PODEMOS CASTIGA A LA IZQUIERDA

ERC arrasa en Cataluña y la mitad de ciudadanos votarían ya por la independencia

ERC superaría a CiU en escaños tanto en unas elecciones catalanas como en unas generales, según wl último sondeo del Centro de Estudios de Opinión (CEO)

Foto: El presidente de la Generalitat, Artur Mas, y el líder de ERC, Oriol Junqueras (Efe)
El presidente de la Generalitat, Artur Mas, y el líder de ERC, Oriol Junqueras (Efe)

El independentismo se afianza en Cataluña y el efecto Podemos llega a esta comunidad con fuerza. El barómetro del Centro de Estudios de Opinión (CEO, el CIS catalán) presentado hoy por el director de este organismo, Jordi Argelaguet, confirma el afianzamiento de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) como primera fuerza política de la comunidad, por delante de Convergència i Unió (CiU). La gran novedad es que el sondeo sitúa a la formación de Pablo  Iglesias como tercera fuerza política en intención de voto, aunque luego, en el reparto de escaños caiga hasta la quinta posición.

Los republicanos, pues, aumentan su ventaja sobre los convergentes respecto a hace unos meses, cuando ambos estaban prácticamente empatados en intención de votos. En unas hipotéticas elecciones autonómicas celebradas mañana mismo, la intención de voto de Esquerra es de un 21,4% frente al 13,8% de CiU. Podemos obtiene un 6,2%, empatada con la Coordinadora d’Unitat Popular (CUP). Detrás, se situaría el Partit dels Socialistes de Catalunya (PSC), con un 5,8%, Iniciativa per Catalunya (ICV), con un 3,7% y PP y Ciutadans, con el 2,2% cada uno.

La traducción a escaños varía ese mapa, merced a la ley de Hondt: ERC se alzaría con 38 o 39 diputados (ahora  tiene 21) frente a los 32 o 33 de CiU (ahora tiene 50). PSC bajaría de los 20 actuales a una horquilla de 14 a 16; el PP bajaría de los 19 a unos 11 a 13; Podemos se quedaría con unos 11 escaños; y finalmente el resto de las fuerzas políticas podrían quedar en un empate técnico: ICV, CUP y Ciutadans, los en torno a 8 o 9 escaños. De lo que no hay duda es de que la irrupción de Podemos afecta gravemente a los resultados de socialistas y ecosocialistas. PSC, con su pérdida de cuatro a seis escaños, e ICV, con una pérdida de cinco escaños, son los graneros donde pescan los de Pablo Iglesias. El bajón de CiU y de ICV en el bloque soberanista, por su parte, quedaría compensado por la subida de ERC y de la CUP. Este bloque en su conjunto podría ganar sólo dos o tres escaños en el Parlamento, aunque eso le podría servir para alcanzar los dos tercios de la cámara (el total de diputados es de 135).

Presentación libro 'disputar la democracia' de podemos
Presentación libro 'disputar la democracia' de podemos

El otro ‘sorpaso’ de Esquerra

En el caso de elecciones legislativas, la historia se repite: ERC también ganaría con un 18,4% frente al 11,3% de los convergentes. A continuación, repetiría Podemos, con un 10,7% y el PSC con un 6,9%. Los restantes partidos quedan ya muy atrás: ICV, con un 3,6; CUP con un 3,2; PP, con un 2,8; y Ciutadans, con un 1,4. Aquí, la gran novedad es el sorpaso de Esquerra, que pasaría de 3 escaños a 12 o 13. CiU, que tiene 16, caería a 10 o 12 y los socialistas se verían relegados a la tercera posición, disputándose esa plaza con Podemos. Aquí es donde la formación de Iglesias abre brecha en las filas socialistas, ya que con los votos que se lleva evita que el PSC pueda ganar las elecciones y convierte a este partido en la tercera fuerza política. El PP, por su parte, pasaría a 5 o 6 diputados (actualmente tiene 11), ICV perdería uno (tiene 3) y podrían lograr escaño Ciutadans y la CUP.

El sondeo incluye la pregunta directa de lo que votaría el ciudadano normal en el referéndum que pretendían hacerlos soberanistas: el 64,2% votaría sí a que Cataluña reconvierta en un Estado, frente al 19,7 que votaría no. Y en la segunda parte de la pregunta, si prefiere que ese Estado sea independiente, el 76,9% votaría que sí frente al 19,6% que votaría no. Ello supondría que el 49,36% de los ciudadanos votarían a favor de que Cataluña se convierta en un Estado independiente. Nada extraño, si se tiene en cuenta que el 45,3% de los encuestados consideran que Cataluña ha de ser un Estado independiente frente al 23,4% que creen que ha de ser una comunidad autónoma y al 22,2% que creen que ha de ser un Estado dentro de una España federal.

Los motivos del independentista

Uno de los apartados analiza el auge del independentista. Según el sondeo, sólo el 28,2% de los encuestados es independentista “de toda la vida”, pero un 20,9% más se volvió independentista en los últimos años. ¿Los motivos? “Por la actitud y comentarios del Gobierno central hacia Cataluña” (42%), y por el tema económico, o sea, los impuestos mal repartidos (13,4%). Además, el 71,2% cree que las políticas del Estado tienen un carácter recentralizador. Por si fuera poco, más del 60% considera totalmente excesiva la cantidad de dinero que el Estado recauda en Cataluña “y que no retorna a Cataluña en forma de servicios, prestaciones e inversiones”.

Todo ello, según los encuestados, “perjudica la calidad y cantidad de las infraestructuras públicas” de la comunidad. En resumen, los catalanes tienen la percepción de que el trato que reciben del Estado es muy injusto. Para muestra, un botón: en una escala del 0 al 10 (donde el 0 es totalmente injusto y el 10 es totalmente justo), los ciudadanos de Cataluña valoran así el trato que se les da desde Madrid: el 18% le da un 5; el 10.1% le da un 4; el 14,5% le da un 3; el 13,4% le da un 2; el 5,6 le da un 1; y el 25,9% le da un 0. Total: el 87,4% le da un 5 o menos.

Curiosamente, muchos catalanes creen que, en caso de independizarse, y pese a los avisos de todos los altos cargos de la UE, afirman que el nuevo Estado Catalán quedaría dentro de las instituciones europeas: el 35,4%lo cree nada probable la expulsión y el 31,6% la cree poco probable. Sólo el 14,9% la cree bastante probable y el 4,3% la cree muy probable.

Cataluña
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
100 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios