argumentan que no es una equiparación

Los sindicatos rechazan la subida de 4.800€ al año por policía y de 6.000€ por guardia

Interior propone incrementarles el sueldo un 25% en tres años; las organizaciones sindicales reclaman que en ese tiempo los Mossos aumentarán su salario un 8% y no habrá igualdad

Foto: Los policías y guardias civiles no están contentos con la propuesta. (EFE)
Los policías y guardias civiles no están contentos con la propuesta. (EFE)

Los sindicatos de la Policía Nacional y las asociaciones profesionales de la Guardia Civil se levantaron ayer a última hora de la tarde de la mesa de negociación que mantenían abierta con los máximos responsables del Ministerio del Interior para determinar la cuantía que había que subir a los agentes para equiparar su sueldo con el de los Mossos d'Esquadra. Las organizaciones sindicales no aceptaban la propuesta del departamento dirigido por Juan Ignacio Zoido porque la consideraban insuficiente y, sobre todo, no hacía honor al término equiparación.

Según fuentes de la Secretaría de Estado de Seguridad, Interior ofrece 4.800 euros al año de subida media para cada policía y 6.000 para cada guardia civil, lo que supone 400 euros mensuales para los primeros y 500 para los segundos en 12 pagas. Esta subida, explican las mismas fuentes, sería gradual y culminaría en 2020. En términos globales, conllevaría un desembolso por parte del Ministerio del Ïnterior de 807 millones de euros, que se concretaría un incremento en los presupuestos destinados a esta finalidad de 290 millones de euros en 2018 sobre la base de las cuentas de 2017, de 550 millones en 2019 sobre la misma base y de 775 millones en 2020 sobre igual referencia.

La versión de los sindicatos sobre el desencuentro en la mesa de negociación, sin embargo, dista de la ofrecida desde la Secretaría de Estado de Seguridad. Las organizaciones de Policía y Guardia Civil aseguran que la oferta de Interior era de "inyectar en ambos cuerpos 200 millones en 2018, 100 millones en 2019 y 200 millones más en 2020". En total, 500 millones, que a su juicio son "inaceptables" porque están muy alejados de los 1.500 millones inicialmente prometidos por Interior, que sin embargo calcula por su parte la brecha salarial entre Guardia Civil y Policía con los Mossos en 807 millones de euros.

Desde la Secretaría de Estado entienden que su propuesta es muy razonable y que equipara el sueldo de los agentes con el que cobran los Mossos en la actualidad. Fuentes sindicales, sin embargo, aseguran que no tiene en cuenta que en estos tres años en los que Interior propone llevar a cabo la subida también se incrementará gradualmente un 8% el sueldo del resto de funcionarios y, por lo tanto, también de los miembros de la policía autonómica catalana.

En el Ministerio argumentan que están tratando de corregir en tres años lo que no se ha tocado en 30 y que esto supone "un esfuerzo descomunal", que en total y en términos porcentuales conllevará una subida del 25% para cada policía y guardia civil de media. Un incremento suplementario del 8% -añaden- llevaría a un aumento global del 33%, que sería el que demandarían los sindicatos. Éstos últimos entienden que equiparar es equiparar y que así es como lo ha vendido el Ministerio, que la propuesta supone una subida salarial, pero no una equiparación.

Desde la Secretaría de Estado defienden también que existe un derecho adquirido por la Policía y la Guardia Civil que no tienen reconocido los Mossos y que también conlleva un importante desembolso por parte del estado. En concreto se refieren al paso a segunda actividad sin destino y a la reserva que contemplan ambas corporaciones y que permite a los funcionarios irse a su casa con el mismo sueldo e incluso pasar a trabajar para una empresa privada y mantener ambos salarios, tanto el público como el que le proporcione la mercantil. Este derecho adquirido conlleva que las arcas públicas desembolsen cada año 331 millones de euros.

Históricamente, continúan las mismas fuentes, los Mossos han tratado de acceder a esta ventaja, pero durante las negociaciones de los sindicatos del cuerpo con la administración catalana ésta última ha puesto sobre la mesa una disyuntiva: o la concesión del derecho a la segunda actividad o una subida de sueldo. En todas estas negociaciones los responsables sindicales de los Mossos han optado por el incremento del salario, defienden desde el Ministerio para hacer ver esta diferencia.

Desde la Secretaría de Estado también argumentan que la estructura de mandos es la mínima para sostener la corporación y que esto lo hace así la Generalitat para mantener los sueldos altos, que aunque sean elevados son menores para los agentes de base, como es lógico. En la Guardia Civil y en la Policía, la cosa es diferente, defienden. En la benemérita, hay el doble de mandos que en los Mossos. En la Policía, cinco veces más. Equiparar a guardias y policías con Mossos en este punto, añaden, conllevaría un ahorro para las arcas públicas de 416 millones de euros al año.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios