La caída de ventas a China prolonga el ERTE de Ford Almussafes y enciende las alarmas
  1. España
  2. Comunidad Valenciana
se prolonga el ajuste temporal en la planta de motores

La caída de ventas a China prolonga el ERTE de Ford Almussafes y enciende las alarmas

La multinacional prolonga un ajuste temporal de empleo en la planta de motores iniciado el año pasado a la espera de la puesta en marcha de nuevos modelos

Foto: La planta de Ford en Almussafes (Valencia)
La planta de Ford en Almussafes (Valencia)

Las alarmas se han encendido en la plantilla de la factoría Ford en Almussafes (Valencia). Apenas cinco meses después de que la multinacional lanzase un mensaje de fuerte confianza en la planta con la apuesta por el nuevo Kuga y promesa de inversión de 750 millones, las noticias que se han ido produciendo posteriormente revelan que esa consolidación no va a estar exenta de ajustes derivados de la complejidad del mercado global del automóvil. Desde aquel anuncio positivo, que parecía prepara el terreno para lo que vendría después, la empresa no ha dejado de transmitir su deseo de adaptar su fuerza laboral. Lo ha hecho este miércoles, cuando el comité de empresa ha comunicado que la multinacional ha propuesto un nuevo expediente de regulación de empleo temporal (ERTE) que afectará a la planta de motores y que se produce como consecuencia del descenso en la venta de unidades al mercado chino (19%) y el retraso en el lanzamiento del modelo Edge.

Este ERTE dará continuidad al que ya estaba en marcha en esa misma planta desde el verano del año pasado y que finaliza este 30 de abril. El ajuste temporal de empleo afecta a un turno de trabajo y obliga a todos los empleados de esta sección a adaptarse a él de forma rotatorio, La previsión sindical era que se diese por finalizado este mes, pero ha recibido la noticia de que tendrá continuidad.

placeholder Las ventas de motores a China de la planta de Ford Almussafes han caído un 19%, según ha comunicado la empresa para justificar el ERTE.
Las ventas de motores a China de la planta de Ford Almussafes han caído un 19%, según ha comunicado la empresa para justificar el ERTE.

Según ha informado EFE citando fuentes de UGT, ese retraso en el lanzamiento del todoterreno Edge, al que va destinado el motor Maverick, ha ocasionado también esta medida, que se negociará a partir de este jueves entre la dirección de la planta y el comité de empresa en la primera reunión de la comisión consultiva. No obstante, el nuevo expediente de empleo está relacionado principalmente por el descenso de ventas al país asiático del motor que de fabrica actualmente y que emplean algunas versiones del modelo Lincoln.

Foto: Trabajadores revisan una carrocería en la cadena de montaje de Almussafes. (EFE)

El portavoz de la planta y responsable de Recursos Humanos ha convocado este miércoles al comité de empresa a una reunión en la que ha dado a conocer la necesidad del nuevo ERTE para motores, y se ha constituido la mesa de negociación para abrir el periodo de consultas.

El pasado mes de enero, la plantilla ya afectó por la mínima (51%) el nuevo Plan de Competitividad propuesto por la multinacional, en el que exige a los trabajadores "acciones de productividad adicionales" a cambio de comprometer para Valencia la fabricación del nuevo Kuga en Europa. El expediente que ahora renueva Ford para la planta de motores refleja inestabilidad en el comportamiento de los mercados internacionales, y, aunque ha encendido las alarmas, no parece indicar que haya riesgo de medidas más drásticas en la planta, con más de cuarenta años de historia y en la que trabajan más de 7.600 personas (casi 30.000 si se computa el empleo indirecto con la industria auxiliar).

Ford Valencia UGT