España calcula hasta 88 peticiones de asilo de sus traductores afganos ante el avance talibán
  1. España
La amenaza radical

España calcula hasta 88 peticiones de asilo de sus traductores afganos ante el avance talibán

Un total de 34 intérpretes ya han sido acogidos y 38 recibieron ayudas económicas para defenderse del riesgo de represalias por trabajar para un país de la OTAN

Foto: Muyahidines sostienen sus armas en apoyo de las fuerzas afganas en su lucha contra los talibanes en Herat. (Reuters)
Muyahidines sostienen sus armas en apoyo de las fuerzas afganas en su lucha contra los talibanes en Herat. (Reuters)

Los peores augurios se ciernen de nuevo sobre Afganistán. Tras decenas de años en guerra, el país asiste ahora al avance de los talibanes. Los islamistas están recuperando posiciones anteriores a los atentados del 11-S. Lo hacen casi sin oposición tras la salida de las tropas internacionales. Sobre el terreno, en peligro, permanecen decenas de intérpretes que prestaron servicios para las tropas españolas. El Gobierno calcula que hasta 88 traductores afganos podrían solicitar asilo en España, según datos oficiales a los que ha tenido acceso El Confidencial.

El Ejecutivo ha cifrado el dato porque estudia desde hace semanas qué hacer con sus antiguos colaboradores. Haber prestado servicios para una fuerza extranjera de la OTAN como España les garantiza a ellos y a sus familias represalias por parte de los talibanes. La violencia extrema de los radicales y su seguimiento rigorista de la 'sharía' amenazan con dejar en un intento estéril la frágil estabilidad democrática que se consiguió en el país durante los 20 años de ocupación militar internacional. Las potencias occidentales asumen que la zona puede ser otra vez refugio de grupos yihadistas.

122 han pedido ayuda

Desde 2014, son un total de 122 los traductores afganos que han solicitado algún tipo de ayuda, según datos gubernamentales. El Ejército español formó parte de la ISAF, la misión internacional para Afganistán bajo el liderazgo de EEUU. Tenía por objeto desalojar a los talibanes del poder desde donde habían dado apoyo a la Al Qaeda de Bin Laden, autor del ataque a las Torres Gemelas de Nueva York. La iniciativa comenzó en 2001 y finalizó en 2014, dando paso a un plan llamado Apoyo Decidido, con una presencia de tropas extranjeras más reducida.

Foto: Soldados afganos en Herat, donde se han producido intensos combates. (EFE)

Ya en esa transición se les ofreció a los traductores escoger entre dos posibles salidas para mejorar su futuro: ser acogidos en España o ayuda económica. Desde entonces, 34 intérpretes han llegado al país y a 38 se les ha dado dinero. Los 50 restantes se quedaron sin beneficios por no cumplir alguno de los requisitos fijados por las autoridades españolas. Si a este medio centenar se les suman los 38 que optaron por la prestación, resulta la cifra de 88 que maneja el Ejecutivo actualmente. Las fuentes consultadas por El Confidencial apuntan a que algunos de ellos ya han podido abandonar Afganistán por otros medios.

El contingente español llegó a tener más de 1.500 militares en el país asiático. Principalmente, fueron desplegados en la región de Herat y la localidad de Qala-i-Now, al oeste del país. Las últimas tropas abandonaron definitivamente el lugar antes del verano. Según adelantó 'Vozpópuli' y ha confirmado El Confidencial, recientemente otros 11 traductores se han puesto en contacto con las autoridades españolas para pedir que les acojan. La confianza en que las fuerzas afganas repriman la ofensiva talibán es nula.

placeholder Protestas en Afganistán. (EFE)
Protestas en Afganistán. (EFE)

La carta lleva la fecha del 3 de junio y consta de apenas cuatro párrafos. Para entonces, el vacío de poder tras la marcha de las tropas internacionales ya era un hecho. Así arrancaba la misiva: “Somos un grupo de intérpretes que hemos trabajado con las tropas españolas en Kabul, Herat y Badghis, incluso en los distritos muy remotos del país. Hemos ayudado con (sic) los militares españoles, algunos de nosotros hemos recibido balas, algunos hemos amenazado por los insurgentes (sic)”. La misión de Afganistán ha sido la más cara de su historia para el Ejército nacional, tanto en fondos económicos como en vidas. En varios de esos ataques también murieron afganos que trabajaban para España.

Algunos de nosotros hemos recibido balas

El Gobierno ya ha identificado a los 11 firmantes del texto. Se ha comprobado que cuatro de ellos están entre el grupo que en su día prefirió una ayuda económica y al resto se les negó beneficio alguno. La intención de España es ayudarles, pero se estudian las fórmulas legales adecuadas y el departamento competente para materializarlo. Las fuentes consultadas avanzan que Defensa no es el ministerio al que le corresponde abordar la cuestión.

Un visado especial

Añaden que, aunque los traductores pidan asilo, la legislación en materia de Extranjería ofrece otras soluciones. España también tiene en cuenta que los países aliados van a acoger a sus respectivos intérpretes ante el agravamiento de la situación en Afganistán siguiendo las recomendaciones de la OTAN. Solo Estados Unidos prevé acoger a “decenas de miles” con un visado especial. Esta es una de las fórmulas que baraja el Ejecutivo y que ya se empleó en el caso de los 34 intérpretes acogidos en su día, según las fuentes consultadas.

placeholder La frontera entre Afganistán y Pakistán. (EFE)
La frontera entre Afganistán y Pakistán. (EFE)

La ley sobre el derecho de asilo, aprobada en 2009, regula en su artículo 38 las solicitudes de protección internacional en embajadas y consulados: “Con el fin de atender casos que se presenten fuera del territorio nacional, siempre y cuando el solicitante no sea nacional del país en que se encuentre la representación diplomática y corra peligro su integridad física, los embajadores de España podrán promover el traslado del o de los solicitantes de asilo a España para hacer posible la presentación de la solicitud conforme al procedimiento previsto en esta ley”.

La situación en Afganistán, con el avance de los talibanes en las ciudades de Kunduz, Sar e Pul y Taloqan en las últimas horas, ha desatado las alarmas en el Ministerio de Defensa, que plantea que la OTAN cree una figura para ayudar al Gobierno afgano. Esta preocupación la ha manifestado la titular de Defensa, Margarita Robles, en declaraciones a Europa Press, al tiempo que recordaba que han sido muchos años de misión los que ha tenido España junto con otros países y que también han supuesto un "alto coste en vidas humanas", con más de 100 fallecidos. "Me preocupa la situación enormemente, que pueda haber un retroceso en materia de derechos humanos, sobre todo en mujeres y niños", sostiene Robles.

Talibán Afganistán Internacional OTAN Embajadas Terrorismo
El redactor recomienda