Balance del Gobierno de la intervención de la Generalitat

El Gobierno desvela que los directores generales de ERC acatan y aplican el 155

Bermúdez De Castro compareció en la comisión específica creada en la Cámara alta para la tutela parlamentaria de la intervención del Govern para insistir en su buen funcionamiento

Foto: El secretario de Estado para las Administraciones Territoriales, Roberto Bermúdez de Castro (i), junto al presidente del Senado, Pío García-Escudero (d). (EFE)
El secretario de Estado para las Administraciones Territoriales, Roberto Bermúdez de Castro (i), junto al presidente del Senado, Pío García-Escudero (d). (EFE)

El Gobierno asegura que ha logrado la "normalidad administrativa plena" en la Generalitat, además de la recuperación del orden legal, según explicó en el Senado el secretario de Estado para las Administración Públicas, Roberto Bermúdez de Castro, al hacer el primer balance de la aplicación del artículo 155 de la Constitución. Además, el representante del Ejecutivo aseguró que los directores generales procedentes de grupos independentistas siguen en sus puestos porque acatan ese precepto de la ley de leyes y colaboran en el normal desarrollo de la actividad en cada consejería.

Bermúdez de Castro compareció en la comisión específica creada en la Cámara alta para la tutela parlamentaria de la intervención de la Generalitat para insistir en que la administración autonómica funciona perfectamente después de las destituciones de Carles Puigdemont y todo su gabinete. También adelantó que el Gobierno tomará medidas especiales para extremar la vigilancia del proceso electoral del 21-D como doblar la presencia policial con una patrulla por colegio en vez de una para cada dos. Habrá además un cuidado especial en blindar el proceso de recuento de datos.

El secretario de Estado informó de que la intervención de competencias no se había retrasado nada, incluso que había desatascado una convocatoria de 2.000 plazas de maestros. En el caso de las subvenciones aseguró se tramitaban todas según los criterios técnicos. En ese punto hizo una salvedad: sí se revisarán las partidas destinadas a las web independentistas sostenidas con cargo al presupuesto de la Generalitat en los últimos años y que son el principal soporte de las noticias falsas al servicio del proceso separatista.

Bermúdez explicó que sólo tres altos cargos de la Administración central han pisado sedes y locales de la Generalidad y que él mismo sólo lo ha hecho una vez y después de entrar por el garaje.

Un presidente "en el exilio"

Los portavoces de los grupos independentistas, Josep Lluís Cleries por PDeCAT y Miguel Ángel Estradé por ERC, emplearon sus turnos de palabra para atacar al Gobierno y descalificar el artículo 155 de la Constitución en clave preelectoral. El republicano aseguró que su grupo no acata el precepto constitucional ni renuncia a ejercer "el derecho de autodeterminación". También acusó al PP de estar "lleno de delincuentes comunes" y al Gobierno de haber "ocupado Cataluña".

Pero el portavoz republicano tuvo que reconocer que los funcionarios de la Generalitat seguían trabajando con toda normalidad y que las delegaciones autonómicas en el exterior cerradas por el Ejecutivo se dedicaban también a "explicar" lo que ocurría en Cataluña. Su afirmación más desconcertante versó sobre el problema del adoctrinamiento en las escuelas catalanas: según Estradé, no es nada comparada con lo que ocurre en el resto de España, "donde hay guarderías en que se hace jurar la bandera a los niños".

Cleries se conformó con decir que la aplicación del 155 es inconstitucional e ilegal, que la democracia está suspendida en Cataluña como en el franquismo, que en España hay presos políticos y que su jefe, Puigdemont, es un presidente "en el exilio".

Elecciones Catalanas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios