el patrocinio comenzó tras su llegada al club

La Guardia Civil sospecha que Rosell se lucró con la marca 'Qatar' en los dorsales del Barça

La operación Rimet tuvo otra derivada: el Instituto Armado rastrea si el expresidente culé cobró comisiones por la publicidad contratada para el equipo desde 2010

Foto: Sandro Rosell, en una foto de archivo. (EFE)
Sandro Rosell, en una foto de archivo. (EFE)

La operación Rimet contra el expresidente del FC Barcelona Sandro Rosell puede dar más sorpresas. Según confirman a El Confidencial fuentes del caso, la Guardia Civil sospecha que el que fuera dirigente blaugrana se lucró también con la publicidad de las camisetas de su equipo, en concreto con la marca 'Qatar Foundation', que el Barça comenzó a lucir a partir de diciembre de 2010, con un compromiso de patrocinio de seis años, y que antecedió a la actual 'Qatar Airlines'.

Los investigadores indagan en el presunto cobro de comisiones procedentes de este compromiso publicitario que acabó con una tradición centenaria para inaugurar una nueva vía de ingresos. El contrato se firmó solo cinco meses después de la llegada a la presidencia de Rosell, enviado a prisión por liderar una organización criminal dedicada al cobro de mordidas ilegales que después se blanqueaban.

La Guardia Civil maneja la hipótesis de que el exdirectivo del club no solo se benefició a través de sus vínculos con el expresidente de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) Ricardo Teixeira (1989-2012). Juntos urdieron una compleja trama de sociedades interpuestas, testaferros y cuentas en paraísos fiscales donde acabaron desviados al menos 15 millones de euros, en su mayor parte fruto de una comisión abonada por los derechos televisivos de 24 partidos amistosos de la 'canarinha'.

José María OlmoJosé María Olmo

Según confirman a El Confidencial fuentes del caso, otra de las vías de investigación ha consistido en rastrear repercusiones adicionales del acuerdo con la empresa International Sports Events (ISE), vinculada al grupo Dallah Albaraka, dirigido por un magnate saudí y dedicada a la difusión de eventos deportivos. También se sustentan en la venta ficticia de la compañía Bonus Sport Marketing en 2011, justo tras su llegada a la directiva azulgrana. El dinero volvió a los bolsillos de Rosell y su mujer a través de cinco transferencias por importe total de 6,5 millones de euros. La jueza Carmen Lamela y la Fiscalía de la Audiencia Nacional apuntan que el expresidente continuó manejando la empresa, tras la pantalla de la presunta compradora, la sociedad libanesa Sports Investments Offshore.

La Guardia Civil estudia la tesis de que los contactos con ISE sirvieran de abono para esta irrupción del Barça en el beneficio publicitario de sus dorsales que el propio Rosell vendió bajo la idea de que el patrocinador, la Fundación Qatar, es una entidad sin ánimo de lucro. El acuerdo proporcionó al Barça 165 millones de euros en concepto de 30 millones por temporada hasta junio de 2016 y 15 millones adicionales por la correspondiente a 2010-2011.

Los investigadores no han localizado, por el momento, ingresos que puedan vincular a Rosell con un beneficio económico por las camisetas

Según explicó por entonces la directiva económica del club, la inversión millonaria de esta ONG catarí estaba destinada a promocionar el país a través de valores como la educación y el deporte, en los años previos al Mundial 2022, que se celebrará precisamente en Qatar. Los investigadores no han localizado, por el momento, ingresos que puedan vincular a Rosell con un beneficio económico por las camisetas y apuntan que a día de hoy solo ha quedado acreditado el cobro de comisiones relacionadas con Brasil.

Pinchazos telefónicos

Las fuentes consultadas ponen también el foco en el contenido de las escuchas practicadas durante los meses previos a que la operación se desencadenara. Apuntan que, pese a que se desvinculó del club en 2014 tras el escándalo del caso Neymar, sus conversaciones evidencian que mantenía poder de decisión en los designios del equipo culé. "Daba la impresión de que continuaba presidiendo el Barça", aseguran.

La operación Rimet se saldó con la detención de Rosell y otras cuatro personas

Los pinchazos desvelan múltiples referencias al escándalo judicial que sentará en el banquillo a Neymar, su padre y al propio Rosell, relacionado con la violación de las condiciones del mercado de fichajes en la contratación del delantero. Otro de los protagonistas de las charlas que mantenían los investigados es Leo Messi, sobre el que el exdirectivo hablaba con frecuencia.

La operación Rimet se saldó con la detención de Rosell y otras cuatro personas. Su presunto testaferro, el abogado andorrano Joan Besolí, fue enviado también a prisión sin posibilidad de abonar fianza. Fueron arrestados, además, la mujer del presunto cabecilla de la trama, Marta Pineda, Andreu Ramos y el libanés Shahe Ohannessian.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios