Es noticia
Menú
El PP de Toledo dio otros 1,4 millones a la firma que pagó la comisión de 200.000 €
  1. España
LE ADJUDICÓ UN CONTRATO EN TIEMPO RÉCORD

El PP de Toledo dio otros 1,4 millones a la firma que pagó la comisión de 200.000 €

La relación del Partido Popular con la empresa Sufi S.A. está en el centro del debate político después de que El Mundo recogiera unas supuestas declaraciones

Foto: El PP de Toledo dio otros 1,4 millones a la firma que pagó la presunta comisión de 200.000 euros
El PP de Toledo dio otros 1,4 millones a la firma que pagó la presunta comisión de 200.000 euros

La relación del Partido Popular con la empresa Sufi S.A. está en el centro del debate político después de que El Mundo recogiera unas supuestas declaraciones del extesorero de la formación Luis Bárcenas en las que este aseguraba que María Dolores de Cospedal había recibido una comisión de 200.000 euros que acabó en las arcas del PP por intermediar a favor de esa compañía en la adjudicación del servicio de recogida de basuras de Toledo en 2007. La secretaria general del PP ha negado esas acusaciones e incluso ha ampliado su querella contra el extesorero para incluir esta nueva imputación, pero el contexto en el que se produjo la firma de ese contrato expande la sombra de la sospecha sobre las cuentas del PP.

Según fuentes consultadas por El Confidencial, el contrato de recogida de basuras no fue el único que logró Sufi S.A. del Ayuntamiento de Toledo bajo el mandato del popular José Manuel Molina. En marzo de 2007, sólo tres meses después de la adjudicación mencionada por Bárcenas y dos meses antes de que el PP perdiera la alcaldía tras 12 años en el Gobierno municipal, el Consistorio firmó otro acuerdo que no había trascendido hasta ahora con la misma empresa, en este caso para encargarle los trabajos de conservación de los viales de la localidad, un servicio que nunca antes se había prestado en la capital de Castilla-La Mancha.

El Ayuntamiento le adjudicó el servicio tras un concurso celebrado en tiempo récord. La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Toledo aprobó la convocatoria el 24 de enero de 2007, se publicó en el Boletín Oficial de la provincia el 7 de febrero y el 16 de marzo se firmó el contrato, en plena precampaña de las elecciones municipales. En menos de dos meses se completó todo el proceso.

Dos años prorrogables por otros dos

Según el acuerdo firmado por el Ayuntamiento del PP, al que ha tenido acceso El Confidencial, Sufi S.A. fue la empresa que realizó la mejor oferta. En concreto, 700.000 euros por dos años de prestación de servicio prorrogables por otros dos, 1.400.000 euros en total. Por parte del Ayuntamiento de Toledo, el documento lo firmó el vicealcalde delegado del área de Economía, Interior, Empleo y Servicios, Lamberto García Pineda, y por parte de la compañía lo rubricó uno de sus apoderados, Pedro Antonio Caballero García.

Formalmente, el acuerdo cumplió todos los requisitos legales. Sin embargo, la resolución del concurso sorprende porque el informe de valoración de las seis ofertas que concurrieron al proceso realizado por los técnicos municipales concluyó que la propuesta de Sufi S.A. era la más cara de todas las presentadas. La firma Licuas ofreció el mismo servicio por 589.400 euros, y otras cuatro compañías coincidieron curiosamente en presentar un presupuesto idéntico de 595.000 euros, un 15% inferior a la oferta de Sufi S.A. En el resto de variables tenidas en cuenta por el concurso (Programa y Control de Calidad) todas las firmas obtuvieron la nota máxima, por lo que las únicas diferencias se registraron en el apartado correspondiente a la oferta económica. Pero, inexplicablemente, la Mesa de Contratación del Ayuntamiento de Toledo le otorgó el contrato a la que implicaba mayores gastos para las arcas municipales.

Un contrato de más de 63 millones de euros

El contrato se firmó sólo tres meses después de que el Ayuntamiento de Toledo sellara otro acuerdo con la misma empresa para adjudicarle el servicio de recogida de basuras durante toda una década. El importe de esa operación ascendió a más de 63 millones de euros, una cantidad desorbitada para una Administración local. Según Bárcenas, la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, cobró una comisión de Sufi S.A. de 200.000 euros que terminó en la caja de los populares por la adjudicación de ese gigantesco contrato. Cospedal ha negado rotundamente esa información y se ha querellado contra Bárcenas por difundirla.

El acuerdo de Sufi S.A. con el Ayuntamiento de Toledo para encargarse de la conservación y el mantenimiento de los viales de la ciudad concluyó en 2011, tras agotar los dos años de prórroga incluidos en el contrato. El PSOE, que llegó al poder en las elecciones municipales de mayo de 2007, sólo dos meses después de que se cerrara la adjudicación, decidió no volver a sacar a concurso este servicio, al considerarlo innecesario.

La relación del Partido Popular con la empresa Sufi S.A. está en el centro del debate político después de que El Mundo recogiera unas supuestas declaraciones del extesorero de la formación Luis Bárcenas en las que este aseguraba que María Dolores de Cospedal había recibido una comisión de 200.000 euros que acabó en las arcas del PP por intermediar a favor de esa compañía en la adjudicación del servicio de recogida de basuras de Toledo en 2007. La secretaria general del PP ha negado esas acusaciones e incluso ha ampliado su querella contra el extesorero para incluir esta nueva imputación, pero el contexto en el que se produjo la firma de ese contrato expande la sombra de la sospecha sobre las cuentas del PP.

Castilla-La Mancha