entrevista de 2012 con la agencia EFE. La iniciativa, no obstante, no llegó a ver la luz.

La casa se ubica cerca de las instalaciones ecuestres que tiene su tía, la Yeguada Vistabella, donde el actor posee algún caballo. La aparición de la ambulancia del Samur y la Guardia Civil aquel verano en la residencia de Vidal fue muy comentada en el pueblo, donde el también empresario se relaciona con normalidad. Aquí tenía alquilado un almacén logístico para distribuir sus artículos sexuales importados de China, un negocio que pareció venirse abajo tras la operación Emperador. En aquel momento, nadie relacionó abiertamente el suceso veraniego con la muerte de José Luis Abad.

Fueron los hermanos de la víctima los que instigaron una investigación muy discreta que dio como resultado la detención el pasado jueves de Nacho Vidal y dos personas de su entorno, su prima y un empleado de Enguera. Según el relato de los investigadores en la causa instruida en un juzgado de Xàtiva, adelantado por 'Levante-EMV', Abad sufrió un infarto con convulsiones y asfixia tras inhalar bufantoína, pero ninguno de los presentes se puso en contacto a tiempo con los servicios de emergencia. Por esta razón, se produjo el arresto por delito contra la salud pública y homicidio imprudente del actor y sus dos acompañantes, que han quedado en libertad con cargos, con retirada de pasaporte y prohibición de abandonar el país.

Abad se trasladó a Valencia bastantes años atrás, procedente de la pequeña localidad toledana de Villanueva de Alcardete. A base de trabajo, había logrado hacerse un nombre en el mundo de la fotografía, especialmente en el segmento de la moda, donde además de sus trabajos de estudio para 'books' o eventos había publicado en revistas de prestigio como 'Vogue' y 'Oxxo', además de en varias publicaciones locales. Todavía está activo el blog de su academia Abad Fotografía.

La opinión extendida en el círculo de amistades es que el fotógrafo debió acudir a casa de Vidal en busca de una experiencia con una sustancia, el 5-MeO-DMT, que se ha dado a conocer como 'la molécula de Dios' por sus elevados efectos alucinógenos. No se conoce que tuviera un problema de adición a las drogas, más allá de algún uso esporádico en ambientes de ocio. Su amigo Ángel prefirió no hacer ningún comentario y señaló, a preguntas de El Confidencial, que la familia tampoco tiene previsto realizar declaraciones. Los investigadores, que insisten en señalar a Vidal como organizador del ritual y su comportamiento imprudente, aseguran que se trataba de una actividad en apariencia con fines terapéuticos o medicinales, "que en sí misma suponía un serio riesgo para la salud pública, con la que además se enmascaraba un ritual ancestral aparentemente inofensivo".

El rito (mortal) de Nacho Vidal: 600 euros por sesión en la 'mansión Playboy' valenciana

Vidal sostiene que no cobraba por montar esas sesiones de consumo del alucinógeno. Sin embargo, algunas fuentes del entorno del fallecido señalan que el actor sí pedía una cantidad que justificaba por los gastos de preparación del ritual y que podía alcanzar los 600 euros por persona. "Hacía negocio con eso", insisten. Es algo que tendrá que determinar la investigación.

En su declaración ante el juez, el actor justificó el suceso como un desgraciado accidente en el que él tuvo protagonismo únicamente como espectador. Su abogado, Daniel Salvador, explicó a EFE que el actor sostuvo ante los instructores que el fotógrafo muerto "ya había probado anteriormente esa sustancia y la quería volver a probar". El fallecido, según el letrado, "sabía, porque Nacho había hablado de cómo le había sentado a él esa sustancia, que lo había probado y quería volverlo a hacer en un ambiente en el que encontrarse cómodo, es decir, con personas que conozcan o sepan cómo es esa reacción tóxica y que cuiden de uno".

Sobre la sustancia tóxica en cuestión, Salvador explicó lo que ya aparece en el atestado de la Guardia Civil, que la sustancia inhalada fue "la escama del sapo". "Es un alucinógeno potente. No creo que se pueda comprar con factura, supongo que recurrirían a internet. Parece estar muy extendido, sobre todo en Madrid, Barcelona, Valencia o Ibiza". "Nacho está muy afectado por el fallecimiento de esta persona, pero se considera inocente. Con todo el respeto al fallecido y a su familia, Nacho mantiene que el consumo fue totalmente voluntario", insistió el letrado.

Comunidad Valenciana

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
14 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios