HACE 14 AÑOS HUBO DISTURBIOS

La chirigota que amenaza con incendiar Ceuta: "Los moros vienen pisando fuerte"

Más de 30 asociaciones, en su mayoría musulmanas, convocan una manifestación contra el racismo y la colaboración que el Gobierno de la ciudad mantiene con Vox

Foto: Imagen de la chirigota en Ceuta.
Imagen de la chirigota en Ceuta.

“La xenofobia no forma parte de mi mente, pero toca los cojones, no te puedes imaginar, que los moros vengan pisando fuerte”. “(…) cuando se civilicen y aprendan, que pidan lo que quieran”. “Este suelo que pisamos es suelo hispano, por más que a muchos les reviente”.

La letra de esta chirigota, bautizada 'Juan Viva va y los 40', encendió a principios de semana las alarmas en Ceuta, una ciudad mitad musulmana en la que la convivencia se ha enrarecido desde que irrumpió con fuerza Vox y, en diciembre, su alcalde-presidente, Juan Jesús Vivas (PP), optó por colaborar con la extrema derecha, en lugar del PSOE, como venía haciendo hasta entonces, para sacar adelante sus Presupuestos.

Las injurias hacia la comunidad musulmana proferidas hace 14 años por otra chirigota provocaron la mayor manifestación en la ciudad, con cerca de 5.000 participantes, que acabó en graves disturbios callejeros. Su letra rezaba: “Me fui directo al libro de naturales / para ver si los turcos [término con el que se designa a los árabes en Latinoamérica] son animales racionales / y me aclaró la duda: son todos animales”. “Antes de irme: qué mal lo hizo Hitler”, concluía, dando a entender que el Führer se equivocó al exterminar a los judíos en lugar de a los árabes.

Jorge Pérez, policía local ceutí, que fue en 2006 el autor de esa letra ofensiva, pero premiada por el jurado, volvió a la carga el domingo en el Auditorio de la Marina de Ceuta. Si nada lo impide, desfilará también el sábado en los carnavales canturreando palabras que los musulmanes consideran ultrajantes porque duda de su españolidad y sostiene que no están civilizados.

Vivas y su consejero de Educación y Cultura, Carlos Rontomé, se esforzaron a principios de semana en desactivar esa bomba de relojería puesta a punto por Jorge Pérez. Este se dejó convencer y publicó, este miércoles, un comunicado asegurando que sus palabras fueron sacadas de contexto. Él “respeta tanto la religión como a la comunidad musulmana y su letra solo “condena a un grupo de delincuentes que realizan actos vandálicos”.

Jorge Pérez y los demás integrantes de una chirigota bautizada 'Los polluelos con pelos en los güevos' ya fueron condenados en 2011 por una falta de injurias con sanción económica de 20 euros por cabeza por equiparar a los musulmanes con animales. La Fiscalía había pedido 18 meses de cárcel para cada uno de los carnavaleros. El denunciante era el diputado local Mohamed Ali Lemague, que ahora encabeza Caballas, un partido mayoritariamente musulmán.

¿Bastará el comunicado apaciguador de Jorge Pérez para evitar que salten chispas en una ciudad en la que los ánimos están ya caldeados? El grado del enfado de los musulmanes y de una parte de la izquierda quedará puesto de manifiesto el viernes 28. Bajo el lema 'Por la convivencia y contra el racismo', más de una treintena de asociaciones han convocado una manifestación de rechazo a Vox e, indirectamente, al Gobierno de la ciudad que ahora se apoya en el partido de Santiago Abascal.

La chirigota que amenaza con incendiar Ceuta: "Los moros vienen pisando fuerte"

Entre los convocantes, figuran algunas organizaciones laicas, como la Asociación Motoristas Fronterizos y la Asociación Usuarios Frontera Tarajal —que se queja del permanente caos fronterizo para cruzar a Marruecos—, pero la mayoría son musulmanas y entre ellas hay varias mezquitas como la de Ishbilia, la de Sidi-Embarek, etcétera.

La tensión afloró en Ceuta mucho antes de que Jorge Pérez subiese el domingo al escenario con toda su chirigota. Dos diputados de Vox en la Asamblea de Ceuta rompieron en enero con el partido y, al mismo tiempo, salieron los mensajes intercambiados por miembros de esa formación en chats internos del partido. En ellos, Juan Sergio Redondo, el líder local, no descartaba que hubiera que “combatir militarmente” a los musulmanes. Francisco José Ruíz, diputado local, le respondía vaticinando que la Tercera Guerra Mundial “será contra el islam”.

Mohamed Ali Lemague mantuvo a continuación, en el pleno de la Asamblea de Ceuta, un enfrentamiento con Redondo y el portavoz de Vox, Carlos Verdejo, en el que casi llegaron a las manos. Les acusó de querer “matar” a la mitad de la población de la ciudad. Por eso la letra de la chirigota del policía Jorge Pérez también arremete contra el diputado musulmán —le tacha de “malabarista” y “caradura”—, aunque no le llega a insultar.

Vox suspende de militancia a su senador

Los partidos musulmanes de Ceuta, Caballas y el Movimiento por la Dignidad y la Ciudadanía, fueron el miércoles los primeros en reaccionar cuando trascendió que la Guardia Civil había abierto diligencias por violencia de género al senador de Vox por Ceuta, Juan Ros, que es también miembro de la gestora del partido en la ciudad. “¡Con esta gente es con la que gobierna Vivas!”, se indignó Caballas en un tuit recordando la colaboración entre el presidente de Ceuta y los ultraderechistas. Ambas formaciones pidieron la dimisión de Ros mientras el PSOE exigió a Abascal que tomara “medidas disciplinarias”. A última hora de la tarde fue suspendido de militancia, según anunció el grupo parlamentario de Vox.

La pareja del senador fue encontrada el martes por la noche en su domicilio de Alhaurín de la Torre —Ros no reside en Ceuta— por agentes de la Guardia Civil con heridas que obligaron a trasladarla al Hospital Clínico de Málaga y a dar parte al Juzgado de Violencia contra la Mujer. Los politraumatismos que tiene en varias partes del cuerpo aconsejan mantenerla unos días en observación. Ros ha negado haberla golpeado y sostiene que sufrió un “accidente doméstico”.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
13 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios