LA ASPIRANTE OFICIAL DEL PSOE-A LANZA SU CANDIDATURA

Susana Díaz ignora la corrupción y se ‘vende’ como “muy de izquierdas”

Ni una sola mención a la palabra corrupción. Nada de ERE, ni Invercaria. Susana Díaz, aspirante a candidata en las primarias del socialismo sureño junto a

Foto: Susana Díaz ignora la corrupción y se ‘vende’ como “muy de izquierdas”
Susana Díaz ignora la corrupción y se ‘vende’ como “muy de izquierdas”

Ni una sola mención a la palabra corrupción. Nada de ERE, ni Invercaria. Susana Díaz, aspirante a candidata en las primarias del socialismo sureño junto a Luis Planas y José Antonio Rodríguez, ignoró los escándalos que atizan al PSOE y a la Junta de Andalucía. Lo hizo en 30 minutos de su discurso de presentación como aspirante a suceder a José Antonio Griñán al frente del Gobierno andaluz.

Díaz, arropada por 1.000 militantes socialistas en el salón principal del hotel Antequera Golf de Antequera, entre ellos Antonio Lozano [su viceconsejero imputado], empezó su intervención reclamándose como “la esperanza de mucha gente” y reconoció que Andalucía era la primera de sus “rebeldías”. “Soy mujer, socialista y muy de izquierdas, lo sabéis; cojo el testigo de hombres y mujeres que han luchado por la igualdad de oportunidades y la lucha social”, destacó la consejera de Presidencia e Igualdad de la Junta de Andalucía.

La secretaria general del PSOE de Sevilla, que no admitió ninguna pregunta de los periodistas, quiso empezar con su relato personal. A saber: su primera beca se la concedieron con 14 años, cuando llevaba seis años gobernando Felipe González. "Sé lo que cuesta que los hijos vayan a la universidad”, destacó antes de citar una frase de Antonio Machado referida a los jóvenes: “Vosotros debéis hacer política y aquellos que hagan política sin vosotros será naturalmente contra vosotros”.

Susana Díaz no ocultó que siempre ha hecho política. En el instituto, en las Juventudes Socialistas, en la Universidad (dedicó diez años a terminar su licenciatura en Derecho en Sevilla). Y, a pesar de resaltar los valores de la unidad en el PSOE-A, lanzó una crítica en clave interna para los que no piensen como ella. O conmigo o contra mí. “Llevo mi partido en el alma y estoy orgullosa de ser una mujer de partido, lo sé y lo siento; y entiendo a la derecha que le moleste y lo critique, pero si soy totalmente sincera, no comprendo que haya alguna compañera o compañero que no lo entienda”.

Sin citar jamás a ninguna mujer, la aspirante a las primarias apeló a su condición femenina y volvió a mencionar su juventud (38 años) como valor de su candidatura. “Soy una mujer fuerte para unos momentos muy difíciles, una joven orgullosa de mi pasado”. A quien se refirió en dos ocasiones fue a Pablo Iglesias, el fundador del PSOE, y en concreto parafraseó una cita de 1925 del histórico dirigente socialista: “El PSOE no excluye a nadie, abre las puertas a todas las clases trabajadoras”.

La consejera de Presidencia se ofrece como la renovación, no sólo en la comunidad andaluza, sino en clave nacional. ¿Un guiño futuro en clave orgánica para Alfredo Pérez Rubalcaba?: “Como en los ochenta, nos toca de nuevo el cambio y lo tenemos que hacer desde Andalucía”, vaticinó antes de reconocer dos errores no de los Gobiernos de Chaves y Griñán, sino de Rodríguez Zapatero: “No debimos quitar el impuesto del patrimonio, ni reformar la Constitución”, admitió.

España
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
31 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios